Anuncios

Jeff Bridges vuelve tras el cáncer y covid con sabiduría de vida bajo el brazo

Cuatro años. Es el tiempo que llevamos sin ver a Jeff Bridges en pantalla después de convertirse en uno de los rostros más constantes de nuestra vida cinéfila. Fue su primera pausa en más de seis décadas de carrera. Una pausa forzada por la lucha y supervivencia, enfrentándose al cáncer en plena pandemia y a una infección de covid-19, con todas las restricciones emocionales, físicas y personales que las medidas sanitarias impusieron en nuestro día a día. En su caso, con sus familiares saludándolo a través del cristal del hospital.

Ahora, cuatro años después y con 72 primaveras, vuelve como protagonista de The old man, una serie que fácilmente podría erigirse como una de las mejores de la temporada. Un thriller de acción que despliega la madurez, vulnerabilidad y experiencia del paso del tiempo, y donde Jeff Bridges aplica todo lo aprendido tras enfrentarse a su propia mortalidad.

Jeff Bridges como Dan Chase en 'The old man'. CR: Prashant Gupta/FX
Jeff Bridges como Dan Chase en 'The old man'. CR: Prashant Gupta/FX

El eterno ‘El Nota’ del cine anunció que le habían diagnosticado cáncer linfático en octubre de 2020 y que había comenzado quimioterapia tras descubrir una masa de 230mm x 300mm. Un año más tarde comunicaba a través de su blog que la enfermedad estaba en remisión, pero que se había contagiado de covid-19 en un ala de quimioterapia. En aquel entonces nos dio a entender que el caso había sido severo al explicar que el virus hizo que “el cáncer fuera pan comido”. Sin embargo, poco antes de que el mundo se pusiera en pausa por culpa de la pandemia y el actor se enfrentara a su lucha más personal, Jeff Bridges había comenzado el rodaje de The old man, una serie de FX que Disney+ estrenó el 28 de septiembre. Primero se detuvo por la pandemia y luego, otra vez, por la enfermedad del protagonista. La producción continuó grabando las escenas que no necesitaban del actor, hasta que Bridges pudo volver y completarla casi un año y medio más tarde, en febrero de 2022.

Sin embargo, verse de frente con la muerte le “abrió los ojos”, tanto a la belleza de la vida como a la simpleza de las pequeñas cosas. Un aprendizaje nacido de su lucha que ahora vemos plasmado en la historia de la serie, mucho más de lo que probablemente sus responsables imaginaron en sus orígenes.

Vista de refilón, The old man podría haber sido un show más ‘a la John Wick’ pero con un héroe veterano ‘a la Liam Neeson’ como protagonista. Sin embargo, si por algo consigue destacar en la inmensa marea de series y películas del género, es precisamente por Jeff Bridges. En esta adaptación de la novela homónima de Thomas Perry, interpreta a Dan Chase, un agente letal que lleva décadas rehaciendo su vida bajo un seudónimo. Ha perdido a su esposa tras varios años con demencia y se enfrenta a su rutina con las manías y miedos de la soledad, el acecho de la vejez y la cercanía con la muerte. Su único cable a tierra son sus perros y su hija, con la que mantiene una relación estrecha y constante por teléfono. Pero entonces la CIA activa una misión por encontrarlo, obligando a Dan a desplegar su habilidad brutal para deshacerse de sus enemigos, dando lugar a secuencias de acción que no escatiman en violencia, intensidad y lentitud dramática. Y con Jeff Bridges, el flamante superviviente de cáncer, interpretándolas.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

Sin embargo, más allá de estas secuencias y de estar apoyada por un reparto de lujo como John Lithgow, si The old man es una de las series más recomendables del momento es porque parte de un guion que profundiza en los matices, que se toma su tiempo para crear arcos dramáticos y aportar madurez narrativa. Pero, sobre todo, por la entrega personal de Jeff Bridges que pone todo lo aprendido en su lucha a merced del personaje y la historia.

Porque Jeff Bridges no será un espía encubierto o un asesino letal de la vida real, ni su personaje es un superviviente de cáncer, pero las similitudes entre Dan Chase y lo que el actor aprendió en estos años de lucha resultan evidentes. Porque los dos padecen del machaque del paso del tiempo, pero ambos también se aferran a la familia y la vida a través del amor y la supervivencia. De maneras diferentes, tanto Dan Chase como Jeff Bridges profesan la belleza en las pequeñas cosas de la vida, así como el amor acentuado por la pareja cuando llega el ocaso de la vida.

Cuando The old man levanta el telón vemos a un Jeff Bridges magullado por la soledad y los años. Acechado por el recuerdo de su esposa en su peor estado de salud, arrastrándose de la cama para comenzar otro día, sin energía ni fuerzas. Lo mismo que le pasa al actor a estas alturas. “De verdad que me tengo que arrastrar de la cama” dijo en una entrevista reciente para The Guardian. Pero no es más que el comienzo diario de un cuerpo que se ha visto de frente con la lucha y el paso del tiempo, pero su mente y espíritu se mantienen positivos.

Lo que aprendí de toda la experiencia en el hospital fue que la vida está constantemente dándonos regalos” reflexionó en la misma entrevista. “Pueden ser regalos que no pensemos que queremos. ¿Quién quiere cáncer? ¿Quién quiere el maldito covid? Bueno, resulta que yo sí. Porque lidiar con tu propia mortalidad hace que las cosas sean más preciosas” añadió. Y esa sencillez y humildad ante la vida la plasma en el personaje a través de su supervivencia, el amor a su hija y su esposa fallecida. Porque así como Jeff Bridges ahora ve regalos en los recuerdos que mantiene de sus padres, el cariño de sus seres queridos y cosas que solemos ver tan mundanas como “sentir la temperatura del día en la piel”, su personaje lo plasma a través de su afán por la cocina o protegiendo la relación con su hija.

Jeff Bridges como Dan Chase en 'The old man'. CR: Kurt Iswarienko/FX
Jeff Bridges como Dan Chase en 'The old man'. CR: Kurt Iswarienko/FX

Bridges no es ajeno a la tragedia. Antes de batallar el cáncer y covid perdió cuatro de sus casas con su esposa Sue por diferentes catástrofes naturales. Primero fue un incendio, luego un terremoto en California en 1994. Más tarde otro incendio y, por último, una avalancha de tierra que cayó por la colina tras otro fuego sobre su hogar. “Tuvimos que ser rescatados en helicóptero” señala. Y con todo esto sigue adelante, ahora viviendo en la casa más pequeña que han tenido, apreciando las pequeñas cosas que la sabiduría del tiempo y la experiencia le otorgan. “Es interesante porque cosas nuevas van surgiendo constantemente cuando te haces mayor. Pero no es que estés aprendiendo cosas nuevas, sino que estás practicando cómo respondes a la vida”.

“Tu atención se hace más estrecha en la vejez” asegura. “Pero hay cosas hermosas que observar dentro de ese foco estrecho”. Y pone su matrimonio con Sue como ejemplo, a quién conoció en el rodaje de la película Rancho Deluxe a mediados de los 70 en Montana (ella era una vecina del pueblo donde filmaban). Estar enfermo, estar cerca de la muerte, exacerba el amor. Lo siento. Siento cuánto amor mi esposa tiene por mí. Y cuanto amor tengo por ella”.

Personalmente, la experiencia de ver los cuatro primeros capítulos de The old man que Disney+ hizo llegar a la prensa antes del estreno, fue más especial tras leer sus palabras. Porque el retorno de Jeff Bridges con esta serie simboliza mucho más que un mero estreno en la gran avalancha semanal del streaming. Es el símbolo de su supervivencia y su batalla, pero también su aprendizaje y generosidad al compartirlo.

The old man está compuesta de siete episodios, con los dos primeros ya disponibles en Disney+. Ya ha sido renovada por una segunda temporada.

Más historias que te pueden interesar:

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO: John Travolta recuerda a Olivia Newton-John en el día que hubiera sido su cumpleaños