Los fans de Noah Centineo han llegado a asustarle en varias ocasiones

·1  min de lectura


El éxito de la comedia romántica 'A todos los chicos de los que me enamoré' convirtió a su protagonista masculino Noah Centineo en el nuevo niño mimado de Netflix, que desde entonces le ha colocado al frente de varias de producciones pensadas para el público adolescente, como 'Sierra Burguess es una perdedora', y le ha elevado al estatus de ídolo juvenil.
La parte negativa de su fama es que en ocasiones sus admiradores pueden ir demasiado lejos y han llegado a asustarle con sus muestras de devoción desmedida. En una ocasión, poco después del estreno de la película que cambió su vida, tres jóvenes -dos chicas y un chico- le persiguieron por un aeropuerto y, cuando él intentó mostrarse amable y les preguntó a dónde viajaban ellos, le explicaron con toda naturalidad que solo habían ido allí para verle.
"Me dio mucho miedo, de verdad", ha confesado ahora en una entrevista a la revista GQ.
Por suerte, el joven de 24 años cuenta con un chófer que lleva muchos años trabajando para celebridades y sabe cómo manejarse en este tipo de situaciones.
"Siempre me dice: 'No te preocupes. Antes conducía el coche de Angelina Jolie. Sé lo que me hago'. La verdad es que he tenido mucha suerte con él", ha explicado Noah, que por otra parte ha podido conocer un poco mejor a esos tres fans que le abordaron en el aeropuerto y sabe que son inofensivos. "Ahora no pasa nada. Siempre les doy un abrazo cuando les veo", ha aclarado.