La importancia de la salud mental en la actualidad

Estos años han venido llenos de cambios a los que los seres humanos nos hemos tenido que hacer frente. Debido a la sociedad y las circunstancias cambiantes a las que nos hemos enfrentado, la salud mental debe ser una prioridad para todos. Por ese motivo vamos a hacer un repaso por la salud mental y algunos de sus puntos más importantes. ¿Comenzamos?

¿Qué es la salud mental? 

La salud mental es el estado de bienestar de nuestra mente, es sentirse bien consigo mismo en el ámbito emocional, psicológico y social. Cuando somos conscientes de nuestras capacidades y tenemos herramientas mentales para poder afrontar los conflictos psicológicos que podamos tener en nuestro día a día, se puede considerar que somos mentalmente sanos.

Cuando sentimos que nuestra psique no se encuentra en su mejor momento, debemos acudir a profesionales como los de las clínicas de psicología Origen para que nos ayuden en lo que nos ocurre. Puede que necesitemos consultas puntuales porque ya hayamos tenido un tratamiento previo o simplemente tengamos que hacer una rutina para entrenar la mente.

¿Tiene relación con la salud física? 

Como hemos mencionado antes, muchas veces necesitamos hacer una rutina para entrenar la mente. Al igual que entrenamos los músculos, el cerebro necesita una estimulación, sentirse ejercitado y en forma para poder afrontar el día a día.

Es muy común que se dé esta situación, en muchos casos cuando sentimos dolor corporal sepamos que necesitamos ir al médico para que nos eche un vistazo. Pero, por el contrario, cuando tenemos un trastorno o enfermedad mental, no recurrimos a especialistas para que nos ayuden.

¿Cómo y cuando presto atención a la salud mental? 

Hay trastornos psicológicos muy frecuentes por los que podemos necesitar acudir a un profesional. Puede que las palabras, trastorno o enfermedad mental suenen muy fuertes, pero nada más lejos de la realidad. Cuando nos constipamos y no vamos a trabajar decimos que hemos estado enfermos, pero en relación con la salud mental aun hay un estigma que con el paso del tiempo está desapareciendo.

Tenemos que prestar atención constante a nuestra psicología, es muy importante que estemos atentos a las señales que nos indican que nos está ocurriendo. Hay trastornos y otros problemas psicológicos muy comunes que pueden ser tratados eficazmente si se cogen a tiempo:

  1. Ansiedad: Podríamos considerar este trastorno como uno de los más comunes entre adultos y adolescentes en España. Para saber qué tipo de ansiedad tenemos podemos hacer untest de ansiedad para considerar ir a ver al psicólogo o psiquiatra. 

  2. Depresión: Los síntomas de la depresión son bastante característicos y hay que poner cartas sobre el asunto lo antes posible para que no vaya a más. 

  3. Insomnio: Aunque parezca mentira, el insomnio es un trastorno muy frecuente que con una terapia breve se ve un progreso positivo. 

  4. Problemas psicosociales: El enfado, el divorcio, problemas de pareja o problemas laborales que tienen tratamiento y muchas veces están invisibilizados. 

En las clínicas Origen la primera consulta es gratuita. Esto es porque saben que es muy importante que conozcas al profesional o profesionales que van a ayudarte en tu tratamiento.

Consejos para cuidar la salud mental

Para nosotros lo fundamental es que sepamos acudir a un profesional cuando lo necesitemos. Mejorar a nivel personal es una decisión que solo tú puedes tomar, pero siempre es más fácil si lo hacemos de la mano de psicólogos y psiquiatras bien formados que nos sepan guiar en nuestro camino hacia el bienestar.

Una vez presentada esta premisa, vamos a revisar pequeñas acciones que podemos hacer todos en nuestro día a día para sentirnos más saludables: 

  1. Acudir a profesionales: como hemos comentado anteriormente, pedir ayuda es una virtud y puede marcar la diferencia en tu nueva vida. 

  2. Actividad física diaria: mantener el cuerpo activo es relevante para generar serotonina y sentirnos bien con nosotros mismos. Acciones sencillas como caminar o bailar hará que te sientas mejor. 

  3. Aprovechar las horas de descanso: El sueño es el momento en el que el cerebro y el cuerpo se recupera tras una jornada intensa de pensamientos y esfuerzo físico. 

  4. Dedicarse tiempo a sí mismo: La introspección y dedicar tiempo a cuidarte es imprescindible. 

  5. Cuidar la alimentación: Dedicar tiempo a planificar comidas y seguir una rutina permite llevar orden a tu vida y sentir el control de la misma. 

  6. Sacar tiempo para nuestros hobbies: Tenemos que tener diferentes áreas en nuestra vida para poder desconectar de unas y de otras. Tener actividades en nuestro tiempo libre hará que seas una persona más completa. 

Tenemos que tener en cuenta que todas las personas son diferentes y puede que tengas problemas relacionados con alguno de estos puntos. Lo importante es identificarlo y saber comunicarlo con nuestro terapeuta.

¿Cómo sé que mi salud mental está mejorando? 

Cuando comenzamos una terapia con un profesional de la salud mental, lo primero que se hace es una evaluación inicial en la que se identifica el problema. Ellos saben guiarte en todo momento por el proceso de tu tratamiento. 

Durante todo el proceso, estás en continuo contacto con tu psicólogo o psiquiatra, por lo que tienes el control sobre tu proceso. Tú mismo notarás mejora simplemente por el hecho de estar tomando medidas sobre un problema que necesitas resolver.

Cuando estás en terapia, notas que tu vida está cambiando y vas en el camino correcto. Poco a poco comienzas a tomar decisiones correctas y a notar que tienes el control de ti mismo y tu mente. 
Para notar que realmente mejoras te recomendamos que busques una clínica de reputación intachable como las clínicas Origen. Porque la salud es lo primero, sea física o mental. Este es uno de los motivos por los que no puedes dejar tu destino en manos de cualquiera. Si piensas que puedes necesitar ayuda, el momento es ahora, poner medios en el tema de salud es muy importante para tu desarrollo personal, no dejes que pasé más tiempo.