Guerra de Vladimir Putin 'se está debilitando', asegura el Secretario de Defensa británico

·2  min de lectura
Vladimir Putin credit:Bang Showbiz
Vladimir Putin credit:Bang Showbiz

El Secretario de Defensa británico, Ben Wallace, ha afirmado que la guerra de Vladimir Putin "se ha debilitado" y ha "comenzado a fracasar en muchas áreas", mientras Reino Unido se compromete a dar más apoyo financiero y militar a Ucrania, tras una reunión en Copenhague el jueves 11 de agosto.

Wallace también detalló las enormes pérdidas tanto de las tropas como de equipo militar que ha sufrido Rusia desde que Putin el presidente ruso lanzó una "operación militar especial" en Ucrania en el pasado mes de febrero.

Así lo dijo: "Hasta ahora han fracasado y es poco probable que consigan ocupar Ucrania. Su invasión se ha debilitado y se ha remodelado constantemente hasta el punto de que realmente sólo se están centrando en partes del sur y en el este, muy, muy lejos de su supuesta operación especial de tres días".

Y añadió: "Tres días son ahora más de 150 y casi seis meses, con enormes y significativas pérdidas tanto de equipo como de personal ruso".

Reino Unido se ha comprometido a enviar a Ucrania sistemas de cohetes de lanzamiento múltiple, así como misiles guiados de precisión que pueden atacar objetivos a una distancia de hasta 80 kilómetros, para defenderse de la artillería pesada utilizada por las fuerzas rusas.

"El presidente Vladimir Putin había apostado a que en agosto, después de unos meses, todos nos habríamos aburrido del conflicto y la comunidad internacional se habría por otras direcciones. Pues bien, hoy es la prueba de lo contrario", aseguró el funcionario.

"Hemos salido de esta reunión con más promesas de financiación, más promesas de ayuda militar, todas ellas destinadas a apoyar a Ucrania a ganar, a ayudar a Ucrania a defender su soberanía y, de hecho, a garantizar que las ambiciones del presidente Vladimir Putin fracasen en Ucrania, como es lógico", sentenció.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

La trampa de rateros en México que es casi imposible de evitar.