Sainz y Sanz en Chile: "se puede correr de forma sostenible"

·5  min de lectura

Santiago de Chile, 23 sep (EFE).- Los pilotos españoles Carlos Sáinz y Laia Sanz creen que las competiciones de coches eléctricos como la Extreme-E forma parte de un futuro imparable y creen que se debe dar tiempo a los ingenieros para que desarrollen una tecnología que ayuda a hacer el mundo y el deporte más sostenible.

En una entrevista concedida a Efe en Chile antes de emprender este fin de semana en la ciudad septentrional de Antofagasta la quinta prueba de la segunda edición del campeonato Extreme-E para todoterrenos eléctricos, los pilotos del Acciona Team coincidieron en que los avances son visibles y que el reto es aún "la duración de las baterías".

Sanz y Sainz marchan terceros en la clasificación, a 33 puntos de distancia del equipo del expiloto de Fórmula 1 Nico Rosberg, integrado por los suecos Mikaela Ahlin-Kottulinsky y Johan Kristoffersson, que de hacer una buena carrera en el mítico desierto chileno de Atacama se garantizarían el campeonato a falta de la prueba en Uruguay.

Los españoles comenzaron muy bien la prueba, con buenas sensaciones y resultados en la primera prueba en el desierto saudí pero una colisión en Cerdeña les han lastado en las dos pruebas de Cerdeña.

En segundo lugar, y con un único punto de ventaja, marcha la pareja estadounidense formada por Sara Price y Kyle Leduc, del EV Chip Ganassi, a la que tratarán de superar entre el polvo de la pequeña pista Copper Prix, patrocinada por "Antofagasta Minerals", una de las principales extractoras mundiales de cobre, materia prima fundamental para las baterías.

.- ¿Cuál es la principal dificultad del circuito?

Laia Sanz: Puedo hablar por los dos estamos contentos de volver a Chile, habíamos estado aquí corriendo en el Dakar y poder volver a disfrutar de esta tierra y de poder volver aquí donde ambos tenemos buenos recuerdos de aquí. No lo hemos visto todavía, pero ambos hemos corrido el Dakar y sabemos que es un sitio muy árido y con mucho, mucho polvo.

Carlos Sáinz: Las dificultades es simplemente memorizarlo y ajustar el coche dependiendo del tipo de terreno que sea lo mejor posible y obviamente el polvo es un enemigo importante para este campeonato y por tanto esperamos que no hay demasiado.

.- ¿Qué balance hacen de esta segunda edición?

Laia Sanz: Empezamos el año bien en Arabia Saudí, creo que dimos un paso muy importante respecto al año y en Cerdeña creo que el primer fin de semana estábamos muy, muy bien, haciendo una gran carrera y la lástima fue que nos chocaron. Nos condicionó mucho estas dos carreras que podíamos haber sacado mejores resultados.

.- ¿Cuáles son las mejoras respecto a la edición anterior?

Carlos Sainz: Sin duda ha habido una evolución importante. El año pasado hubo muchos problemas técnicos, era un campeonato nuevo, que venía de un periodo de Covid-19 donde los test habían sido bastante complicados y difíciles de hacer y se pagó. Los coches se paraban, con la dirección asistida, las suspensiones, y diferentes problemas relacionados con el software.

A partir de ahí yo creo que se ha dado un paso importante este año con la evolución de suspensiones que se ha hecho, con la evolución del software y con la dirección asistida, que eran los principales problemas Y realmente se ha notado, se ha notado en estas carreras que los coches han ido mejor y con menos problemas y poco a poco se van corrigiendo esos problemas de juventud que tuvo el año pasado el coche.

-. ¿Cuál es la principal diferencia con un coche de combustión?

Laia Sanz: Lo primero obviamente es el ruido, no hay mucho ruido, el hecho de que no tengamos cambio de marcha, eso es más sencillo, en el coche eléctrico no tenemos tanto trabajo y la entrega de potencia que es inmediata. Una cosa también interesante es lo que puedes jugar con los mapas de potencia, es algo positivo con lo que puedes jugar más que con un coche de combustión.

.- ¿Y la principal falla?

Laia Sanz: Quizá el tema todavía de la duración de la batería, todavía te limita un poco porque no puedes hacer una carrera muy larga, ese sería el único punto negativo que digamos que hay respecto a un coche" de combustión

Carlos Sainz: El reto sigue siendo la duración, a no ser de que ocurra como el coche que llevamos nosotros en el Dakar haya un motor que esté cargando las baterías constantemente la duración es corta, estamos hablando de 20-25 kilómetros como mucho.

En ese sentido hay mucho camino por recorrer. El futuro, evidentemente se ha abierto una línea de trabajo y ahora hay que dejar a los ingenieros seguir mejorando la duración, la recarga, los tiempos, pero está abierto el camino, está claro que no hay que demonizar nada ni prohibir nada, seguir este camino y darle tiempo a la tecnología y a los ingenieros para que hagan su trabajo.

.- ¿Qué mensaje transmite el Extreme-E?

Carlos Sainz: El mensaje del campeonato en ese sentido es claro, contundente y a la vez muy potente, luchar por un mundo más sostenible, también en el mundo del deporte, en este caso en el mundo del motor, muy relacionado con la combustión, con el ruido, con las combustiones.. se puede correr con coches eléctricos es el primer mensaje, se puede correr y hacer una campeonato cien por cien sostenible, es una carrera que ha empezado y no va a tener fin.

Y luego por otro lado el mensaje de la igualdad, aquí ahora mismo estamos un hombre y una mujer donde cuenta exactamente igual lo que haga Laia y lo que haga yo, donde se suman los esfuerzos, se suman las fuerzas y la habilidad de los dos y yo creo que hoy en día ese mensaje de igualdad en la sociedad actual es también muy importante que en un mundo como el del deporte y el de motor.

(c) Agencia EFE