Segunda mudanza en mes y medio: Eugenia de York y Jack Brooksbank se instalan en otro emblemático hogar

·3  min de lectura

Eugenia de York y Jack Brooksbank están a punto de dar la bienvenida a su primer hijo en común. Hasta que ese momento llegue, la pareja está centrada en los preparativos. Y es en este punto en el que la vivienda adquiere un papel esencial. La hija del príncipe Andrés y Sarah Ferguson y su marido quieren encontrar un verdadero hogar en el que formar su familia y en el que poder criar a su pequeño. Por eso, el pasado mes de noviembre decidieron trasladar sus pertenencias hasta Frogmore House, la casa en la que habían residido el príncipe Harry y Meghan Markle hasta la entrada en vigor del Megxit.

VER GALERÍA

La pareja parece haber encontrado su hogar
La pareja parece haber encontrado su hogar

Sin embargo, la aventura de Eugenia de York y Jack Brooksbank en el que creían el lugar ideal para ver crecer a su hijo duró poco. Concretamente seis semanas. Un mes y medio después al matrimonio no le terminaba de convencer la residencia de los duques de Sussex y, una vez más, hizo las maletas para poner rumbo a otro inmueble. Parecía que Ivy Cottage, dentro de los terrenos del Palacio de Kensington, iba a ser el destino final de la mudanza. Pero no.

La prensa británica asegura que los futuros papás han regresado al mismo hogar en el que pasaron los meses más duros de la pandemia de coronavirus en 2020: Royal Lodge, en Windsor, la residencia en la que viven el duque de York y su exmujer, Sarah Ferguson. Lo han hecho justo antes de que en Reino Unido se decretara un nuevo confinamiento para contener la propagación del COVID-19. "A mí me encantó pasar más tiempo con Eugenia y Jack. Desde que se casó no la había visto tanto y ahora ha sido un placer poder pasar tiempo de calidad con ella", confesaba la madre de la joven durante un podcast reciente.

VER GALERÍA

Eugenia de York y Jack Brooksbank
Eugenia de York y Jack Brooksbank

No es de extrañar que hayan escogido este lugar para instalarse en este último bloqueo, teniendo en cuenta que además estarán acompañados una vez que el bebé nazca. Tanto el príncipe Andrés como Sarah Ferguson podrán ayudar a la pareja con todas las tareas que implica la llegada de un nuevo miembro al mundo. Asimismo, Royal Lodge es mucho más grande y con más comodidades que Frogmore Cottage. Dispone, para empezar, de 30 habitaciones, capilla privada y una residencia separada para el personal de servicio.

Así es la propiedad en la que Eugenia de York pasa la cuarentena

Se trata de una propiedad del siglo XIX que acogió a la Reina Madre, Isabel Bowes-Lyon, hasta su muerte en marzo de 2002. En este lugar también solían jugar la reina Isabel II de Inglaterra y su hermana, la princesa Margarita, cuando tan solo eran unas niñas. En los jardines de Royal Lodge se instaló la conocida Casita, una edificación en miniatura que regalaron a la soberana británica por su sexto cumpleaños y que Beatriz de York se ha encargado de cuidar con mimo, quizá pensando en su futuro sobrino. La residencia fue también el escenario del anuncio del compromiso de la princesa Margarita con Antony Armstrong-Jones, el primer matrimonio Windsor que terminó en divorcio.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.