Nueva Zelanda respalda a Foster y lo mantiene en su cargo hasta el Mundial

·1  min de lectura

Ian Foster permanecerá en su cargo de head coach de la Selección neozelandesa de rugby, mientras que Joe Schmidt fue designado como su asistente.

El entrenador de 57 años quedó en el ojo de la tormenta luego de que su equipo registrara una negativa racha de cinco derrotas en seis partidos, la cual se cortó con el triunfo 35-23 del pasado fin de semana en Ellis Park frente a Sudáfrica.

El director ejecutivo de New Zealand Rugby, Mark Robinson, había garantizado que Foster seguiría al frente del plantel durante los dos enfrentamientos contra los Springboks. Y, tras esos encuentros y la realización de un balance, el directivo decidió darle continuidad a su trabajo hasta la Copa del Mundo del año próximo en Francia

En este contexto, Stewart Mitchell, presidente de NZR, expresó durante una conferencia de prensa en Auckland: "La junta ha acordado unánimemente que tiene absoluta confianza en que Ian (Foster) y el grupo de entrenadores son las personas adecuadas para guiar a los All Blacks hasta la Copa del Mundo".

Y siguió: "Esto ha sido validado pública y privadamente por nuestros jugadores y varias conversaciones con nuestro equipo de alto rendimiento".

El ex entrenador de Irlanda, Schmidt, ya trabajaba en la configuración del equipo neozelandés, mientras que Foster agradeció su nombramiento. "Joe Schmidt ha estado en mi radar, probablemente durante un par de años. Marchamos a principios de este año que su papel era unirse a nosotros para reemplazar a Grant Fox y, además, iba a hacer un trabajo de análisis de los rivales y trabajaría conmigo en el área de estrategia", aclaró el coach.

Foto: Getty Images