Hugh Grant revela el motivo por el que Hollywood le cerró la puerta durante siete años: "Fue un poco vergonzoso"

Diario El País
·4  min de lectura

Hugh Grant se tomó un descanso de siete años de Hollywood a fines de la década de 2000, pero la decisión no fue suya. "Sucedió después de rodar Letra y música. En ese momento no fui yo quien renunció a Hollywood; Hollywood me abandonó porque hice el tonto enormemente con esa película", ha explicado el actor, actualmente coprotagonista con Nicole Kidman en The Undoing de HBO, a Los Angeles Times.

El actor ha revelado que a su esposa "nunca le han gustado" sus comedias románticas y en tono de humor asegura que en su opinión su "obra maestra" es ¿Y dónde están los Morgan?, que obtuvo críticas mordaces. "Los días de ser un protagonista muy bien pagado desaparecieron de la noche a la mañana", reflexionó Grant. "Fue un poco vergonzoso, pero me dejó la vida libre para otras cosas". En estos días, esas "otras cosas" incluyen la crianza de los tres hijos pequeños que comparte con su esposa Anna Eberstein.

El actor es un férreo defensor de su privacidad y la de su familia. En mayo de 2018 se casó con Eberstein en una ceremonia privada de la que no trascendieron imágenes. Sus hijos nacieron en 2012, 2015 y marzo de 2018. También tiene dos hijos más junto a la actriz Tinglan Hong, Tabitha (de 8 años) y Felix (de 6). Nunca ha anunciado públicamente sus nacimientos ni posado con ellos, por lo que apenas hay imágenes familiares.

Hugh Grant bromea que a veces intenta "escapar" de sus hijos. "Soy un anciano con niños muy pequeños y una esposa muy agotada. Así que se trata solo de sobrevivir hora tras hora en términos de cuidado infantil", dice sobre los últimos meses de cuarentena en los que se ha involucrado principalmente en entrar y salir de la habitación de un niño de 2 años y decir "shh" o palabras a ese efecto, aunque no siempre tan suaves. Pero Grant tiene dos hijos más.

"Es completamente desgarrador tratar de ser un padre joven en el cuerpo de un anciano y he descubierto que, si tienes 60 años y hay niños pequeños, en la casa tampoco puedes tener resaca. Pero vale la pena. Absolutamente. La gente me dice: 'Has mejorado como actor en los últimos diez años ... ¿Por qué?'. Y a veces pienso que puede ser por ellos", reflexiona.

"Nunca he sido don buen chico, pero mis hijos me salvaron". Grant, de 60 años, revela cómo la vida como padre a esta edad le ha impedido ser un "soltero adicto al golf y aterrador". El actor, que cumplió 60 años el 9 de septiembre, tiene cinco hijos y vive en una casa adosada de seis habitaciones en Chelsea con Anna Eberstein y tres de los niños, nacidos en los últimos nueve años. Eberstein es una productora sueca que se mantiene alejada del ojo público y que nunca ha hecho declaraciones sobre su vida.

A pesar de su afilado acento británico y su tendencia a interpretar a personajes de clase media o alta, Grant insiste en que no creció rico o privilegiado. "Sé que mi voz es confusa, pero mi pasado no era de privilegiado: mi familia no era muy pobre, pero no éramos ricos de ninguna manera. No nos íbamos de vacaciones al extranjero ni nada por el estilo; ni siquiera fui en avión hasta los 20". Su primer trabajo fue "limpiar los baños en un pub", una ocupación con la que ganó 21 libras. "Pensé que era una fortuna", dijo.

En los últimos años ha desarrollado una carrera en defensa de su intimidad y contra los tabloides. Grant fue víctima de escuchas ilegales por parte de los diarios News of the World (a cuyo cierre contribuyó) y The Sun. No solo denunció esas escuchas y testificó contra quienes las realizaron, sino que él mismo participó activamente en que se hicieran públicas grabando en secreto a los periodistas que le espiaron. En 2011 había conseguido una orden de alejamiento de 100 metros para Tinglan Hong y su entonces primer hijo.

Un año después, en 2012, cuando recibió una "importante suma de dinero" (que no se hizo pública) como indemnización, decidió donarlo a una campaña de lucha contra las prácticas ilegales de ese tipo en medios sensacionalistas. Algo que repitió en 2018 con los 130 mil euros que recibió del grupo de medios Mirror Group Newspapers y que también quiso donar al grupo de activistas Hacked Off y su campaña contra las interceptaciones ilegales.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

Hugh Grant quiere una secuela de Un lugar llamado Notting Hill para desmitificar las historias de amor de Hollywood

Édgar Ramírez y la sinuosa búsqueda de la verdad de "The Undoing"

EN VIDEO: Amanda Seyfried disfruta del éxito viviendo lejos de Hollywood en una granja