El hijo más polémico de Tom Hanks sigue empeñado en celebrar 'el verano de los chicos blancos'

·2  min de lectura


De los cuatro retoños que Tom Hanks tiene fruto de dos matrimonios distintos, tres de ellos han decidido seguir sus pasos en el mundo del entretenimiento. Colin, el mayor de los dos que tuvo con su fallecida exmujer Samantha Lewes, es un reconocido actor que ha aparecido en series como 'Roswell' y 'Band of Brothers' y su hermana Elizabeth ha trabajado tanto delante como detrás de las cámaras en cine y televisión, pero ninguno de los ellos cuenta con un perfil tan mediático como el de su hermanastro Chester.
Chester, uno de los dos hijos del famoso actor con la cantante Rita Wilson, ha dado mucho que hablar en los últimos tiempos por su empeño en continuar adelante con la promoción de una canción de rap llamada 'White Boy Summer'. El título se traduce al español como 'verano del chico blanco' y, como era de esperar, le ha valido a su autor un montón de críticas aunque él haya insistido una y otra vez en que la letra del tema no apoya el supremacismo blanco ni pretende ofender a nadie.
La explicación que ha dado al respecto es que, como un hombre blanco de 30 años, el suyo será por tanto "el verano de un chico blanco", pero no por ello discrimina a personas de otra raza.
Todo apunta a que la polémica no acabará ahí, porque Chester -o Chet, como se presenta en las redes sociales- tiene previsto estrenar esta semana un videoclip que promete levantar ampollas porque, en las imágenes promocionales, se le puede ver con la cabeza recostada sobre las nalgas de una mujer mientras ella hace twerking.
En realidad, esta no es la primera polémica a la que se enfrenta Chester. El año pasado consiguió eclipsar a su famoso padre en su gran noche en los Globos de Oro subiendo varios vídeos a Instagram desde la alfombra roja en los que aparecía hablando con lo que pretendía ser un acento jamaicano. También se encuentra inmerso en una batalla legal con su antigua pareja sentimental, en la que se acusan mutuamente de malos tratos, y él mismo ha reconocido que en el pasado consumió y traficó con drogas.