Rami Malek declara su amor a su compañera de Bohemian Rhapsody

La mirada de complicidad entre Bradley Cooper y Lady Gaga seguramente será recordada por muchos como el momento más romántico de la 91 ceremonia de los premios Oscar. Pero nosotros preferimos las palabras de amor de Rami Malek.

Si bien Green Book se alzó con el premio máximo de la noche, Rami Malek era el favorito al Oscar a mejor actor junto a Christian Bale. Y, finalmente la estrella de 37 años se hizo con la primera estatuilla de su carrera por su inolvidable interpretación de Freddie Mercury en Bohemian Rhapsody.

Autor: Chris Pizzello – Fuente: Gtres

La película concluye así una aventura de éxitos y aplausos por todo el mundo, habiendo colocado la música de la banda británica en lo más alto de Spotify, cosechado más de $860 millones en taquilla y coronado con cuatro premios Oscar de los cinco a los que estaba nominada. Solo perdió el premio máximo a mejor película.

La estrella de Mr. Robot dejó varias perlas en su discurso que merecen ser mencionadas, pero si hubo una que hará que pase al recuerdo fue su declaración de amor a Lucy Boynton, la actriz que interpreta a Mary Austin, la prometida y amiga de Freddie en el biopic.

Se dirigió a su familia, a Queen y a la Academia. Habló de sus raíces inmigrantes y de Freddie Mercury. Pero antes de terminar su discurso, se dirigió a su acompañante y pareja desde hace varios meses. La actriz Lucy Boynton, a quien conoció en el rodaje de Bohemian Rhapsody. “Eres el corazón de esta película, eres inmensamente talentosa. Has capturado mi corazón” le dijo mirándola a los ojos, mientras ella no podía contener la emoción.

Tras agradecer a su madre y su familia, y mencionar que su padre seguramente lo está viendo desde el cielo, calificó el momento como “monumental”.

Les agradezco a todos los que dieron su voto para que yo esté aquí. A todas las personas que apostaron en mí” continuó, agradeciendo a los productores de la película y el estudio. “Es posible que no haya sido la elección más obvia pero supongo que funcionó” sentencio, haciendo reír a toda la sala. “Gracias Queen por permitirme ser una pequeña parte de vuestro legado. Les estaré siempre en deuda”, sentenció para luego agradecer a sus compañeros de reparto.

Autor: Chris Pizzello – Fuente: Gtres

A continuación hizo referencia a sus años de infancia, y cómo ese niño probablemte no creería lo que ahora estaba viviendo. “Ese niño estaba luchando con su identidad, intentando descubrirse. Por eso creo que todos aquellos que están luchando con la suya e intentando encontrar su propia voz, oigan, hicimos una película sobre un hombre homosexual, inmigrante, que vivió su vida siendo él mismo sin pedir disculpas. El hecho de que esté aquí celebrándolo y su historia es prueba de que estamos deseando historias como estas. Soy hijo de inmigrantes egipcios, soy la primera generación americana. Parte de mi historia está siendo escrita ahora mismo y no podía sentirme más agradecido. Es algo que atesoraré por el resto de mi vida”.