Un documental de Alanis Morissette remueve su duro pasado y ella enfurece

·3  min de lectura

Ninguna estrella musical se libra de tener su propio documental. En esta ocasión la afortunada ha sido Alanis Morissette, la cantante canadiense sobre la que HBO ha desarrollado el film Jagged, cuya presentación ha tenido lugar en el marco del Festival de Cine de Toronto. Se trata de una producción que muestra el ascenso de la artista de 47 años a la fama, desde su aparición en el mundo de la música en los 80 con su álbum debut Alanis hasta la publicación de su famoso Jagged Little Pill, el disco que la llevó al estrellato.

Pero más allá de centrarse en su carrera musical, la cinta también muestra un importante foco de atención a la experiencia de Morisette con la agresión sexual en sus primeros años en la industria. Sin embargo, la cantante, pese a haber participado en el documental con varias entrevistas, ha salido duramente a criticar el enfoque con el que esta producción de HBO ha tratado el tema, acusando a su directora, la realizadora Alison Klayman, de buscar un tono sensacionalista. Y así lo ha dejado claro en un comunicado muy crítico publicado tras su negativa de acudir a Toronto a presentar la película.

Alanis Morissette en marzo de 2020 en Londres (Foto: Rob Ball / WireImage / Getty Images)
Alanis Morissette en marzo de 2020 en Londres (Foto: Rob Ball / WireImage / Getty Images)

En Jagged, Morissette recuerda sus primeros viajes por Canadá para la preparación de su disco debut, cuando tan solo tenía 15 años. En sus intervenciones, la cantante habla de que aquella era una época “diferente” y había una considerable “falta de hiperprotección” en la industria, lo que la llevó a ser víctima “un montón de veces por personas demasiado mayores” cuando visitaba clubes nocturnos en sus días libres.

"No contar información específica sobre mi experiencia cuando era adolescente fue casi exclusivamente por querer proteger a mis padres, proteger a mis hermanos, proteger a futuras parejas, protegerme a mí misma y proteger mi seguridad física", señala en el documental, tal y como recogen medios como EW. "Fue una gran vergüenza tener algún tipo de victimización de cualquier tipo, y me tomó años en terapia admitir incluso que había habido algún tipo de victimización por mi parte. Siempre decía, 'lo estaba consintiendo’, entonces me recordaba, ‘oye, tenías 15 años. No estás dando tu consentimiento a los 15’. Ahora, digo, ‘oh, sí, todos son pedófilos", continúa admitiendo Morisette.

"Mucha gente dice, '¿Por qué esa mujer esperó 30 años?' Yo digo, joder, no esperaron 30 años. Nadie escuchaba, o su sustento estaba amenazado, o su familia estaba amenazada. Entonces, sí, todo el asunto de '¿por qué las mujeres esperan'? Las mujeres no esperan. La cultura no escucha", declara con rotundidad en el documental.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

Sin embargo, este foco en cuestiones tan polémicas no ha sido del agrado de Alanis Morissette, que no ha tardado en renegar del documental. En primer lugar, señala a su directora por aprovecharse de su paso por una situación vulnerable en el momento de realizar las entrevistas, y en segunda instancia, critica a la cineasta por su visión deshonesta de su vida y de su infancia.

"Acepté participar en un artículo sobre la celebración del 25 aniversario de Jagged Little Pill y fui entrevistada durante un momento muy vulnerable (mientras estaba en medio de mi tercera depresión posparto durante la cuarentena)", dijo en un comunicado recogido por Variety. “Me arrolló una falsa sensación de seguridad y su agenda lasciva se hizo evidente inmediatamente después de que vi el primer montaje de la película. Fue entonces cuando supe que nuestras visiones, de hecho, divergían dolorosamente”, afirma en relación a su discrepancia con el enfoque de la directora Alison Klayman.

Morrissette opina que lo que finalmente se ha dejado ver en pantalla no fue la historia que accedió a contar, sintiéndose devastada por haber confiado “en alguien que no merecía ser de confianza”. Así justifica su decisión de no participar en la presentación del documental en el Festival de Toronto, puesto que considera que “a diferencia de muchas historias y biografías no autorizadas que existen a lo largo de los años, esta incluye implicaciones y hechos que simplemente no son ciertos”. “Si bien hay belleza y precisión en algunos elementos de esta / mi historia, sin duda, en última instancia, no apoyaré la versión reductiva de otra persona de una historia demasiado matizada para que la comprendan o la cuenten".

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Las críticas del documental Jagged tampoco han sido del todo lo buenas que podrían. La mayoría de medios coinciden en que se trata de una producto muy correcto sobre la vida de Morissette, pero que se queda en la superficie de una historia con mucho más contenido detrás. En Globe and Mail hablan de una cinta muy limitada por los límites que establecen los publicistas de la cantante cuya profundidad es comparable a una página de Wikipedia, mientras que en otras publicaciones como POV Magazine destacan exactamente lo mismo y señalan que “Morissete ofrece entrevistas interesantes, aunque uno no puede sentir que se está reprimiendo” en un documental donde “no hay momentos reveladores en sus respuestas”. El documental tiene previsto estrenarse próximamente en HBO, aunque por ahora no tiene fijada su fecha de estreno.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.