La gata no convenció en su primer capítulo

Artista del Momento
La Gata Presentación

Al parecer en Televisa no se han dado cuenta que en Latinoamérica la gente actualmente tiene otra percepción de las telenovelas. Este mundo ya piensa diferente, mínimo ha visto una o dos series que han pasado a la historia como las mejores, conoce otro tipo de guiones, diálogos, actuaciones. Vamos, que el público ya no es tan ingenuo como hace 20 años que te daban telenovelas con malos guiones, con mala producción, con pésimas actuaciones y las veías porque no había más.


   Le digo lo anterior porque el día de ayer se estrenó La gata con un capítulo que de no haberse transmitido no hubiera pasado nada, y hasta nos hubieran hecho un favor. ¿Qué le pasó a la productora Nathalie Lartilleux, quien desde el primer capítulo nos capturó con Corazón indomable? Que por lo visto nadie hizo su trabajo. No leyeron el primer capítulo en donde Laura Zapata de ninguna manera puede ser la mamá de un adolescente y una niña. En donde los niños dialogan como adultos, en donde hay escenas que no sirvieron de nada porque la siguiente la anuló, en donde hay falsos suspensos, en donde hay una casa de millonarios totalmente vacía, en donde los actores y actrices se quedaron dirigidos y actuando como hace 20 años.
  
    Si no saben cómo tratar actoralmente a los niños o adolescentes, ¿por qué no empezaron directamente con los protagonistas adultos? En resumen, fue un episodio aburridísimo. Lo único bueno de La gata, en su primer capítulo, es la actuación de Leticia Perdigón y el basurero. Ambas cosas son lo que necesita una telenovela: Realismo. Será que Perdigón actuó en Lagunilla mi barrio por lo que sabe exactamente el tono que imprimirle a la historia. Y el basurero porque es de la vida real, existe, ahí está y no necesitaron hacerle nada. En fin, que esperaremos esta semana a que salgan los protagonistas Maite Perroni y Daniel Arenas a ver si eso se mejora, porque en su debut sólo lograron 17.7 puntos de rating.