Elliot Page irradia una nueva felicidad tras su transformación física

·3  min de lectura

Elliot Page se siente feliz y lo comparte con el mundo. El actor de 34 años previamente conocido como Ellen Page anunció al mundo que era un hombre transgénero el pasado mes de diciembre y, desde entonces, no ha dejado de hablar, confesar, emocionar y enseñar al mundo la felicidad que siente de por fin vivir bajo su propia identidad. 

Y su última publicación así lo demuestra: con una sonrisa sincera, de oreja a oreja y sintiéndose libre de enseñar su transformación física al mundo.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

La imagen es sencilla en apariencia: un actor en bañador disfrutando del sol y una piscina. Pero, en realidad, representa mucho más de lo que muestra. Porque por primera vez Elliot Page luce su transformación física ante los ojos del mundo, enseñando los primeros bañadores masculinos de su vida, unos abdominales marcados y el cambio pectoral que confirma haberse sometido a una mastectomía subcutánea. Y todo esto acompañado por una sonrisa enorme y hashtags que celebran la alegría de ser transgénero y su belleza.

Si tenemos en cuenta las diferentes declaraciones que el actor ha dado desde que anunciara ser transgénero en diciembre de 2020, entonces podemos comprender lo mucho que esta imagen representa. En una entrevista concedida a la revista Time y publicada en marzo, Elliot confesaba sentir su identidad masculina desde pequeño, recordando la sensación de triunfo que vivió cuando a los 9 años le permitieron cortarse el pelo bien cortito. “Me sentí un niño” dijo mientras añadía que solía preguntarle a su madre si algún día podría serlo. Creció visualizándose como varón a través de juegos imaginarios y gracias a aquel corte de cabello, las personas cercanas lo estaban percibiendo por la forma en cómo él se sentía. Pero todo cambió cuando, a los 10 años, entró en el negocio del entretenimiento. La industria la veía como una niña actriz y para su primer papel en la TV Movie Pit Pony, le hicieron llevar peluca. Seguir su pasión artística acarreaba el compromiso de mostrarse como una niña y Elliot entendió que “por supuesto tenía que lucir de cierta forma”.

Desde entonces su carrera fue en ascenso, siendo la joven vengativa de la maravillosa cinta de terror Hard Candy, o sumándose a la saga X-Men como Kitty Pryde, interpretando a una adolescente embarazada en Juno, creando lógicas bizarras en Origen o sumándose al fenómeno streaming de la mano de Netflix con The Umbrella Academy. Es decir, mientras el mundo la veía plasmada en pantalla con identidades femeninas, por dentro él se sentía de otra manera.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Recuerdo haberlo entrevistado como Ellen Page en alguna ocasión y asistido a ruedas de prensa suyas en festivales. Y siempre me llamaba la atención el halo de seriedad que transmitía. Casi nunca mostraba una sonrisa, sino que aparentaba ser introvertido y reacio a profundizar más allá de su trabajo. Y fue en diciembre cuando reveló al mundo su identidad transgénero que comprendí que, quizás, ese era el motivo. Su identidad estaba detrás de aquella coraza.

Pero desde diciembre, Elliot Page no ha dejado de hablar y emocionarse en entrevistas. Habla desde el corazón, compartiendo sus emociones como no lo había hecho antes. A Time le dijo sentir “verdadero entusiasmo y una profunda gratitud” por haber llegado a este punto de su vida “mezclado con mucho miedo y ansiedad”. A Vanity Fair le dijo que, por primera vez, se siente “capaz de existir siendo él mismo”. Que se siente “cómodo”, por fin. Y a Oprah Winfrey le confesó que la experiencia no solo es transformativa, sino que puede salvar una vida durante la entrevista que le concedió para su programa de Apple TV+, The Oprah Conversation.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

“Quería hablar de ello por dos motivos” le dijo a la presentadora en relación al motivo de revelar al mundo su identidad transgénero. “Quería compartir con la gente lo mucho que ha cambiado mi vida. Y quiero que la gente sepa que no solo ha sido transformador para mí, sino que creo que puede salvar vidas y es el caso de muchas personas… porque hay tanto ataque contra la salud transgénero ahora mismo, dado que hay tan poco acceso o personas transgénero que ni siquiera quieren ir al médico”.

A Oprah le dijo que ahora siente “un nivel de confort, un sentido de hogar y habilidad de estar presente” que antes no sentía, asegurando que su deseo es seguir moviéndose hacia adelante sin perder estas profundas emociones que disfruta en libertad.

Y por todo eso, su nueva publicación en Instagram exterioriza todo lo que está sintiendo. Libertad de ser y compartirlo. Con una sonrisa enorme.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.