Crioterapia, ¿vale la pena someterse a este tratamiento?

La crioterapia de cuerpo completo se ha convertido en una alternativa de salud y belleza que promete muchos beneficios. Conoce de qué se trata y qué tiene que decir la ciencia al respecto.

La industria de belleza ha popularizado la crioterapia, pero sus beneficios no están comprobados. Foto: jocoblund/ Getty Images.
De qué se trata

La crioterapia consiste en exponer al cuerpo a temperaturas extremadamente frías durante varios minutos, ya sea de forma localizada o de cuerpo completo. Esta última la que más se ha popularizado en el mundo, y consiste en introducirte en una cámara que nitrógeno líquido a temperaturas congelantes, de 200 a 300 F bajo cero ( -128 a -180 grados centígrados) de 2 a 3 minutos, según el portal Health Line

Por su parte, la crioterapia localizada incluye colocar paquetes de frío en ciertas áreas, masajes, baños de hielo o introducir sondas en el cuerpo, siendo estas las técnicas aplicadas por la medicina.

Cabe mencionar que a nivel médico se utiliza solo la crioterapia localizada, y no la más popular de cuerpo completo.

La crioterapia localizara podría ayudar a reducir las molestias de la migraña. Foto: VOISIN/PHANIE / Getty Images.
Qué beneficios sí tiene la crioterapia

 

La mayoría de los beneficios comprobados de la crioterapia tienen que ver con su aplicación localizada. Aquí exponemos algunos.

  • Migrañas. En 2013, un estudio publicado en la revista Hawai’i Journal of Medicine & Public Health, encontró que aplicar compresas de frío en el cuello reducía los dolores de la migraña, aunque no eliminaba el problema.
  • Para tratar algunos tipos de cáncer. La aplicación de frío se está aplicando para tratar algunos tipos de cáncer, como de piel o de cérvix. A nivel interno también, pero se utiliza una sonda que se introduce en el cuerpo para atacar directamente el área o el órgano a tratar, según recoge el portal Cancer Research, del Reino Unido.
  • Reducir depresión y ansiedad. En 2008 un estudio encontró que la crioterapia favorece la producción de hormonas como adrenalina, noroadrenalina y enforfinas, que tienen un impacto directo en el estado de ánimo, y podrían ayudar a tratar problemas de ansiedad y depresión a corto plazo.
  • Tratar lesiones y reducir el dolor muscular. Esto es especialmente efectivo para atletas, para quienes la crioterapia resultaría útil para reducir el dolor o reducir el tiempo de curación, al menos según un estudio preliminar publicado en 2017 en la revista Sports Physiology and Performance. Sin embargo, el mismo estudio encontró que sumergir la lesión en agua fría sería más efectivo que el aire frío de una cabina de crioterapia.
  • Reducir el dolor. Uno de los primeros efectos del frío es el entumecimiento, lo cual podría ayudar a reducir algunos dolores. En la medicina se utilizan sondas para entumecer terminales nerviosas en casos de algunas dolencias crónicas.

 

La ciencia todavía no ha comprobado todos los supuestos beneficios de la creioterapia. Foto: GARO / Getty Images.

 

Beneficios NO comprobados

La crioterapia de cuerpo completo es la que más se ha popularizado entre los consumidores, y a pesar de que muchos aseguran que ayuda bajar de peso, rejuvenecer la piel y hasta mejorar el sistema inmune, la ciencia no lo ha comprobado. Aquí algunas pruebas. 

  • Pérdida de peso. Mucho se habla de que el frío haría que el cuerpo trabajase más para calentarse, lo cual ayudaría a la pérdida de peso. Sin embargo, un estudio de 2016, publicado en la revista British Journal of Sports Medicine, encontró que, tras 10 sesiones de crioterapia de cuerpo completo, no había habido cambios significativos en el peso de los participantes, ni en peso, masa muscular ni retención de líquidos.
  • Reducir la inflamación. Si bien se sabe que el frío actúa como un vasoconstrictor y vasodilatador, lo cual mejoraría temporalmente la circulación. Sin embargo, los estudios que se han enfocado a la inflamación crónica no se han hecho en humanos, por lo que no se ha comprobado.
  • Rejuvenecer la piel. El mismo efecto del frío podría ayudar crear una sensación temporal de rejuvenecimiento, pero no se ha comprobado tampoco que el efecto sea real ni a largo plazo.
¿Tiene riesgos?

De acuerdo con el portal Health Line, los riesgos de la crioterapia son en realidad pocos. Esto incluyen entumecimiento, hormigueo, enrojecimiento e irritación de la piel que debe revisarse con un médico si no ceden tras 24 horas.

Sí es importante que no se exceda el tiempo recomendado para la crioterapia local ni de cuerpo completa. Esta última, por ejemplo, no debería exceder nunca los cuatro minutos, ya que podría ser fatal, según destaca Medical News Today.

Sin embargo, las mujeres embarazadas, con presión arterial alta, diabetes, problemas cardiacos no deberían someterse a este tipo de tratamientos.

Finalmente, es importante siempre consultar a tu médico antes de someterte a este tratamiento.

¿Qué ha hecho popular a la crioterapia de cuerpo completo?

Según recogen diversos medios, la crioterapia se habría puesto de moda por las promesas de salud que aseguran que se obtienen con sus tratamientos a pesar de no haber sido comprobados. 

Lo que sí es verdad, es que este tratamiento se ha vuelto popular más rápido de lo que los médicos han podido estudiar, por lo que todavía no se entienden bien cuáles podrían ser los beneficios potenciales ni sus riesgos reales.

Además, ¿quién no quiere un tratamiento que en 2 o 3 minutos resuelva muchos de tus problemas, sobre todo de belleza?

¿Te animarías a tomar una sesión de crioterapia de cuerpo completo?

@travesabarros

También te puede interesar:
El polen de abeja mejoraría tu piel, ¿cierto o falso?
Qué debes considerar antes de ponerte un implante mamario