De Elliot Page a Laverne Cox, los artistas trans que están cambiando el mundo del espectáculo

LA NACION
·11  min de lectura

El actor canadiense Elliot Page, conocido hasta ahora como Ellen Page, se declaró este martestransgénero y pidió a todos que a partir de ahora se dirijan a él como Elliot. "Hola amigos, quiero compartir con ustedes que soy trans, mis pronombres son él / ellos y mi nombre es Elliot. Me encanta ser trans. Y me encanta ser queer. Y cuanto más me abrazo y abrazo plenamente quién soy, más sueño, más crece mi corazón y más prospero", escribió el intérprete, de 33 años, célebre por su interpretación de Juno en la película homónima en 2007 y por su participación en la serie de Netflix The Umbrella Academy.Page, quien ha recibido el apoyo y cariño de multitud de artistas, entre ellos la cantante Miley Cyrus o su propia esposa, la bailarina Emma Portner, no es el único rostro conocido que ha expresado en público su identidad.

Elliot Page: una carrera marcada por el deseo de la visibilidad queerCaitlyn Jenner

En junio de 2015, la portada de una revista sorprendía al mundo. Era Caitlyn Jenner, una persona desconocida hasta entonces, pero tremendamente famosa a la vez. Porque hasta entonces era conocida como Bruce Jenner, exatleta olímpico, padre de las hermanas Kendall y Kylie Jenner y padrastro de las célebres hermanas Kardashian. Jenner daba a conocer, mediante una fotografía de Annie Leibovitz y una larga entrevista en Vanity Fair, que era una mujer transgénero, y se mostraba feliz con ese nuevo paso vital. Su frase "Call Me Caitlyn" ("Llámame Caitlyn") dio la vuelta al mundo. Desde entonces, se ha convertido en un referente para la comunidad trans. Aunque icónica, no siempre su imagen ha tenido un cariz positivo para el colectivo trans, pues también ha sido muy criticada por sus ideas conservadoras y su apoyo a Donald Trump, cuyo discurso en ocasiones chocaba frontalmente con el de su colectivo. Ahora Jenner reconoce que su forma de pensar ha evolucionado y asegura que se identifica como "conservadora en lo económico, progresista en lo social".

Conchita Wurst

Cuando en 2014 Conchita Wurst ganó un importante festival de la canción muchos espectadores homofóbicos se sintieron molestos. Un grupo de hombres rusos publicaron fotos de ellos mismos afeitándose la barba en señal de protesta.
Fuente: Archivo - Crédito: shutterstock

La ganadora del festival de Eurovisión 2014 fue la cantante austríaca Conchita Wurst, el personaje de mujer barbuda creado por Tom Neuwirth, nacido en 1988 en Gmunden. Tras el galardón, Wurst se ha convertido en un icono de la libertad y de la lucha contra la LGTBfobia y ha sido portavoz de la igualdad con independencia de la orientación sexual de cada persona. "Honestamente, no era mi objetivo. Simplemente soy un artista que en un momento dado relató sus vivencias. Hago lo que me gusta. Me parece bien que la gente me tome como símbolo de la causa LGTB y que me usen para dar visibilidad, pero yo simplemente hacía lo que me apetecía", dijo la artista a El País antes de las fiestas del Orgullo de Madrid de 2014.

Bibiana Fernández

"Llevo bien el confinamiento porque soy una mujer que está acostumbrada a él porque viví la infancia y la adolescencia confinada en un cuerpo que no me pertenecía", dijo la actriz. Bibiana sabe bien de lo que habla porque ha experimentado en carne propia los vaivenes de la fama y de la vida, además de su lucha por abrirse camino en una sociedad pacata donde ser transexual ni se entendía ni se admitía. Nació en Tánger el 13 de febrero de 1954 y como Manuel Fernández Chica incluso llegó a hacer el servicio militar, que entonces era obligatorio en España. En aquella época su identidad sexual tenía pocos caminos si se perseguía ser artista. Terminó en Barcelona actuando como Bibi Andersen, que era su nombre artístico en aquellos años, y se dio a conocer para el gran público en la película de Vicente Aranda Cambio de sexo. Era 1976, acababa de morir Francisco Franco y de comenzar en el cine lo que se conoció como "el destape español". Su carnet de identidad con nombre femenino no llegó hasta 1994, años en los que formó parte de la movida madrileña y de las chicas Almodóvar (participó de sus films Tacones lejanos, Matador, Kika y La ley del deseo). Desde entonces, es uno de los mayores referentes españoles en el colectivo trans.

Cristina Ortiz, La Veneno

Nacida el 19 de marzo de 1964 en el pueblo almeriense de Adra, a Cristina Ortiz su familia la llamaba Joselito; algunos de ellos nunca dejarían de hacerlo, ni siquiera después de su muerte, en noviembre de 2016. Más conocida como La Veneno, su historia se han encargado de mostrar con gran éxito Javier Ambrossi y Javier Calvo -conocidos como los Javis, creadores de La llamada y de Paquita Salas- este año con la serie de Atreseries Veneno.

Ángela Ponce

En 2018, Miss Universo España hizo historia coronando por primera vez a una mujer transexual. Ángela Ponce, entonces de 27 años y original del pueblo sevillano de Pilas (aunque se alzara con el título de Miss Cádiz en 2015), cumplió al fin su sueño. No pudo participar por entonces en Miss Mundo porque no aceptaban a mujeres transexuales, pero tres años más tarde sí ha podido presentarse a este otro certamen, el primero que apostó firmemente por la diversidad. "Mi finalidad es dar a conocer mi realidad y hablar al mundo un poco sobre la educación en la diversidad que es tan escasa, un factor importante y que sin duda terminaría con tanto bullying, prejuicios y violencia", ha reconocido en varias ocasiones la modelo.

Alexis Arquette

La hermana de Rosanna y Patricia Arquette, la también actriz Alexis, fallecida en 2016 a los 47 años, hizo su transición en el ojo público, como ocurrió con Elliott Page o las hermanas Wachowski. Fue parte del elenco de Pulp Fiction y La novia de Chucky; y se especializó en comedias como La mejor de mis bodas y Luna de miel en familia, con Drew Barrymore y Adam Sandler

Valentina Sampaio

En verano de 2019, la misma semana que se sabía que la firma de lencería más conocida del mundo, Victoria's Secret, dejaba de organizar su famosos desfile anual por la falta de diversidad decidía dar un golpe de efecto y presentaba a Valentina Sampaio, la primera modelo trans, muy famosa por sus participaciones en el reality RuPaul Drag Race (que aquí se ve en Netflix) que entraba a formar parte del universo de la firma. Ella misma publicó en su cuenta de Instagram una fotografía en el backstage de la sesión de fotos para la nueva campaña de la línea Pink de Victoria's Secret. "Nunca dejes de soñar, gente. La vida es increíble. Quiere más, odia menos. El odio no sirve para nada, así que no pierdas el tiempo con ello", escribió la top, de 23 años. Desde entonces no ha sido la única. La firma de lencería ha contado con otras modelos trans para sus campañas publicitarias, como la danesa May Simon Lifschtiz.

Joey Soloway

Joey Soloway creó Transparent, una serie focalizada en lo que implica el proceso de transición.Soloway, quien se basó en su propia experiencia con su padre para la concepción de su producción, ganó dos Emmy por el ciclo de Amazon Prime Video. Joey dirigió el film Afternoon Delight, premiado en el festival de Sundance en la categoría mejor dirección. Por otro lado, también se explaya sobre su vida en diversos libros, como She Wants It, en donde hace un relato pormenorizado sobre su aceptación de su identidad no binaria. En junio de este año, habló de cómo pasó a procesar la transición de su padre a la suya. "Yo fui de un punto al otro: de sentirme avergonzado por la idea de que mi papá fuera trans a... cinco o seis años después, identificarme como trans y querer ser parte del movimiento", declaró en diálogo con The Advocate, publicación que abarca temáticas queer.

Laverne Cox

Laverne Cox, primer mujer transgénero en ser nominada en una categoría actoral en los Emmy por su trabajo en Orange is the New Black
Fuente: Archivo

Laverne Cox, de 48 años, fue la primera mujer trans en aparecer en la revista Time en 2014 en una poderosa tapa que llevaba como título: "El punto de inflexión para la comunidad transgénero". Dicha portada no solo fue un reconocimiento a su trabajo como actriz en la serie de Jenji Kohan para Netflix, Orange is the New Black, sino también -y por sobre todo- a su militancia por los derechos de la comunidad LGBT. Cox, además, fue la primera actriz trans en ser nominada a un Emmy por su trabajo en el drama carcelario de Kohan, donde interpretó a Sophia Burset. De hecho, en uno de los episodios, se muestra el pasado del personaje y se retrata con mucha sensibilidad su transición y el apoyo de su esposa en ese proceso. Recientemente, la pudimos ver como una de las figuras invitadas a hablar sobre la discriminación de los actores trans en Hollywood en el documental Disclosure, también disponible en la plataforma de streaming.

Hunter Schafer

Hunter Schafer, de 21 años, debutó como actriz el año pasado con el rol de Jules Vaughn en la serie de HBO, Euphoria, el interés romántico del personaje de Rue, interpretado por Zendaya, con quien comparte la mayoría de las escenas. Además, Schafer trabaja en el modelaje para marcas como Miu Miu, Dior y Vera Wang, entre otras, y se ha convertido en una figura muy popular al hablar de su identidad, con un mensaje inspirador para los jóvenes trans.

Nicole Maines

Nicole Maines, la primera actriz trans en interpretar a una superheroína -YouTubeNicole Maines, la primera actriz trans en interpretar a una superheroína -YouTube

En julio de 2018, en el panel de Supergirl de la Comic Con de San Diego se llevó a cabo un anuncio muy importante que fue todo un hito: Nicole Maines, entonces de 21 años, y actriz transgénero, era incorporada al cast de la serie yse convertía así en la primera intérprete trans en personificar a una superheroína en TV. Maines es actriz y activista, y formó parte del documental de HBO The Trans List y también es el foco del libro Becoming Nicole, escrito por Amy Elis Nutt. "Saber que esta historia puede llegar a sitios como América latina me emociona mucho porque es posible que allí haya muchas niñas como yo buscando identificarse con lo que sucede en pantalla. Las personas trans tenemos sueños, expectativas y miedos como cualquier otra persona y me siento orgullosa de saber que puedo hacer la diferencia", expresó Maines.

En la escena local

En 1995 Cris Miró copó la mirada de los medios argentinos. Cris había nacido como Gerardo Elías. De niño, a un osito de peluche lo maquillaba y vestía como una osita, con "a" de mujer. A los 29 años se convirtió en la primera vedette trans de una revista que se estrenó en El Maipo. El libro Hembra, vivir y morir en un país de machos, de Carlos Sanzol, retrata sus múltiples facetas. "Mi verdadero nombre es el que siento y el que quiero: que es Cris Miró", contestó ella sentada alrededor de la mesa de Mirtha Legrand. "Por la calle, ¿vas vestida así, tal cual?", le preguntó la conductora. "Sí, no vine en helicóptero", le contestó ella. "Cris encarnaba a la perfección el mandato patriarcal, esa obligación de parecer bajada de Venus, producida como en Hollywood", señaló la activista trans Lohana Berkins a quien rescata la investigación de Sanzol. En su corto paso por el mundo del espectáculo (murió en 1999), Miró terminó reemplazando a Florencia de la V en un espectáculo que se presentó en el Tabarís. "El Estado está en deuda con las mujeres argentinas, y ya es hora de que la pague", decía a LA NACION hace pocos meses la actriz y conductora. De la V fue una de las primeras mujeres trans en recibir un documento que reflejaba su identidad tras presentar un amparo, en 2010, dos años antes de que se aprobara la ley 26.743.

Florencia de la V: "El Estado argentino está en deuda con las mujeres argentinas. Y ya es hora de que la pague"
Fuente: LA NACION - Crédito: Mauro V. Rizzi / archivo

Durante esa misma charla ponía especial énfasis en la violencia sobre las mujeres trans. "Ahora están Mariana Genesio Peña, Lizy Tagliani y algunas más, pero la realidad que viven las chicas trans anónimas es muy difícil todavía", agregaba. El año pasado, Tagliani explicaba a LA NACION: "Nunca tuve problemas con mi identidad sexual. Desde los 13 años no utilicé nada que tuviera que ver con la parte masculina, nunca más use ropa de hombre. Eso sí, no me desespero porque la gente no se de cuenta que soy trans".

Payuca del Pueblo, junto a Monina Bonelli, en Siglo de Oro trans: "Yo hoy me monto y mañana me desmonto. Hoy ando en tacos y mañana en zapatillas".
Fuente: Archivo - Crédito: Carlos Furman / CTBA

Este año, el Complejo Teatral de Buenos Aires estrenó El siglo de Oro trans, versión libre de Don Gil de las calzas verdes, de Tirso de Molina. En escena había varias artistas trans. "Yo no tengo la necesidad de etiquetarme. Simplemente soy. Ni soy hetero ni gay ni trans. Soy. Yo hoy me monto y mañana me desmonto. Hoy ando en tacos y mañana, en zapatillas. Soy Payuca y punto", comentaba. Payuca del Pueblo, la protagonista de la obra, quien también fue parte del elenco de Pequeña Victoria, la exitosa serie de Telefé -se está rodando su segunda temporada- que tiene a Mariana Genesio Peña como una de sus protagonistas. Su personaje vivía con un grupo de chicas trans en una casa que las contenía y las fortalecía.

Diario El País