Huracán ‘Ian’ llegará a Florida luego de dejar destrozos en Cuba

Ian, fortalecido en las últimas horas y convertido en un huracán de categoría 3, tocó tierra la madrugada del martes con fuertes vientos en el pueblo costero de La Coloma en el oeste de Cuba, informó el Instituto de Meteorología cubano.

“El huracán Ian ya está sobre territorio cubano”, dijo un meteorólogo del instituto durante la transmisión especial que mantiene la televisión estatal, precisando que “la pared exterior está sobre la costa de la provincia de Pinar del Río, en La Coloma”, un pueblo de pescadores de unos 7,000 habitantes.

Las autoridades locales informaron que “debido al paso del huracán Ian por nuestro territorio todos los circuitos” de Pinar del Río, “se encuentran sin servicio eléctrico”, indicó Cubadebate, un portal de noticias oficial.

Hasta la madrugada unas 38,000 personas habían sido evacuadas en en Pinar del Río, donde la autoridad prevé reubicar a albergues o casas de familiares o amigos a unas 50,000. Poco antes de que Ian tocase tierra en Cuba, el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (NHC) lo subió a categoría 3, agregando que la tormenta registra vientos de 185 kilómetros por hora, con máximos de hasta de 200 kilómetros por hora.

Ian debería continuar luego hacia Florida, en el sur de Estados Unidos.

“EL SONIDO ES ENSORDECEDOR”

Los vientos derribaron ramas de arboles y otros objetos que han volado en las calles y en los patios de las casas, según imágenes difundidas por la televisión.

“El sonido es ensordecedor por el paso de los vientos”, dijo una periodista a la transmisión ininterrumpida de la televisión estatal para informar sobre el ciclón.

En San Juan y Martínez, un municipio aledaño e importante productor de hoja de tabaco para puros, los tabacaleros extremaron precauciones para proteger semilleros y tapar con plásticos las hojas almacenadas, evitando que se dañen. Durante la tarde la Defensa Civil declaró la fase de “alarma” en las provincias de Pinar del Río, Artemisa y en el municipio especial de Isla de la Juventud, en el oeste, donde se registraban fuertes marejadas e inundaciones, con olas de entre cinco y siete metros.

Esta autoridad también además declaró alerta ciclónica para las provincias La Habana, Mayabeque, Matanzas, en el oeste, y en Cienfuegos, en el centro del país. En la capital, de 2.1 millones de habitantes, por la noche se registraban lluvias en casi toda la ciudad.

Durante el lunes los habaneros hicieron largas colas para conseguir algunos alimentos. Pescadores de la costa pusieron a salvo sus embarcaciones antes de refugiarse en sus hogares.

“El gobierno está tomando todas las precauciones para iniciar la evacuación por el ciclón, está sacando todas las personas vulnerables pegadas al río”, dijo a AFP Doraima Vivas, una pensionada de 42 años que vive en El Fanguito, un barrio incrustado en el litoral del río Almendares, que recorre el oeste de la capital. Los vecinos reforzaban sus improvisadas casas de madera.

Frente al Malecón de La Habana, una cuadrilla de obreros protegía con paneles de madera los vidrios frontales de una céntrica gasolinera, golpeada antes por estos fenómenos naturales.

“Revisamos cumplimiento de las medidas para enfrentar el #HuracánIan (…) Urge aprovechar al máximo estas horas antes de que la situación se haga más compleja. Esencial la protección de la población”, dijo el presidente Miguel Díaz-Canel en Twitter.

IAN SE ADENTRA EN FLORIDA

Ian se adentró en el Atlántico rumbo a Florida tras tocar tierra en el poblado de La Coloma a las 4:30 (8:30 horas), en la costa sur de Pinar del Río, con categoría tres en la escala de cinco de Saffir-Simpson.

En la población Consolación del Sur, Caridad Fernández, una ama de casa de 65 años, contempla en el umbral el desastre. Su casa está llena de agua, colchones incluidos, y las tejas francesas se fueron con el huracán.

“Todo lo tenemos dañado, pero lo que hay es fe en mantener la vida, y eso lo tenemos. De todo se sale, menos de la muerte”, dice la mujer con ojeras tras una larga noche.

El tabaquero Yuslán Rodríguez, de 37 años, recorre nueve casas de tabaco casi destruidas, incluida la suya.

“No sé qué vamos a hacer este año con la campaña (siembra )”, dice desconsolado. “No es esta casa de tabaco, son todas las casas de tabaco de Consolación del Sur”.

En San Juan y Martínez, la zona que produce la mejor hoja de tabaco para los puros cubanos, “fue apocalíptico, un verdadero desastre”, dijo en Facebook Hirochi Robaina, de la Finca Robaina, una prestigiosa plantación de tabaco fundada en 1845, a unos 30 kilómetros del pueblo.

Techos y ventanas volaron, hay edificios derrumbados y escombros esparcidos por el suelo. Las fotos publicadas por Robaina dan cuenta de la violencia del huracán. Unas 40,000 personas fueron evacuadas en Pinar del Río hasta la madrugada, informó la primera secretaria del gobernante Partido Comunista en la provincia, Yamilé Ramos.

Tanto esa provincia como la vecina Artemisa se quedaron sin energía eléctrica, que fue cortada en forma preventiva, pero también por la afectación a 315 circuitos dañados en esa zona del país, según un alto funcionario del sector.

FUERTES LLUVIAS Y VIENTOS

En el estado estadounidense de Florida los habitantes también se preparan para la inminente llegada de Ian, tras una alerta de huracán del NHC para sus costas. El gobernador de Florida, Ron DeSantis, declaró el lunes estado de emergencia en 67 condados.

“Durante la noche y esta mañana, algunos modelos que se han realizado proyectan una llegada a tierra al sur de la bahía de Tampa”, dijo en rueda de prensa el martes el gobernador, al precisar que podría tocar tierra en Sarasota.

“Hay que entender que los impactos serán mucho más amplios” con “inundaciones catastróficas y mareas de tormenta que amenazan la vida”, indicó.

Ian tiene “un potencial histórico de mareas de tormenta e inundaciones”, insistió, al solicitar a la población atender “las órdenes de evacuación”.

Unos 5,000 miembros de la Guardia Nacional se sumaron a los 2,000 efectivos de Tennessee, Georgia y Carolina del Norte para ayudar a enfrentar el ciclón, indicó el gobernador.

El aeropuerto internacional de Tampa indicó que suspenderá sus operaciones a partir de las 17:00 (21:00 GMT) del martes. El presidente estadounidense, Joe Biden, dispuso además el estado de emergencia en Florida, lo cual permite liberar fondos de ayuda federal.

“Nunca es demasiado pronto para prepararse”, tuiteó la alcaldesa de Tampa, Jane Castor. N

(Con información de AFP)

Newsweek en Español te recomienda también estas notas:

Cuba: qué es el Código de las Familias que podría legalizar matrimonio igualitario

Elecciones en Brasil: qué proponen Bolsonaro y Lula en sus programas de gobierno

El mundo se toma en serio las amenazas de Putin