Viaje a la Patagonia de los dinosaurios: qué lugares visitar y qué presupuesto necesitás

·5  min de lectura

Al momento de pensar en los viajes a Patagonia, muchos suelen concentrarse en destinos como Ushuaia, Bariloche o San Martín de los Andes.

Pero llegó la hora de comenzar a recorrer otras zonas de nuestra Patagonia. Por ejemplo, Trelew y la zona conocida como Valle Inferior del Río Chubut. O "VIRCh",como suelen resumir en los medios de esa zona de Argentina. Allí van a encontrar desde casas de té hasta reservas naturales y grandes hallazgos paleontológicos.

Trelew: cómo llegar y dónde alojarse

La manera más sencilla de llegar hasta la zona es con un vuelo hacia el aeropuerto Almirante Zar de Trelew, que tiene conexiones directas a Buenos Aires vía Aerolíneas Argentinas y Flybondi. El vuelo es de 2 horas y los precios van desde los 40 mil hasta 55 mil pesos en ida y vuelta.

Otro aeropuerto cercano es el de Puerto Madryn, que se encuentra fuera de la zona del valle inferior del Río Chubut, a una hora de viaje por ruta. Allí también llegan Aerolíneas Argentinas y Flybondi.

El vuelo desde Buenos Aires hasta Trelew es de solo 2 horas

La hotelería en la ciudad de Trelew tiene precios bastante uniformes, y para esta época del año van a encontrar habitaciones por precios que van de los 9 mil a los 14 mil pesos.

A conocer Trelew: lo que no te podés perder

El principal núcleo urbano del Valle Inferior del Río Chubut es Trelew. La zona es conocida mundialmente por su riqueza paleontológica. Pueden ver muchos de esos hallazgos en el Museo Paleontológico Egidio Feruglio, donde se puede ver piezas que corresponden a uno de los dinosaurios más grandes encontrados en el mundo. La entrada cuesta 1.500 pesos para adultos; niños de 7 a 12 años pagan 900 pesos; y para menores de 6 años es gratis.

Justo en las afueras de Trelew, sobre la ruta, han instalado una enorme figura del dinosaurio Patagoniensis, uno de los mayores del mundo. El lugar ya es una postal obligada para todos los que llegan a la ciudad. Un buen momento para hacer fotos es al atardecer, ya que se puede jugar con las sombras y el contraste entre las figuras humanas y la enorme figura del dinosaurio.

Y si lo que están buscando es comer algo o desayunar, un clásico de Trelew es el Touring. Es uno de los cafés más famosos de la Patagonia, y un bello lugar para pasar el rato y descansar. Y si quieren observar la naturaleza alrededor de Trelew, pueden visitar la laguna Chiquichano, cuyas orillas pueden recorrer sin problemas en auto.

Gaiman es un clásico de la zona del valle inferior

Qué ver en el Valle Inferior

Punta Tombo es un lugar mundialmente famoso por albergar una de las pingüineras más grandes del mundo. Está ubicado a menos de 100 kilómetros de Trelew. Allí vamos a encontrar pingüinos magallánicos, que llegan de a cientos de miles hacia principios de septiembre, y se quedan hasta abril. En este lugar las parejas de pingüinos cuidan a las crías y las alimentan hasta que están listas para emigrar. No hay transporte público desde Trelew, por eso hay que consultar en las agencias turísticas locales por los tours disponibles.

Gaiman es un clásico de la zona del valle inferior, situado a no más de 20 kilómetros de Trelew. El lugar es famoso por la cantidad de casas de té galés que se pueden encontrar allí. Se sirve a la hora de la merienda, y consiste en té negro acompañado de tortas, scones, sandwiches de miga y más. Es realmente mucha comida, así que vayan preparados. También pueden encontrar el museo Regional de Gaiman, donde van a encontrar muchos de la historia del pueblo, uno de los que más conservan la tradición galesa en la zona.

Aunque menos visitado, Dolavon es otro de los pueblos que mantienen la herencia de los galeses. Todavía existen muchos canales de riego creados más de un siglo atrás para llevar la siembra de cereales a la zona. Hasta se puede encontrar un viejo molino harinero, que hoy ha sido reconvertido en restaurante. Gran lugar para hacer fotos. Y está a apenas 19 kilómetros de Gaiman.

El Valle Inferior del Río Chubut, un espectáculo natural

Una de las ventajas para recorrer las localidades del Valle Inferior, como Gaiman y Dolavon, es que hay transporte público desde Trelew, con una buena frecuencia de horarios.

Una vez que pasamos Gaiman y Dolavon, camino a la cordillera vamos a encontrar el Valle de los Altares, famoso por los colores y particulares formas que se pueden encontrar en este espectacular espacio natural situado a unos 250 kilómetros de Trelew. Sé que van a decir que es mucha distancia, pero esa cantidad de kilómetros en la Patagonia no impresiona demasiado a los locales. Aquí es conveniente llegar en transporte propio.

Rawson es la capital de Chubut, y es ante todo un centro administrativo. Aunque en los últimos años la población de la zona creció, sobre todo hacia el lado del mar, donde se encuentra Playa Unión. Si bien durante mucho tiempo la zona fue el lugar de veraneo para los habitantes de Rawson y alrededores, cada vez hay más residentes permanentes. Allí se pueden hacer excursiones como nadar junto a las toninas.

Otro lugar para visitar es el Bosque Petrificado Florentino Ameghino, a algo más de 100 kilómetros de Trelew. Es una zona muy interesante, donde encontrarán muchos árboles caídos petrificados y ubicados en una zona muy amplia. Además se pueden observar otros restos fósiles y conocer más sobre cómo era la vegetación de esta zona del mundo hace millones de años.

Y pueden cerrar el recorrido en Villa Florentino Ameghino, una hermosa y tranquila localidad ubicada justo detrás del dique Ameghino, y que es un tradicional lugar de descanso para quienes viven en Trelew y otras ciudades de la zona.