Anuncios

La familia de Shane Warne, exprometido de Elizabeth Hurley, se pronuncia tras su trágico fallecimiento

No existe consuelo para la familia de Shane Warne. La leyenda del críquet y exprometido de Elizabeth Hurley, de 52 años fallecía el pasado viernes de un ataque al corazón mientras se encontraba de vacaciones con unos amigos en Tailandia y a pesar de los esfuerzos llevados a cabo por el personal médico, nada pudo hacerse por salvale la vida. Ahora, tres días después de esta terrible pérdida, su familia ha roto su silencio para rendir un conmovedor homenaje al deportista describiendo su muerte como una "pesadilla interminable".

VER GALERÍA

Shane Warne junto a sus padres Keith y Bridgette y su exprometida Elizabeth Hurley
Shane Warne junto a sus padres Keith y Bridgette y su exprometida Elizabeth Hurley

- Elizabeth Hurley despide al que fuera su prometido, Shane Warne: 'Mi amado corazón de león'4

- Exclusiva en ¡HOLA!: Elizabeth Hurley y Shane Warne nos hablan de sus planes de boda

Así y tras confirmar las autoridades tailandesas que el deportista murió por "causas naturales", sus padres Keith y Brigette, su hermano Jason y sus tres hijos, Brooke, Jackson y Summer, nacidos durante su matrimonio con Simone Callaghan, han reunido las fuerzas suficientes para emitir un comunicado rindiendo tributo al que es considerado por muchos el mejor jugador de críquet del mundo.

"La noche del 4 de marzo de 2022 es cuando comenzó una pesadilla sin fin para nuestra familia, porque esa es la fecha en que perdimos a nuestro querido y admirado hijo, padre, hermano y tío, Shane Keith Warne, una tragedia que nunca aceptaremos” han escrito sus padres en el comunicado. “Encontrar palabras para expresar adecuadamente nuestra tristeza es una tarea imposible y mirar hacia un futuro sin Shane es inconcebible, por suerte tenemos una montaña de recuerdos felices que nos ayudará a sobrellevar nuestro dolor” añadían sus progenitores.

VER GALERÍA

Shane junto a su hija mayor, Brooke
Shane junto a su hija mayor, Brooke

La hija mayor de Warne, Brooke, de 24 años, se comprometió a guardar para siempre sus últimos recuerdos juntos, riéndose y bromeando. “Eramos tan similares en tantos aspectos que él siempre solía bromear diciendo que obtuve sus genes algo que sabía que me molestaba” afirmaba su primogénita. “Ahora no podría estar más feliz y satisfecha de tenerlos. Tengo suerte y siempre estaré orgulloso de llamarte mi papá para siempre. Te amo hasta el infinito y más allá y te extrañaré por siempre”.

VER GALERÍA

Shane Warne y su hijo Jackson
Shane Warne y su hijo Jackson

- Elizabeth Hurley y Shane Warne rompen su compromiso

- Shane Warne viaja a Londres para recuperar a Elizabeth Hurley

Su hijo, Jackson, de 23 años, ha señalado que no cree que nada pueda llenar el vacío que ha dejado en su corazón. “Jugar al póquer, caminar por el campo de golf, ver a los Saints y comer pizza nunca volverá a ser lo mismo", afirmaba. “ Pero sé que todo lo que siempre quisiste para mí es ser feliz, pase lo que pase. Solo querías que yo fuera feliz, eso es todo. Así que eso es lo que voy a hacer, tratar de ser feliz. Te voy a extrañar mucho papá. Realmente fuiste el mejor padre y compañero que alguien podría haber imaginado” añadía.

VER GALERÍA

Shane junto a su hija menor, Summer
Shane junto a su hija menor, Summer

- Elizabeth Hurley luce orgullosa su anillo de compromiso tras aceptar la proposición de Shane Warne

- Elizabeth Hurley, Shane Warne y sus hijos, el retrato de una familia feliz

Su hija pequeña, Summer, de 20 años, tampoco quiso perderse la oportunidad de recordar a Warne, al que describió como el mejor padre que cualquiera desearía tener. “Ojalá hubiera podido decirte que todo iba a estar bien y sostener tu mano” declaraba la menor de los hijos del deportista. “Nos robaron el tiempo. Quiero más vacaciones contigo, más risas en las que tu sonrisa sea la que ilumine toda la habitación, más “buenas noches”, mas “te amo” y más” te veo mañana”, sin olvidar las charlas de cómo nos fue el día y tus abrazos en los que me hacias saber lo orgulloso que estás de mí y lo mucho que me amabas. No has muerto papá, solo te has mudado a un lugar diferente, y es nuestro corazón” terminaba diciendo.

Pero además del emotivo homenaje llevado a cabo por sus hijos y por sus padres, no ha faltado tampoco el de la que fuera su mujer durante más de diez años Simone Callahan, quien señalaba: “Shane era de ese tipo de personas que tienen una luz tan grande que incluso después de que se han ido, la luz permanece".

Acababa de dar por finalizar una dieta líquida

Según publica el diario británico, Daily Mail, y tal y como al parecer dio a conocer su manager, James Erksine, Shane acababa de cumplir con "una dieta líquida extrema" para adelgazar que según los expertos que pueden aumentar el riesgo de ataques cardíacos, ya que este tipo de regímenes muy bajos en calorías sometan al corazón a una tensión adicional en algunas condiciones.

VER GALERÍA

Shane Warne junto a su exmujer, Simone Callahan
Shane Warne junto a su exmujer, Simone Callahan

Warne había mencionado en alguna ocasión que había probado la 'medicina tradicional china' para perder peso y su familia ha señalado que regularmente llevaba a cabo 'dietas de té en ayunas de 30 días' mientras luchaba por mantener su imagen a lo largo de su carrera.