El negocio de los autógrafos: ¿Cuánto pagarías por una firma y una foto junto a Sylvester Stallone?

Siempre me pareció insólito que una estrella de Hollywood cobre a sus fans por una foto o autógrafo. Después de todo, sin fans que gastan su dinero para ver sus películas y comprar merchandising, no serían estrellas de cine. Y no me refiero a que vayan cobrando por la calle o en alfombras rojas -eso sí será una locura- sino a la costumbre habitual de las convenciones de cómics o eventos exclusivos, en donde incluso se diseñan paquetes con diferentes precios dependiendo de la cercanía, tiempo y material que se quiera conseguir del famoso.

Pero… ¿cuánto pagarías por conocer a Sylvester Stallone y sacarte una foto con él? Con un legado cinematográfico a sus espaldas que ha marcado a varias generaciones de por vida, Sly tiene una legión de fans en todo el mundo que seguramente romperían su hucha a cambio de conocerlo en persona. Pero lo que piden por un “momentito” con él en un evento especial inglés requiere más bien de una visita al banco.

Autor: Katy Winn; Fuente: Gtres

El actor, productor y director de 72 años -que cumple un año más el 6 de julio- tiene previsto realizar tres eventos para fans en Reino Unido. Las llaman “experiencias nocturnas” y tendrán lugar en Londres, Manchester y Birmingham, describiéndolas como “cenas de etiqueta íntimas” con “comida, bebidas y entretenimiento musical”.

Es decir, una noche con sabor hollywoodense en donde aquellos que desempolven la billetera podrán conocer a Stallone, hacerle preguntas y tomarse fotos con él. Pero a un precio.

El “paquete” más completo está disponible al módico precio de 950 euros (849 libras esterlinas), aunque no incluye el valor de la entrada, que son otros 140€ (£125). ¡Qué barbaridad!

Si te lo estás pensando o te entra la curiosidad, por esta cantidad recibes un trato de realeza con una línea acordonada solo para ti, en donde haces cola y accedes a sacarte una foto profesional con Sylvester. Te la entregan impresa y enmarcada, más una copia digital para que puedas publicar en redes sociales. Todo esto en realidad cuesta 554€ (£495), ¿entonces porqué 950€? Porque la diferencia permite que el fan se sienta como un cliente ‘premium’ con prioridad en la fila de espera. Digamos, así como hace Ryanair con su “fast track”. Y para darle más glamur, Sly firmará esos autógrafos ‘premium’ con una pluma dorada y el cordón de la fila también será dorado.

¿Soy la única a la que le parece de locos?

Aquellos que adquieran la entrada que solo da acceso al evento disfrutarán de la entrevista en vivo que el actor dará sobre el escenario, una cena de tres platos, un concierto de piano de Noud Van Harskamp en honor a las bandas sonoras de Rocky y Rambo, otro concierto de orquesta, una subasta de memorabilia del actor y un sorteo de piezas relacionadas con él.

Para tener más cercanía o mejores vistas al escenario, los precios varían pasando de 140€ a 162€, 196€ y 364€. Pero si se quiere el acceso premium a la foto “profesional”, hay que pagar otros 554€ u 834€ si se trata de una pareja o dos personas juntas.

Eso sí, ya no quedan entradas para la cena de 140€ ni 196€, y aunque parezca increíble ya no queda ninguna entrada para los accesos fotográficos con él. Ni una. Y no olvidemos que se trata de un evento de etiqueta, por lo que habría que sumar los gastos de peluquería y vestuario.

No hay dudas existe una gran diferencia entre este tipo de eventos de tono exclusivo a lo que por ejemplo cobrarán los invitados de la convención Film & Comic de Londres a finales de julio. Tomarse una foto con Alfie Allen sobre un trono de hierro (Theon Greyjoy de Juego de Tronos) cuesta 50€, con Brendan Fraser son 84€, mientras Charlie Sheen cobra 95€ y hasta Jason Momoa, que está de moda de nuevo tras el éxito de Aquaman, cobra 106€.

Sinceramente, siempre me ha parecido insólito el negocio que existe en torno a los autógrafos de los famosos. He entrevistado a cientos de estrellas de cine, y he atestiguado en muchas ocasiones la inmensa paciencia de los fans esperando bajo la lluvia, al sol, en las afueras de un hotel o en una alfombra roja para que su actor favorito se acerque a firmarle un pedacito de papel o se tome un selfie. Pero también existe otra faceta, y es la venta de esos autógrafos. En las alfombras rojas que suelo cubrir en Londres, siempre distingo a los “profesionales” que se disponen a gritar a toda voz para llamar la atención del famoso y conseguir una firma que luego venden a casas de memorabilia o sitios como eBay.

Dependiendo del famoso, de la película y del tiempo que tenga el trozo de papel, puede haber un valor diferente. Y los actores lo saben. Lo he visto muchas veces. Estrellas como Samuel L. Jackson incluso se ríen de ellos, esquivándolos todo lo que pueden o bromeando con ellos; otros directamente los ignoran. Mientras artistas como Bryan Cranston o Ringo Starr han jurado dejar de dar autógrafos para no alimentar esa industria. Mientras que Bill Murray pone remedio al asunto firmando con otro nombre.

Mientras que hay otros como Tom Cruise o Will Smith que pasan horas y horas firmando y tomándose fotos en cada uno de sus estrenos, atendiendo a todos sus fans. Es increíble verlos en acción.

Según los organizadores del evento de Sly, la diferencia de precios radica en la calidad de sus “experiencias”. “Nuestros eventos reciben críticas de cinco estrellas que dicen lo maravillosos que son. Por esa razón, el precio dicta la calidad” dijeron al ser consultados por Metro UK. “Hacemos sueños realidad y traemos a celebridades intocables de otra manera para que conozcan a sus fans”.

Es más, la empresa que organiza este evento lleva varios años realizando el mismo tipo de situaciones para fans privilegiados. Ya en 2018 hicieron lo mismo con Stallone, y otros en el pasado como Arnold Schwarzenegger, Al Pacino, Robert De Niro y Jean Claude Van Damme. Es más, actualmente tienen otro a la venta con Mel Gibson para el 13 y 16 de noviembre en Glasgow y Londres, con precios que van desde 122€ (£109) a 744€ (£665). Sin embargo, el acceso ‘premium’ de 727€ (£650) extra, ya está completamente vendido. Mientras que un evento con Arnold Schwarzenegger en Gales y Birmingham a mediados de septiembre ya está completamente vendido.

Si te apetece escaparte a Inglaterra para acceder a esta experiencia con Stallone mientras promociona la última película de Rambo titulada Rambo: Last Blood (que, por cierto, estaba anunciada como la última pero ya está diciendo que podría pensar en hacer una sexta entrega si tiene éxito), debes tener en cuenta que tendrán lugar el 31 de agosto, 6 y 7 de septiembre, y puedes comprar las entradas aquí.

Pero si no quieres gastaste otros cientos más en vuelos y hotel para conocer a Sly, podrás volver a verlo en cines en Rambo: Last Blood a partir del 27 de septiembre.

Para seguir leyendo:

El actor Chow Yun-fat tiene una fortuna multimillonaria, pero vive con 90 euros al mes

La secuela fallida de 'El guardaespaldas' con Lady Di como protagonista

El renacer de Keanu Reeves: pasó 14 años en la lista negra de un estudio por rechazar Speed 2

La historia de Alan Smithee, el director "fantasma" de Hollywood que está cerca de desaparecer