Científicos logran un avance importante en el aprovechamiento de la energía de fusión

·3  min de lectura

Científicos dieron un gran paso para convertir la energía de fusión en una fuente de energía viable.

La investigación podría permitir la creación de un tipo de fuente de energía completamente nuevo y sostenible que, a su vez, podría revolucionar la forma en que alimentamos nuestro mundo.

La fusión nuclear es quizás mejor conocida como el proceso que le da energía a las estrellas. Los investigadores esperan que pueda traerse a la Tierra y aprovecharse como una fuente de energía sostenible.

Pero crearla en laboratorios ha resultado difícil. Utiliza mucha más energía de la que produce, por lo que en su mayoría aún es inútil a gran escala.

Ahora, los científicos dicen que han construido con éxito un proceso que permite el autocalentamiento de la materia cuando se encuentra en estado de plasma, mediante la fusión nuclear. Esto podría representar un gran paso hacia el uso de la fusión nuclear.

La investigación se describe en un estudio, ‘Burning plasma achieved in inertial fusion’, publicado hoy en la revista Nature. Un artículo adjunto en Nature Physics describe cómo los científicos pudieron optimizar su diseño experimental con éxito.

El innovador experimento es solo una respuesta a una de las muchas preguntas que rodean a la fusión nuclear y aún queda mucho trabajo por hacer. Pero satisfizo un requisito clave para la energía de fusión autosuficiente tal como se había previsto y esperado.

En resumen, los investigadores pudieron comprimir y calentar un plasma, el cual luego será calentado por las propias reacciones, lo que permitirá que la energía se sostenga.

Para llevar a cabo la investigación, los científicos tomaron los isótopos de hidrógeno: el deuterio, que se puede encontrar en el agua de mar; y el tritio, que se produce en un reactor. Los usaron para crear un plasma ardiente.

En un plasma ardiente, las partículas que se forman cuando los núcleos se fusionan se convierten en la principal fuente de calentamiento de ese plasma.

En cuatro experimentos diferentes, descritos en el documento, los investigadores pudieron generar más de 100 kilojulios de energía. En uno de ellos, los investigadores obtuvieron 170 kilojulios de energía de una esfera del tamaño de un milímetro, que contenía menos de un miligramo de los isótopos.

Aunque eso es mucha más energía de la que se puso en el combustible, lo que ayuda a superar el problema constante de que la fusión nuclear en realidad usa más energía de la que produce, todavía es solo una cantidad relativamente pequeña en total. La cavidad que contiene el proceso y el láser requerido para calentarlo aún usan mucha más energía.

Pero los científicos elogiaron la “precisión y el control” del experimento y dijeron que podría conducir a más avances en el futuro.

“No está claro si esta investigación conducirá a una futura fuente de energía viable”, escribió Nigel Woolsey de la Universidad de York, en un artículo adjunto. “Pero claramente vale la pena perseguir el objetivo de desarrollar un combustible que mitigue los peligros del cambio climático y al mismo tiempo nos permita disfrutar de los beneficios de la electricidad”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.