Reconocen trabajo de Dolores Huerta en favor de opciones para fin de la vida

·2  min de lectura

Los Ángeles, 25 may (EFE).- La activista Dolores Huerta recibió hoy miércoles en Sacramento, California, un reconocimiento por su apoyo a medidas y leyes que amplían las opciones para que los pacientes terminales tengan ayuda médica para morir.

La reconocida activista de 92 años recibió el premio Dolores Huerta Mission and Vision Award, un premio establecido en 2021 por la organización Compassion & Choices, que aboga por opciones para el "buen morir".

El apoyo de Huerta fue fundamental para la aprobación de la Ley de Opción Para el Fin de la Vida en 2015 en California y la Ley Elizabeth Whitefield de Opciones Para el Final de la Vida en su estado natal de Nuevo México, aprobada en 2021.

Ambas leyes brindan a los adultos en plenas capacidades mentales que padecen enfermedades terminales y tienen un pronóstico médico de seis meses o menos de vida la opción de solicitar medicamentos recetados para morir.

En entrevista con Efe, Huerta dijo que su decisión de apoyar estas leyes fue “muy personal”.

“Me acordé de todo el sufrimiento que tuvo que pasar mi madre, que fue diagnosticada con cáncer”, dijo.

Recordó que los médicos le dieron a su progenitora un pronóstico de vida de seis meses pero la enfermedad se la llevó en menos tiempo. “Estuvo sufriendo mucho, fue injusto. Por eso creo que estas leyes son razonables para evitar que una persona pase por un gran dolor", expuso.

Kim Callinan, presidenta y directora ejecutiva de Compassion & Choices, dijo en un comunicado que el respaldo de Huerta a estas iniciativas “juega un papel fundamental en la expansión de las opciones disponibles para el final de la vida para los latinos”.

“La poderosa voz de Dolores Huerta garantiza que más latinos reciban educación sobre la importancia de la planificación anticipada de la atención y la variedad completa de opciones para el final de la vida”, ahondó.

Al respecto Huerta advirtió que los latinos enfrentan barreras de información sobre el tema. “Sigue siendo un tabú hablar de un tema que todos deberíamos tener en cuenta”, dijo.

Relató que en su esfuerzo se ha encontrado con la oposición de legisladores, en su mayoría católicos y latinos, a las propuestas de ayuda para el final de la vida.

“El debate no debe ser sobre los valores personales de ellos (los legisladores) sino de lo que creen los votantes, que encuesta tras encuesta apoyan mayoritariamente estas opciones para el final de la vida”, acotó.

Conocida por su lema “Sí se puede”, Huerta se ha convertido en un referente nacional en la lucha por los derechos de inmigrantes, mujeres, latinos y trabajadores, en especial los campesinos, entre las decenas de causas en las que ha llevado la batuta.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.