¿Cómo le hice para que mi matrimonio no colapsara después de un bebé?

·2  min de lectura

Siéndoles sincera, a mi nadie me dijo que la llegada de nuestra nena iba a estresar tanto la relación con mi esposo.

Después de meses de preparación y emociones ¡por fin llega el esperadísimo día! Un nuevo bebé: El amor de nuestras vidas… ¿Cierto mamás?


Pero espera, ¿No hace unas horas, para ser precisos antes de que empezaran las contracciones, le habíamos dicho a nuestro feliz esposo que lo amábamos con todo nuestro corazón? Y ahora, la única persona que importa en el universo es precisamente esa que acaba de desalojar nuestro útero.


Sí, así comenzó un nuevo romance, pero como sucede a menudo en las más apasionadas historias de amor, hay lugar solo para DOS, al menos por el momento. No sólo estamos locamente enamoradas de ese bultito de unos cuantos kilos, sino que estamos agotadas.


Nuestro nuevo bebé demanda más energía de la que nos podrían proporcionar 15 botes de Chocomilk y papá pasa a segundo plano, al fin, él se puede cuidar solo.


Nuestra lista de prioridades se reorganiza y no es poco común que papá se sienta desplazado, además de que empiezan los desacuerdos entre los dos:


“Cámbiale tú el pañal, te toca pararte en la noche, dile a tu mamá que ya se vaya de mi casa".

Hay tensión, preocupaciones, expectativas, ansiedad y mucho, mucho cansancio.
Por esto, les comparto 5 tips para sobrevivir esta nueva etapa:


ENTIENDAN EL VÍNCULO ENTRA MAMÁ E HIJO


Haz entender al papá que la simbiosis primaria entre madre e hijo es natural e importantísima para la supervivencia, así como para un sano desarrollo emocional.


NECESITAN HABLAR


Los reajustes toman tiempo y trabajo. Ambos padres experimentan sentimientos tanto positivos como negativos. Es por esto que la comunicación es importantísima, ya que solo gracias a ella podemos generar empatía y realmente apreciar y comprender por lo que pasa nuestra pareja.


TOMEN DECISIONES JUNTOS


No importa si uno quiere practicar colecho mientras que el otro puede recitar de memoria el “Duérmete Niño”, lo importante es el amor que ambos comparten por su hijo y que a final de cuentas, tan solo quieren lo mejor para él. Traten siempre de tomar decisiones juntos para evitar confundir al bebé.


NO DEJEN DE DIVERTIRSE JUNTOS


Disfruten, ríanse y aliviánense, les prometo que todo pasa. Recuerden que nada une tanto a dos personas como tener un enemigo en común. Ya dormirá, ya comerá verduras, ya dejará los pañales… Y ya tendrán tiempo para ustedes. Y cuando lo tengan, ¡aprovéchenlo!


SEPAN PEDIR AYUDA


En ocasiones es necesaria y los beneficios de una psicoterapia oportuna puede ser invaluable para su vida personal y familiar.

Por Deborah Gilbert para Naran Xadul

Deborah Gilbert tiene Maestría en Psicología Clínica por la Universidad de Tel Aviv,
​con especialidad en Niños y Adolescentes y es mamá de dos hermosas bebés.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.