La OPEP+ se prepara para un profundo recorte de la oferta y un choque con EEUU

FOTO DE ARCHIVO: Bombas de petróleo en Midland

Por Ahmad Ghaddar, Alex Lawler y Rowena Edwards

VIENA/LONDRES, 5 oct (Reuters) - La OPEP+ parece dispuesta a realizar profundos recortes de la producción de petróleo cuando se reúna el miércoles, a fin de contener la oferta en un mercado ya de por sí tenso, a pesar de la presión de Estados Unidos y otros países para que bombeen más.

El posible recorte de la OPEP+ podría impulsar una recuperación de los precios del petróleo, que han caído a unos 90 dólares desde los 120 de hace tres meses, debido a los temores a una recesión económica mundial, el aumento de los tipos de interés en Estados Unidos y la fortaleza del dólar.

La OPEP+, que incluye a Arabia Saudita y Rusia, está trabajando en recortes de entre 1 y 2 millones de barriles de petróleo diarios (bpd), dijeron fuentes a Reuters, con varias fuentes afirmando que los recortes podrían estar más cerca de los 2 millones.

Estados Unidos está presionando a la OPEP para que no proceda con los recortes, argumentando que los datos no los respaldan, dijo una fuente familiarizada con el asunto.

Las fuentes dijeron que no estaba claro si las reducciones podrían incluir recortes voluntarios adicionales por parte de miembros como Arabia Saudita o si podrían incluir los actuales niveles de baja producción del grupo.

En agosto la OPEP produjo unos 3,6 millones de barriles diarios menos de los establecido en sus objetivos.

REACCIÓN DE WASHINGTON

"El aumento de los precios del petróleo, si es impulsado por considerables recortes de producción, probablemente irritaría al Gobierno de (el presidente de Estados Unidos, Joe) Biden antes de las elecciones de mitad de período en Estados Unidos", dijeron los analistas de Citi en una nota.

"Podría haber más reacciones políticas por parte de Estados Unidos, incluyendo liberaciones adicionales de reservas estratégicas junto con algunos comodines, incluyendo un mayor fomento del proyecto de ley NOPEC", dijo Citi, en referencia a un proyecto de ley antimonopolio de Estados Unidos contra la OPEP.

JP Morgan también dijo que espera que Washington ponga en marcha contramedidas para liberar más reservas de petróleo.

Arabia Saudita y otros miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo y productores aliados, conocidos por las siglas OPEP+, han dicho que buscan prevenir la volatilidad en lugar de apuntar a un precio del petróleo en particular.

El miércoles, el precio del barril de crudo Brent de referencia cotizaba plano a 92 dólares, tras haber subido el martes.

Occidente ha acusado a Rusia de convertir la energía en un arma, mientras Europa sufre una grave crisis energética y puede enfrentarse a un racionamiento de gas y electricidad este invierno.

Moscú acusa a Occidente de convertir en armas el dólar y los sistemas financieros internacionales, como SWIFT, en represalia por el envío de tropas rusas a Ucrania en febrero. Occidente acusa a Moscú de invadir Ucrania, mientras que Rusia lo califica de "operación militar especial".

Parte de la razón por la que Washington quiere que bajen los precios del petróleo es para privar a Moscú de sus ingresos petroleros, mientras que Arabia Saudita no ha condenado las acciones de Rusia en Ucrania.

Las relaciones han sido tensas entre el reino árabe y el Gobierno del presidente estadounidense Joe Biden, que viajó a Riad este año pero no consiguió ningún compromiso firme de cooperación en materia de energía.

(Edición de David Gregorio y Jason Neely; traducción de Darío Fernández)