Cómo un icono del terror se convirtió en icono del Orgullo

Allá por 2014, un nuevo mito del terror cinematográfico aterrizaba en nuestras carteleras con Babadook, la aclamada cinta de Jennifer Kent. En ella, la guionista y directora australiana nos contaba la historia de una madre viuda que luchaba contra el miedo que su hijo siente hacia un ser imaginario llamado “Babadook”… que podría real.

Pues bien, un par de años después del estreno de aquella película, un usuario de Tumblr bromeó asegurando que el Babadook era “abiertamente gay” –y que no había más que examinar la cinta en detalle para corroborarlo. Pero lo que comenzó siendo pura ironía se convirtió rápidamente en un aluvión de memes que pretendían confirmar la inesperada teoría. Y cuando Netflix etiquetó Babadook en su catálogo como película LGBT, la fiebre por el Babadook gay alcanzó un punto de no retorno –haciendo que muchos fans desfilasen por las marchas del Orgullo disfrazados de su nuevo icono reivindicativo. Por si fuera poco, para demostrar hasta dónde ha llegado la “broma”, Shout! Factory va a lanzar una edición especial Orgullo LGBTQ de la película en Blu-Ray –limitada, eso sí, a 2500 copias adquiribles solo online.

Vídeos relacionados:
Rechazos y decepciones: el largo camino de Chris Hemsworth a la fama
¿Qué fue de Edward Furlong, el John Connor original de Terminator 2?
Keanu Reeves y Sandra Bullock tuvieron un flechazo secreto rodando Speed