Anuncios

Genesis y el regreso menos imaginado: los problemas de salud de Phil Collins y un show que no está a la altura de su historia

Ayer y hoy: la esperada reunión de Genesis (Tony Banks, Mike Rutherford y Phil Collins, en el orden de la imagen histórica) volvieron a juntarse para realizar el The Last Domino? Tour
Instagram: @genesis_band

El lunes pasado por la noche, Steve Hackett tocaba en el Palladium de Londres “The Carpet Crawlers”, cuarto tema del lado 2 de The Lamb Lies Down on Broadway (1974). El guitarrista está en medio de una gira llamada Seconds Out + More! en la que interpreta completo el disco en vivo Seconds Out que su ex grupo Genesis sacó el mismo año en que él decidió abandonarlos para emprender una carrera solista: 1977. Presenciaban la performance unos 2200 espectadores. Al mismo tiempo, a unos 120 kilómetros al noroeste, más precisamente en el Utilita Arena de Birmingham, Genesis también tocaba “The Carpet Crawlers” en el primer show del The Last Domino? Tour, su primera gira desde el Turn It On Again Tour de 2007. Subieron al escenario el bajista Mike Rutherford, el tecladista Tony Banks y Phil Collins, ya no como baterista, sino sólo como cantante (lo reemplazó en los tambores su hijo Nicholas). No fue de la partida el frontman original, Peter Gabriel y, desde ya, tampoco Steve Hackett, que ofrecía su propia versión de Genesis en simultáneo. Se vendieron más de 15 mil entradas.

Esta superposición de (auto)tributos a Genesis tiene su cuota de azar: tanto la gira de Hackett como la de sus compañeros estaban previstas para 2020, se postergaron por la pandemia y se reprogramaron para este año, con la coincidencia de que ambos proyectos decidieron empezar en septiembre, con diez días de diferencia, en su Gran Bretaña natal. Mientras que el guitarrista arrancó el tour en Leicester el 10, el trío ofreció tres conciertos en el Utilita de Birmingham (lunes, martes y miércoles) y seguirá tocando en el Reino Unido hasta octubre. Después la gira se mudará a Norteamérica y cerrará el 16 de diciembre en el TD Garden de Boston. Hackett, en tanto, recorrerá Europa hasta marzo del año próximo y después dará diez shows en Estados Unidos, otros tantos en Australia, tres en Alemania en julio y el grand finale otra vez en Inglaterra, en el Cropredy Festival de Banbury, el 12 de agosto.

No fue “The Carpet Crawlers” la única canción que los setlists tuvieron en común: también sonaron en ambos shows “The Lamb Lies Down On Broadway” (del disco homónimo), “Firth of Fifth”, “I Know What I Like (In Your Wardrobe)” y “The Cinema Show” (de Selling England by the Pound, de 1973) y “Afterglow” (de Wind & Wuthering, 1976). La lista de temas del show de Hackett se completó con algunas canciones de su carrera como solista y temas de los discos de Genesis en los que participó, como los bises “Dance on a Volcano” y “Los Endos / Slogans / Los Endos (Reprise)”. En tanto, Collins, Rutherford y Banks se concentraron en el período en el que ellos tres llevaron adelante el grupo, ese que va entre ...And Then There Were Three... (1978) y We Can’t Dance (1991). Además de los temas mencionados sonaron en Birmingham hits como “Land of Confusion”, “Follow You Follow Me”, “No Son of Mine” y “I Can’t Dance”, todos de la etapa más pop de la banda.

Hackett se presentó con su banda habitual: Roger King en teclados, Craig Blundell en batería, Rob Townsend en saxos y flautas, Jonas Reingold en el bajo y Nad Sylvan en las voces. Sus ex compañeros, en tanto, tuvieron como apoyo a Daryl Stuermer, quien viene tocando con ellos en vivo justamente desde que se fue Steve Hackett en el 77. También se agregaron algunos coristas (Daniel Pearce y Patrick Smyth) para ayudar al frontman con las notas más agudas.

La performance de Phil Collins fue uno de los centros de atención en el show del grupo , teniendo en cuenta los problemas de salud que le impiden tocar la batería (hace apenas días declaró que ya no tiene fuerzas ni siquiera para sostener los palillos) y lo obligan a pasar todo el concierto sentado (algo que ya le habíamos visto en su paso por el Campo de Polo de Palermo en marzo de 2018). Con sólo veinte años, su hijo Nicholas demostró estar a la altura de las circunstancias y Phil confirmó que, pese a que su rango vocal no es el de hace treinta años, sigue honrando el catálogo de Genesis y conservando el carisma.

Después de la seguidilla de éxitos radiales hubo algunas sorpresas en la reunión de Genesis, como “Duchess” de Duke (un tema que no tocaban desde la gira de presentación de aquel disco en el 81), “Fading Lights” de We Can’t Dance (otra que llevaban un buen rato sin hacer: desde 1992) y un mini set de autocovers acústicos que incluyó “That’s All” la nombrada “Follow You Follow Me” y una versión sin teclados de “The Lamb Lies Down on Broadway” que -de acuerdo a varias reseñas- fue uno de los puntos bajos de la noche.

No hay dudas de que los seguidores más radicalizados del progresivo se encontraron más a gusto en el show de Hackett, que -por ejemplo- incluyó los 23 minutos de la suite “Supper’s Ready” y una versión completa de “The Cinema Show” con todo y su coda final instrumental (en el concierto de Genesis sonó solamente la segunda parte). Sin embargo, los fans no quisieron perderse el reencuentro del grupo que, a la vez, es su despedida: Phil Collins dijo que no volverá a tocar con sus socios después de esta gira, y las posibilidades de que Peter Gabriel quiera recuperar su puesto son cercanas a cero. Con todo, en dos frentes al mismo tiempo, todavía hay Genesis para rato.