Anuncios

Bailando 2023: con la intención de calentar la pantalla, llegó el reguetón hot, pero un fuerte accidente se convirtió en protagonista

Bailando 2023: con la intención de calentar la pantalla, llegó el reguetón hot, pero un fuerte accidente se convirtió en protagonista
Bailando 2023: con la intención de calentar la pantalla, llegó el reguetón hot, pero un fuerte accidente se convirtió en protagonista - Créditos: @Prensa América

Se acerca el regreso de Gran Hermano y América ultima detalles para la competencia. Este jueves, Marcelo Tinelli dio inicio a una nueva ronda con la irrupción de un nuevo ritmo con sugestivo nombre, el reguetón caliente. Pero más allá de los intentos por calentar la pantalla, la noche estuvo signada por un accidente que sufrió una de las revelaciones de esta temporada .

“La premisa es que tiene que ser muy hot”, adelantó Lolo Rossi, la jefa de coaches antes de que la primera pareja saliera a la pista. Y el conductor aclaró que le parecía bien en todos los casos menos en el de su flamante novia, la actriz peruana Milett Figueroa. Entonces sí, ingresaron la cordobesa Tuli Acosta y Sandro Leone, que fueron los encargados de abrir el ritmo junto a dos bailarines y una de las chicas del staff como invitados, al ritmo de “Exclusive”, de Emilia.

Tras ver la propuesta, Ángel De Brito (10) indicó: “Tuli me gusta mucho. Esto que hicieron hoy está hecho a medida de ella, es lo que su generación ve y consume. Los tres chicos bailaron espectacularmente. Fue hot sin recurrir al desnudo, que es lo obvio, con un gran beso al final”.

A su vez, la dueña del voto secreto durante esta ronda, Pampita Adohain, expresó: “Tuli es excepcional y baila increíble. Sus compañeros son maravillosos, pero en este ritmo no solo voy a usar mi poder, sino que voy a hacer abuso de mi poder. Para la propuesta que no sea hot, mi puntaje no va a ser malo, va a ser malísimo ”.

“Acá vi chicos bailando bárbaro, todo salió bien, los trucos bien, pero la pantalla no me daba hot, el tema que eligieron y el vestuario, tampoco. El beso del final, no lo vi porque tapó el pelo de la chica. Lo podían haber ensayado. Además, fue descolgado. De la nada aparece una chica. No había una historia que me lleve a ese beso, así que para mí, ni idea. Mi puntaje es secreto y es malísimo”, finalizó la esposa del flamante ministro de Desarrollo Económico de la Ciudad de Buenos Aires, Roberto García Moritán.

“Estoy de acuerdo con Carolina. No es que esperemos sexo explícito, una triple X, ni una película pornográfica o que se saquen la ropa, pero de esto esperamos algo más caliente”, coincidió Moría Casán (7). “Esto tuvo mucha versatilidad, activaron todo lo psicomotriz, son perfectos coreográficamente y no hubo una falla. Es como una chica que se presenta en los Grammy, con un estilo muy neoyorquino. Hay en todo una gran elegancia que lo hot no sale. Tendríamos que haber tenido un perreo, un culeo, un sandungueo, algo arrebatado. Estuvo bueno, pero no me modificó nada”, indicó la exvedette.

Marcelo Polino (0), a su vez, aseguró: “Todo lo que dijo Carolina es lo que yo pienso. Ella es fantástica y los chicos también, la coreografía fue divina, pero no corresponde al ritmo”.

Un accidente en la pista

Luego llegó el turno de Martín Salwe y su novia, Nenu López, que se presentaron junto a su coach, Facu Insúa, una bailarina invitada, Luchi Silva y tres bailarinas del staff. En su caso, bailaron al ritmo de “No me dejes solo”, de Daddy Yankee, y sí hubo poca ropa y una puesta menos estilizada, pero en medio de la coreografía la exbailarina del staff sufrió un duro accidente.

Como buena profesional, Nenu finalizó la coreografía, pero apenas terminó la música se notó que algo no andaba bien. Ella seguía sentada en el piso, abrazada a Salwe. Marcelo Tinelli le preguntó si se había golpeado y ella asintió, pero Polino los interrumpió para recordar que Silvina Escudero alguna vez también incluyó barro en una de sus presentaciones junto a Matías Alé y que eso le molestó a Graciela Alfano.

Cuando las cámaras volvieron a tomar al equipo, se notó a Insúa preocupado, pero Nenu siguió en silencio hasta que comenzaron las devoluciones. Pero antes de dar a conocer su calificación, De Brito (7) quiso saber qué había pasado, “ Se me salió el hombro de lugar en el medio de la coreo y empecé a hacer movimiento para que se acomode, pero quería terminar. Ya me lo acomodé sola ”, explicó Nenu, entre lágrimas.

“Me lo dijo en a mitad de la coreo y justo venía la parte de los trucos, y el agarre era justamente de ese mismo hombro y sentí miedo de sacárselo del todo”, agregó Salwe. “Es valorable que hayan seguido. Nenu, ya sé que vos venís a la guerra, cosa que me encanta porque son los que llegan, los que no se quedan en los obstáculos”, continuó el conductor de LAM.

Y disparó: “Salwe, yo te cerraría un poco la boca en las previas, porque sos muy banana y creo que eso te juega en contra. Sabés que te quiero y trabajamos un montón de veces juntos, y sé que no sos así todo el tiempo. Entonces, veo que venís a cancherear en la previa y quedás pedante”. Ese comentario despertó una catarsis del locutor que se volvió imparable.

“Está difícil, igual. Yo te lo tomo, pero un poco me angustia. Me pasa un poco que todo lo que digo y hago me lo toman o bien o mal. Siempre te juzgan por lo que decís. La gente no entiende que esto es un reality, que es un juego, no es la vida real. Vos no siempre evaluás en la vida ni yo siempre bailo. No siempre tengo que votar a mis compañeros. Es horrible porque te lastiman y te molestan, por más que uno ya está un poco más crecido. Duele, porque te llega directamente en el comentario de una foto”.

“Bienvenido a la tele”, señaló De Brito. Y Salwe continuó: “El tema es que estoy hace un tiempito, gracias a Dios y a Tinelli. Y no me acostumbro (...). Que la gente aprenda que esto es un juego, un reality show. Subo una foto a Instagram y me comentan todo el tiempo lo que dije, lo que hice. Yo soy Martín y lo invito a mi casa a comer pizza, un asado. Vengan, conózcanme. Porque si no parece que soy un desastre”.

“Está bueno que lo digas, pero también pensá por qué te pasa, porque no a todo el mundo lo insultan en las redes. Algo de tu planteo en cámara no está funcionando como vos querés. Hay otros que se bancan ser el villano y otros que fingen ser los más buenos del planeta”, insistió el periodista de espectáculos.

“Pero Charlotte Caniggia dice cosas hirientes y es inimputable”, se quejó el locutor. “Bueno, pero vos no le podés cambiar el gusto del público”, devolvió De Brito. La discusión siguió e involucró al resto de los jurados, hasta que Polino hizo una reflexión: “Yo pensaba que hoy nos íbamos a ir recalientes y esto parece una sesión de psicoanálisis. Laburé todo el día, llego a las 11 de la noche con toda esta gente que me hace de Freud... Me la re baja”, finalizó antes de ponerle un 2.

En total, la pareja consiguió 16 puntos.