Ian Mckellen y el remordimiento de no percibir el sufrimiento de Elliot Page en el pasado

Cine 54
·3  min de lectura

Elliot Page cerró el 2020 saliendo del armario como persona transgénero no binaria. Su orientación sexual no era un secreto, ya que el actor de Juno ha sido uno de los miembros que más visibilidad han dado al colectivo LGTBI desde Hollywood, pero fue en una publicación en Instagram subida el pasado mes de diciembre donde dio a conocer su identidad de género: "Hola amigos, quiero compartir con vosotros que soy trans, que mis pronombres son él/ellos y que mi nombre es Elliot. Me siento afortunado de escribir esto. De estar aquí. De haber llegado a este lugar en mi vida”, escribía el intérprete.

La valentía de Page ha sido admirada por grandes estrellas de Hollywood y personas del colectivo LGTBI, entre ellas, nuestro caballero británico favorito Sir Ian McKellen. Sin embargo, el actor de 81 años ha hecho memoria sobre su experiencia trabajando junto a Elliot en el rodaje de X-Men, recordando que había señales suficientes que apuntaban al conflicto de identidad que estaba viviendo y lamenta no haberse dado cuenta a tiempo parta brindarle su apoyo.

Elliot Page e Ian McKellen (Instagram)
Elliot Page e Ian McKellen (Instagram)

Desde su experiencia como hombre abiertamente gay en Hollywood, McKellen reconoce en una entrevista con Attitude que “todo mejora cuando sales del armario porque tienes confianza en ti mismo, y si eres afortunado mejoras en tus relaciones y amistades de todo tipo”, y expresa su pesar por no haberse dado cuenta de la lucha de identidad que Page llevaba sobre sus hombros cuando trabajaron juntos.

“En una de las películas de X-Men se sentó tan cerca como estamos nosotros ahora. Yo tenía que hablar cuando él acabara y no podía escuchar lo que decía. Nadie podía escuchar lo que decía. Así que le dije, si no puedes hablar más alto, ¿podrías bajar tu mano cuando acabes de hablar para que sepa que has terminado?” relata en la entrevista.

Pero luego salió del armario años después y no podía parar de hablar. Lo escuchamos todo. Y ahora es Elliot. Y estoy muy feliz por Elliot y muy decepcionado conmigo mismo por no haber detectado cuál era su dificultad para comunicarse”, se lamenta el actor.

Recordemos que Elliot Page se puso bajo la piel del personaje de Kitty Pride en X-Men: La decisión final (2006), un rol que volvió a interpretar en X-Men: Días del futuro pasado (2014). En ambas películas coincidió con Ian McKellen, quien fue totalmente ajeno al conflicto al que se enfrentaba.

Los buenos actos de McKellen son una de las muchas cosas por las que adoramos al actor, por lo que no dudamos de la sinceridad de sus palabras y de su total apoyo a Page. No hay más que ver su implicación en campañas sociales, la cercanía y apego con la que se muestra en público o hechos como su apoyo a la campaña de vacunación contra la COVID-19.

El actor dio a conocer su orientación sexual en 1988 en respuesta a la sección 28 de Margaret Thatcher, una ley que detuvo que los consejeros y las escuelas "promovieran la enseñanza de la aceptabilidad de la homosexualidad como una supuesta relación familiar" (BBC). Y está convencido de que exponerse abiertamente hizo que su actuación cambiara y mejorara. Afirma que después de contar su realidad comenzó a ser capaz de llorar en sus interpretaciones, algo que hasta entonces era incapaz de conseguir, dado que sentía que por fin era él mismo.

Más historias que te pueden interesar:

Fuente imágenes: Instagram/ElliotPage e Instagram/IanMcKellen