Las frases de Carlitos Balá que quedaron en el inconsciente colectivo

·3  min de lectura
Carlitos Balá
Carlitos Balá murió a los 97 años: sus frases más icónicas marcaron a generaciones

A los 97 años murió Carlitos Balá, tras haber sido internado de urgencia en el Sanatorio Güemes con durante la noche del jueves. Desde sus inicios como humorista, persiguió un solo objetivo en su extensa y exitosa trayectoria: hacer reír a los chicos y a sus familias. Y así lo hizo hasta sus últimos instantes.

Desde Múnich, Evangelina Anderson mostró cómo se vive el OktoberFest y dio algunos tips para sus seguidores

Sin lugar a dudas, Balá fue uno de los comediantes más destacados de la historia de la Argentina y su humor trascendió todas las épocas. Generación tras generación, hizo reír en teatros, TV y en cuanto escenario se le presentara.

Las frases más destacadas de Carlitos Balá

¿Quién no las sabe? ¿Quién no las usó, o parafraseó? O quizás alguien las utilizó y en un descuido no supo que detrás estaba el gran Carlitos Balá. El célebre humorista conmovió con canciones, chiste y frases que quedarán guardadas en la memoria de todos sus fanáticos. El Chupetómetro, su reconocido amor por el barrio Chacarita y el inolvidable gusto de la sal fueron algunos de sus actos que trascendieron.

A continuación, algunas de las frases más destacadas que serán recordadas por muchos años:

  • “Ea-ea-ea pe-pé”.

  • “Un kilo y dos pancitos”.

  • “¿Qué gusto tiene la sal?”. Y el público le respondía: “¡Salado!”.

  • “Y dígame: Meeee”.

  • “Ya mismo y sin cambiar de andén”.

  • “Sumbudrule” (mientras inadvertidamente colocaba su mano por detrás de la nuca de sus oponentes como una araña).

  • P: “El chupete es..”. R: “Feo”.

  • “Angueto quedate quieto”.

  • “¡Mirá cómo tiemblo!”.

  • “¿Mamá, cuándo nos vamo’?”.

  • “¿Un gestito de idea?”.

  • “Más rápido que un bombero”.

  • Seriola (modo de afirmación irónica) con techito por si llueve”.

  • Zazaza zazaza”.

  • “Te pasaste, Petronilo, pegá la vuelta”, y la mayoría de las veces acompañado por: “La Argentina te queda chica, comprá dos números más”.

  • “Señoras, señores y por qué no lactántricos. tengan ustedes muy buena imagen”.

  • Pregunta: “Tá-ta Ta-tá-ta” Respuesta: “Ba-lá”.

  • “Quédese tranquilo y duerma sin frazada”.

  • “Pero escúcheme una situación señor”.

  • “¡Pero ves que no se le puede dar confianza!”

Una vida para hacer reír

Carlitos nació un 13 de agosto de 1925 en Buenos Aires y en 1955 debutó profesionalmente en Radio Splendid cuando Délfor Amaranto lo contrató para ser parte del equipo de La revista dislocada junto a Jorge Porcel y Mario Sapag. De ahí en adelante, su carrera fue un camino recto hacia la cima que no se detuvo hasta que su fama estalló en la década del 60 y del 70.

En esos años, la pantalla chica lo encontró con El flequillo de Balá, El circus show de Carlitos Balá y El Show de Carlitos Balá, programas que marcaron a varias generaciones. Su carrera continuó con otros ciclos televisivos y presentaciones en directo en todo el país hasta los últimos años.

En estas semanas, su salud comenzó a deteriorarse paulatinamente y el reconocido comediante, quien cumplió 97 años el agosto pasado, fue ingresado por una hipotensión a la clínica ubicada en la calle Francisco Acuña de Figueroa. Según explicó el jueves su manager y jefe de prensa Maxi Marbuk a LA NACIÓN, “solamente se sentía mareado, por precaución lo llevamos”.

Finalmente, tras ser internado de urgencia en el Sanatorio Güemes, su círculo íntimo confirmó el fallecimiento de Carlitos esta madrugada. La noticia conmovió a miles de personas que rieron con sus divertidas ocurrencias durante toda su vida.