Meghan Markle estará invitada a la boda de Pippa Middleton con una condición


Duda resuelta: Pippa Middleton invitará a la novia del príncipe Harry a su boda. Eso sí, deberá cumplir una serie de reglas. 

Sabemos que la boda de Pippa Middleton no es una boda real, pero el impacto de la misma y el tratamiento por parte de los medios (especialmente los británicos) hace que lo parezca. La hermana pequeña de la Duquesa de Cambridge contraerá matrimonio con el empresario James Matthews y, poco a poco, se van conociendo más detalles y resolviendo más dudas a cerca del enlace. 

Una de las preguntas que más ha sonado ha sido la referente a los invitados. Concretamente a una posible invitada, Meghan Markle, la novia del príncipe Harry, ya que según apuntaban en un principio, solo asistirían como acompañantes a la boda aquellos cónyuges que estuviesen oficialmente casados (en inglés se le llama 'no ring, no bring'). 

Sin embargo, según cuentan algunos medios británicos, Markle asistirá al evento. Eso sí, con una condición: la actriz no podrá asistir al enlace en la iglesia de St. Marks, por el protocolo ya citado, pero asistirá a la posterior fiesta de recepción junto a Harry. 

Esta noticia ha hecho que salten todas las alarmas... Este podría ser un indicio de una próxima boda, pero hay más. Se rumorea que la salida de la actriz de la serie de la televisión en la que trabaja podría llegar pronto, con motivo de trasladarse a Kensington Palace. Además, Meghan Markle ha cerrado su web de estilo de vida y cada vez está más volcada en acciones benéficas. ¿Resuenan campanas de boda?