Un director nominado al Oscar se niega a contratar a Liam Neeson

A sus 66 años, Liam Neeson es uno de los pocos actores que continua siendo reclamo de taquilla en la cartelera internacional. Sus películas de acción y venganza mantienen a los espectadores a su lado, aun cuando es el centro de una controversia. El actor, que está viendo su carrera tambalearse por primera vez tras revelar una historia racista de su pasado, consiguió que su nueva película triunfara en taquilla a pesar de todo.

Cortesía de StudioCanal

Cold Pursuit se estrenó días después de que Neeson revelara que hace 40 años “salió a las calles a matar a un negro bastardo” tras conocer que una amiga había sido víctima de violación por un hombre de color. Y a pesar de ser repudiado por casi todo Hollywood (menos Whoopi Goldberg y Michelle Rodriguez), la película ha triunfado con una taquilla de 10 millones de dólares en EEUU.

Sin embargo, la cinta puede haber salido airosa después de todo. Pero Liam no. El director Spike Lee criticó al noirlandés por sus declaraciones, sugiriendo que no lo contratará en el futuro.

No sé por qué lo hizo, pero lo hizo” dijo el director de Infiltrado en el KKKlan a The Andrew Marr Show el pasado domingo. “No comprendo lo que estaba haciendo. Vivimos en un mundo muy loco y bizarro” continuó cuando le preguntaron si estaba enfadado por la historia de Neeson al ser un hombre de color.

Intenté contratarlo una vez. Y hasta ahora, no tenemos el dinero para hacer esa película pero la haremos un día. Pero no creo que vuelva a buscarlo. Ya está muy viejo. Fue hace mucho tiempo. Huele mal por donde se lo mire” añadió el cineasta nominado al Oscar a mejor director sobre todas las circunstancias que lo rodean.

“Oí que estaba promocionando su nueva película sobre venganza” dijo. “Sé que es católico ¿habrá sido su forma de confesarse?” se preguntó.

Cortesía de StudioCanal

Desde que contara su historia en una entrevista a The Independent, el actor se ha disculpado explicando que actuó por culpa de la ira, afirmando que se siente avergonzado. Sentenció que no es racista, lo mismo que dijeron Whoopi Goldberg y Michelle Rodriguez en su defensa. Sin embargo, en el caso de la actriz de Fast & Furious, tuvo que disculparse después de afirmar que su amigo no es racista “porque besó a Viola Davis”, su compañera afroamericana en Viudas.

¿Vieron la película? La lengua de Neeson estaba tan metida dentro de la garganta de Viola Davis… No pueden llamarlo racista“, dijo, y añadió que “la gente racista no se enrolla con una etnia que odia”. Su mala elección comparativa la llevaron a pedir disculpas enseguida en redes sociales, afirmando que se apresuró a responder sobre el debate sin pensar en sus palabras.

En Cold Pursuit, Neeson interpreta al conductor de un tractor de nieve que busca venganza por su cuenta al creer que unos mafiosos mataron a su hijo.


Para seguir leyendo:
La polémica sacude a Liam Neeson tras admitir que salió a la calle “a matar a un negro” por venganza
Cancelan la premiere de la última película de Liam Neeson tras las acusaciones de racismo
Men in Black podría eliminar a Liam Neeson del metraje tras sus comentarios racistas; pero le podría costar $10 millones