Las damas de honor de hoy, llevan cada una su propio estilo

Texto: Pilar Tapia

La moda nupcial evoluciona y cambia constantemente. Sin embargo, las damas de honor por mucho tiempo se adhirieron al mismo libreto… hasta ahora. Hoy, nos encontramos frente a una nueva tendencia que propone  dejar de lado aquellos clásicos y uniformados vestidos, para que cada chica pueda sentirse única, con un look personal que le siente a la perfección. ¿Quieres saber más de esta nueva moda? ¡Sigue leyendo!

Un vestido para cada una

Si has sido dama de honor, seguro has pasado por el tenso momento en el que tu amiga, la futura novia, te revela el color y el modelo que ha elegido para los vestidos de sus acompañantes. Internamente, ruegas al cielo que te favorezca, porque, después de todo, quieres verte bonita en la boda de tu BFF. Y la verdad, dudas seriamente de que esto vaya a ocurrir, porque, seamos sinceras, encontrar un modelo y un color que le quede divino a varias mujeres con figuras y tallas tan distintas, sería casi un milagro.

Por eso, esta nueva tendencia se presenta como una “salvación” para todas aquellas que han llevado estilos que detestaban en las bodas, solo porque la novia los escogió. Y también, puede ser un alivio para aquellas chicas que están próximas a casarse, que sienten muchísima presión y estrés a la hora de elegir el look de sus damas de honor, pues no quieren “herir susceptibilidades”.

Damas de honor: cada una con su estilo – Foto: Matt Cowan | Getty Images

Cada una distinta, pero con algo en común

Las novias más clásicas deben estar desesperadas, ¿cómo es esto de que cada dama de honor tiene que vestir diferente? Sí, pero tranquilas, tampoco es que cada una llevará un look individual que nada tiene que ver con el de las otras damas de honor o con el tema de la boda. “Debes seleccionar una temática específica. Esto ayudará a mantener los looks cohesivos, a pesar de las diferencias en los vestidos”, explicó en entrevista con Yahoo, Penélope Ramírez, autora del sitio de moda Styled By Penelope, y agregó: “También, trata de que no más de dos cosas sean diferentes: ya sea el color y el corte superior o la tela y el color. Esta moda es muy divertida, pero también es muy fácil que todas luzcan como parte de un carnaval si no se aplica bien”.

Distintas, pero con algo en común. – Foto: Peter Macdiarmid | Getty Images

Otras maneras de aplicar esta tendencia, según el blog de bodas Someting Borrowed, son:

-       Que las damas de honor lleven vestidos diferentes en colores complementarios o en distintos tonos del mismo color.

-       También puedes escoger el mismo vestido para todas, pero permitirles optar por zapatos o medias en distintos tonos.

-       Puedes escoger dos tonos y dividir a las damas de honor, así la mitad luce un color y la otra mitad el otro.

Sea cual fuere la opción que elijas, no olvides que el/los colores elegidos deberían sentarles bonitos a tus damas de honor. Para ello, Ramírez brindó el siguiente consejo: “Todas tenemos colores de piel diferentes, y mientras las más morenas lucen bien en colores pasteles, quizás las que tengan tez más clara y poco contraste entre el cabello y la piel, luzcan muy pálidas en los mismos tonos. Por lo cual, es muy importante determinar si la mayoría de las damas pertenecen al grupo de tonos cálidos o fríos y, en base a esto, elegir el color ideal. La buena noticia es que la mayoría de las mujeres pertenecen al grupo cálido (principalmente, las latinas), por lo cual tienden a lucir mejor en colores claros, o con tonos plateados o dorados”.

Sofía Vergara y Reese Whiterspoon, con vestidos que podrían verse muy bien para damas de honor. – Foto: Victor Chavez | Getty Images

¿Qué te parece esta tendencia para tus damas de honor? ¿Te le animas?

@pilarrrtapia

Entrevista con: Penélope Ramírez, autora del blog Styled by Penelope.