La obra maestra de la cocina

·5  min de lectura

Para los Hermanos Torres el postre y el café son los momentos clave que marcan cualquier comida o cena. Por ello, y como colofón a su menú degustación, han creado una exclusiva experiencia L’OR Espresso que hace las delicias de todos los comensales. Esta experiencia demuestra que el café de calidad pone el broche de oro a cualquier comida, ya sea en un restaurante o en tu propia casa.

¿Cómo estáis viviendo estos días previos a la Gala Guía Michelin España y Portugal 2021?

Sergio Torres: Con muchísimos nervios e incertidumbre por saber si conseguiremos, este año, nuestra tercera estrella. Intentamos visualizar todos los escenarios posibles, pero no tenemos ni idea de lo que va a ocurrir esa noche.
Javier Torres: La Gala Guía Michelin España y Portugal es un momento muy especial para cualquier cocinero, es como ir a los Óscar de la gastronomía. Sin duda es un momento mágico.

Como embajadores de L’OR Espresso, ¿qué os parece que este año haya patrocinado la Gala Guía Michelin España y Portugal?

S.T.: Asociar L’OR Espresso con la Gala Guía Michelin España y Portugal es sinónimo de prestigio y la mejor unión que podía haber en estos momentos.
J.T.: Un apoyo a la gastronomía que tan afectada se ha visto este año.

Sabemos que en vuestro menú degustación ofrecéis una experiencia singular a los comensales, ¿en qué consiste?

S.T.: Para nosotros hay dos momentos clave que marcan una comida: el postre y el café. El café es algo que siempre hemos cuidado mucho. Queríamos ir un paso más allá y, por eso, hemos desarrollado una exclusiva experiencia L’OR Espresso.
J.T.: Se trata de café filtrado, elegido en función de la temporada, para que sea acorde al resto de platos del menú. Todo el proceso de elaboración de este café se realiza directamente en mesa y se sirve acompañado de caviar de café. Esta experiencia nos permite unir el café a la alta cocina y poner el broche de oro a nuestro menú degustación.

VER GALERÍA

Hermanos Torres
Hermanos Torres

Sergio y Javier Torres tienen muy claro que la alta gastronomía es calidad y trabajo, valores que comparte L’OR Espresso que, gracias a la calidad de sus granos, sus aromas, sabores arábicos y el trabajo de los maestros cafeteros que seleccionan y tuestan los granos consiguen un café premium con cuerpo y personalidad única.

Un ejemplo es la nueva gama L’OR Orígenes que con un solo sorbo de café te transporta hasta Papúa Nueva Guinea, la India, Indonesia, Guatemala o Colombia gracias a la combinación de sus granos cuidadosamente seleccionados. En total, L'OR cuenta con 30 variedades y se pueden encontrar en supermercados, grandes superficies y en la e-commerce de L’OR.

VER GALERÍA

L’OR Espresso patrocina la Gala Guía Michelin España y Portugal 2021
L’OR Espresso patrocina la Gala Guía Michelin España y Portugal 2021

¿Qué aporta el café de calidad a la gastronomía?

J.T.: La alta gastronomía busca la excelencia en cada una de sus elaboraciones y en los ingredientes o productos que forman parte de ella. La calidad que ofrece L’OR Espresso merece estar en un restaurante como el nuestro. Sus variedades tienen matices y aromas que convierten el café en una experiencia única, propia de la alta gastronomía.

¿Cuál es vuestra anécdota más curiosa alrededor de un café?

S.T.: Nosotros hemos tenido la suerte de viajar mucho por el mundo. Una de las cosas que más nos gusta hacer cuando viajamos es visitar los cultivos de café. En todas ellas hemos vivido cosas increíbles de primera mano con las personas que seleccionan los mejores granos de café. Poca gente es consciente del esfuerzo y trabajo artesanal que hay detrás de cada grano. Por eso para nosotros el momento del café es igual de importante que un entrante o un principal.
J.T.: Gracias a L’OR Espresso descubrí que hay un café a medida para cada uno. Siempre de calidad, pero con la versatilidad de adaptarse al paladar de un amplio segmento de comensales. Creo que es un producto que tiene aún muchos secretos que revelarnos… un poco como el chocolate… necesita desplegar todo su potencial y reivindicar el sitio de honor que sin duda tiene en cualquier cocina.

NUESTRA RECETA: PRALINÉ DE ATÚN, CRÈME FRAÎCHE Y L'OR SONTUOSO

INGREDIENTES

Para el praliné de atún:
- 150 g de huevas de atún seca
- 300 g de yema de huevo
- 1 cucharada de praliné de avellana
- 1 cucharada de pasta pura de avellana
- 1 taza de L'OR Sontuoso
- 500 ml de aceite de girasol

Para la crème fraîche
- 500 g de crème fraîche
- 1 hoja de gelatina
- Unas gotas de zumo de limón
- Avellanas tostadas repeladas
- Tomillo limón e Hinojo
- Shisho púrpura

ELABORACIÓN

El praliné de atún
Pelar la hueva de atún y cortar en pequeños daditos, disponer en un vaso de túrmix y agregar también, la yema y el agua, triturar hasta conseguir una pasta homogénea. En un bol colar la mezcla de hueva de atún obtenida y agregar el aceite de girasol poco a poco y removiendo con ayuda de unas varillas para que se vaya ligando. Finalmente arreglar el sabor agregando más o menos praliné de avellana y pasta pura de avellana según el sabor que deseemos y añadir de la taza de café L'OR Suntuoso. Reservar en una manga.

La crème fraîche
Calentar la crème fraîche en un cazo sin que llegue a hervir para evitar grumos. Una vez caliente mezclar la gelatina previamente hidratada y unas gotas de zumo de limón. Mezclar bien y dejar enfriar en la nevera. Una vez fría, llenar los cartuchos de la impresora, colar los platos en el interior e imprimir el espiral. Reservar en la nevera.

PRESENTACIÓN

Rellenar el espiral con el praliné de atún y terminar el plato colocando unas mitades de avellana tostada repelada, unas puntas de tomillo limón, unas puntas de hinojo y unos brotes de shisho morado.

VER GALERÍA

Los hermanos Torres, embajadores de L’OR Espresso
Los hermanos Torres, embajadores de L’OR Espresso