Anuncios

Día Mundial Contra la Gordofobia: Alimentación libre de cultura de dietas

El 4 de marzo es una fecha conmemorativa por ser el Día Mundial Contra la Obesidad, sin embargo, desde el 2022, activistas, personas gordas y aliados de diferentes países, se han unido para reivindicar el Día Mundial Contra la Gordofobia, resignificando el Día Mundial Contra la Obesidad.

Una de las cabezas del movimiento contra la gordofobia es la doctora Raquel Lobatón, quien se define como nutrióloga incluyente, educadora en diabetes y proveedora de confianza corporal.

“Formo parte de un sólido activismo por la diversidad corporal y por el reclamo de un mundo más justo donde todos los cuerpos sean tratados con el mismo respeto, independientemente de su peso, género, orientación sexual, raza, edad o capacidades”.

La gordofobia impacta severamente la salud mental y física
La gordofobia impacta severamente la salud mental y física

La Gordofobia impacta severamente la salud mental y física/ Foto: Raquel Lobatón

Por si te interesa: Los trastornos de la conducta alimentaria TCA pueden estar en cualquier cuerpo

¿Qué es la gordofobia?

La gordofobia es un sistema de opresión, que pone a las personas gordas en una situación de desventaja, injusticia y exclusión, y que se reproduce de forma sistemática y estructural. Deteriora la calidad de vida de las personas gordas, e impacta severamente la salud mental y física, de acuerdo con Lobatón.

Asimismo agrega que la obesidad es una palabra que usa la medicina para patologizar nuestra existencia cuando es sólo una corporalidad distinta y la evidencia científica señala que se puede mejorar la salud en todas las tallas.

A través del texto El papel de los profesionales de la nutrición en la lucha contra la gordofobia”, Raquel Lobatón escribe una reflexión para profesionales de la salud y los nutriólogos.

“Jugamos un papel crucial en la forma en que las personas perciben su salud, su alimentación y sus cuerpos. Históricamente, la práctica de la nutrición ha estado intrínsecamente ligada a la promoción de dietas hipocalóricas y restrictivas, y a un enfoque centrado en la pérdida de peso como sinónimo de salud. Este enfoque no solo ha limitado nuestra comprensión de la salud sino que también ha contribuido a la estigmatización de las personas con cuerpos más grandes, perpetuando así la gordofobia”.

Este 4 de marzo, y todos los días, comprometámonos a ser voceros de un cambio positivo contra la gordofobia.
Este 4 de marzo, y todos los días, comprometámonos a ser voceros de un cambio positivo contra la gordofobia.

Este 4 de marzo, y todos los días, comprometámonos a ser voceros de un cambio positivo contra la gordofobia/ Foto: Raquel Lobatón

Raquel Lobatón asegura que la falsa creencia de que la delgadez ha llevado a infinidad de profesionales de la nutrición a centrar sus prácticas en la prescripción de planes de alimentación restrictivos que no solo son insostenibles en el largo plazo, sino que además presentan de forma general un índice de rebote en el 95% de los casos.

Por su parte, Ana Pau Molina, psicóloga y creadora el movimiento Acuerpada, asegura que la mayoría de las personas tienen miedo a engordar porque la gordofobia está cañona y nadie quiere vivir en un cuerpo de una persona gorda.

“Es un sistema de creencias que está guiado por la idea de que un cuerpo delgado es mejor […], entonces cualquier comentario que esté indicando estarías mejor delgada lo que sea nos está indicando un problema”.

En un contexto social, la gordofobia se ve en el hecho de que la ropa de talla grande sea mucho más cara o cuando se le niega el acceso a un seguro médico a una persona gorda por el hecho de suponer que está enfermo.

Nutrición incluyente

Lobatón es promotora de una práctica nutricional incluyente que implica rechazar la cultura de dietas y el enfoque centrado en la pérdida de peso

  • Salud en Todas las Tallas: Mejorar los comportamientos de salud independientemente del peso promoviendo el trato respetuoso hacia todos los tipos de cuerpos.

  •  Alimentación Intuitiva: Guiar a los pacientes hacia una relación más saludable con la comida, donde las decisiones alimenticias estén basadas en las señales internas de hambre y saciedad, y en el placer y la satisfacción que brindan los alimentos.

  •  Movimiento Placentero: Fomentar un movimiento corporal que brinde disfrute y satisfacción y cuya intención no sea modificar el tamaño de cuerpo de las personas.

 

¿Como combatir la gordofobia?

Sabías que la búsqueda en Google de chistes de personas con sobrepeso arroja casi 20 millones de resultados en español y más de 120 millones en inglés, de acuerdo con un estudio realizado por la UNAM.

Decir que una persona te “cae gorda” tiene una connotación negativa. En las redes sociales se muestra a modelos con una figura delgada y fuerte, reforzando la construcción sobre el cuerpo “ideal”, es decir, que sea delgado.

Es necesario hacer muchos cambios pero podemos comenzar con algunos cambios significativos como dejar de utilizar las palabras “gordo” o “gorda” para insultar y no compartir chistes de sobrepeso. Dejar de alimentar la cultura de la dieta que únicamente lo que hace es odiar nuestros cuerpos y nos orilla a caer en un trastorno de la conducta alimentaria.

 La gordofobia es la discriminación que viven las personas gordas por el hecho de serlo
La gordofobia es la discriminación que viven las personas gordas por el hecho de serlo

La gordofobia es la discriminación que viven las personas gordas por el hecho de serlo/ Foto: Raquel Lobatón

Expresiones como “estarías más bonita si fueras delgada”, “te lo digo por tu salud”, “está así porque quiere” o “no tiene fuerza de voluntad” son frases sumamente agresivas y gordofobicas.

Si vives en un cuerpo gordo tienes derecho a existir, comer, calzar, vestir y sobretodo a recibir un trato digno y respetuoso.