Tom Cruise no ha contratado robots para controlar el set de rodaje de 'Misión: Imposible'

·1  min de lectura


El pasado mes de diciembre se filtró un audio grabado durante una de las jornadas de rodaje de la última entrega de 'Misión: Imposible', en el que se podía escuchar a Tom Cruise recriminando en términos muy duros a varios miembros del equipo que no estuviesen respetando las normas de distanciamiento social y amenazándoles además con un despido fulminante si volvían a cometer otra infracción.

El famoso actor se ha gastado millones de dólares para asegurarse de que la producción continúe adelante a pesar de la actual crisis sanitaria, y las últimas informaciones al respecto aseguraban que había decidido contratar a dos robots de última generación para que patrullasen el set con el único objetivo de garantizar que nadie se salte los protocolos de seguridad.

Sin embargo, una nueva fuente ha afirmado ahora que la estrella de cine aún no ha llegado a esos extremos, según ha confirmado el portal Slash Film. Lo que sí ha hecho ha sido recurrir a brazos robóticos para que realicen test del coronavirus entre todos los trabajadores.