Tribunal otorga £100.000 a académica que afirmó que fue despedida por “hablar fuerte”

·3  min de lectura

Una académica que afirmó que fue despedida injustamente debido a su “voz naturalmente fuerte” recibió £100.000 por parte de un tribunal laboral.

La Dra. Annette Plaut, que trabajó durante 29 años en el departamento de física de la Universidad de Exeter en Inglaterra, fue despedida por la forma en que trató a dos estudiantes de doctorado.

En un tribunal, alegó que su despido se debió a una combinación de su herencia judía de Europa del Este, que dijo le dio “características inherentes” de volumen alto, y porque era mujer.

Admitió que era “intrínsecamente ruidosa”, “discutidora por naturaleza” durante las conversaciones, hablaba con muchos gestos con las manos y que le apasionaba tanto la física que se emocionaba mientras hablaba del tema, pero declaró que no podía hacer nada al respecto, ya que lo hacía de forma inconsciente.

La Dra. Plaut comentó que les dijo a sus alumnos que así era ella y que no tenían por qué ofenderse.

La profesora titular, que fue la primera mujer en unirse al departamento de física y astronomía de la universidad, también afirmó que había luchado durante mucho tiempo contra el “sesgo inconsciente” por ser mujer.

Fue descrita durante el tribunal en Exeter como un personaje que “amas u odias”, ya que su estilo de enseñanza era del agrado de algunos estudiantes, mientras que a otros estudiantes y personal les parecía “autoritaria”.

La Dra. Plaut fue suspendida y despedida de su cargo luego de una audiencia disciplinaria en diciembre de 2019, en la que se trató cómo gritaba con frecuencia durante las reuniones con un estudiante de doctorado, lo que le causaba “estrés y ansiedad”.

La Universidad de Exeter argumentó que el comportamiento de la profesora justificaba el despido y que la raza y el sexo no tenían nada que ver con eso.

Sin embargo, el tribunal dictaminó que la Dra. Plaut fue despedida injustamente y ahora le otorgó poco menos de £101.000, informa The Guardian.

El panel desestimó sus reclamos adicionales de discriminación racial y sexual.

El panel dijo: “Los padres de la Dra. Plaut abandonaron Alemania antes de la Segunda Guerra Mundial. Esta es una experiencia familiar que la Dra. Plaut siente profundamente”.

“La doctora cree firmemente que sus características inherentes incluyen un volumen alto estereotipado y un estilo demostrativo y argumentativo de discurso interpersonal”.

“A la Dra. Plaut le apasiona la física. Si bien puede tratar de controlar su personalidad natural, tiende a surgir cuando se involucra en una discusión sobre física”.

“A lo largo de los años, algunos colegas y algunos estudiantes han encontrado esto algo autoritario, a pesar de que la Dra. Plaut les dice a los estudiantes y colegas que sus comentarios no tienen un propósito”.

“Hubo una opinión entre algunos miembros superiores del departamento de que a la Dra. Plaut se le había permitido durante años salirse con la suya con un comportamiento que realmente no debería tolerarse”.

“Otros valoraron su contribución y aceptaron que no era una persona desagradable, incluso cuando discutía en voz alta”.

Un portavoz de la Universidad de Exeter dijo: “Seguimos creyendo que hay graves inexactitudes en estos juicios y estamos apelando la decisión del tribunal de apelaciones laborales”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.