Anuncios

Matt Damon no tiene miedo de que Oppenheimer se enfrente a Barbie en la taquilla global.

Matt Damon no tiene miedo de que Oppenheimer se enfrente a Barbie en la taquilla global.
Matt Damon no tiene miedo de que Oppenheimer se enfrente a Barbie en la taquilla global.

La competencia en el cine no es un tema extraño, pues es sólo cuestión de ver los números y los millones que se esperan con cada estreno para darse cuenta de las verdaderas cantidades y responsabilidades que se manejan dentro de la industria. Existen ciertas temporadas que son más importantes que otras, y la de verano es tal vez la más relevante para las cintas comerciales en las que las productoras invirtieron millones y deben tener ingresos superiores. Este año se dará una competencia especialmente interesante por el enfrentamiento en cartelera entre Oppenheimer y Barbie, dos de los títulos más esperados del año que se estrenan el próximo 21 de julio.

Sigue leyendo: Batman Inicia: así fue como Cillian Murphy se volvió el Espantapájaros tras su audición fallida como Batman

Christopher Nolan es, desde hace años, uno de los directores más respetados de la industria, y el que sus películas generen tanto dinero parece ser una de sus mayores virtudes para las productoras. Esta reputación se la ganó justamente con Batman Inicia (84%) y sus secuelas, mismas que también cambiaron para siempre el rumbo en las tendencias dentro del género de superhéroes, especialmente en las adaptaciones de DC. Con el paso de los años, sus proyectos sólo se vuelven más ambiciosos y grandes, y el único que se podría considerar tuvo un resultado moderado fue Tenet (83%), que se estrenó durante la pandemia mundial y luego de muchas discusiones con Warner Bros.

Por su parte, Greta Gerwig comenzó su labor como actriz en películas de corte independiente que siempre generaron buenos números a pesar de considerarse de nicho. Luego de experimentar el tomar más control de una idea propia con Frances Ha (93%), la intérprete decidió experimentar detrás de la cámara y el resultado fue Lady Bird (97%), una de las películas más exitosas y premiadas del 2017 que fue protagonizada por Saoirse Ronan y Laurie Metcalf. Este resultado fue perfecto para la industria, pues demostraba que el cine independiente sí podía llenar las salas sin necesidad de someterse a los estrenos comerciales.

Ver Video

Por supuesto, muchos han puesto en duda que la directora sea, de hecho, una artista del mundo independiente, pues Mujercitas (94%) costó US$40 millones y obtuvo muchos más, pero cuando se le compara con el trabajo de Nolan protagonizado por John David Washington, que costó alrededor de US$200 millones, se puede entender por qué el respeto por el trabajo de Gerwig está justificado. Ambos directores generan mucha confianza en sus respectivas productoras y es por eso que Warner Bros. ofreció a la creadora la oportunidad de rescatar la adaptación de Barbie que se encontraba en el limbo, mientras que Universal aceptó sin excusas el presupuesto y las exigencias para desarrollar Oppenheimer, luego de que Nolan abandonara su casa productora predilecta.

También te puede interesar: Barbie: Margot Robbie está sorprendida de lo mucho que el público espera la película

Oppenheimer, por contar una historia de la vida real y por ver a Cillian Murphy protagonizando por fin una cinta de Christopher Nolan, rápidamente se convirtió en uno de los estrenos más esperados del año, mientras que Barbie llamó la atención del público luego de que se liberara su primer teaser que hacía referencia a una escena clásica de 2001: Odisea del Espacio (96%). El que ambas películas se estrenen el mismo día ha dado mucho de qué hablar entre el público que también gusta de generar memes y chistes sobre cómo la cinta sobre la famosa muñeca podría desbancar a uno de los creadores más establecidos de Hollywood.

Por supuesto, el tema de la competencia no necesariamente llega a los actores involucrados en las cintas, por lo que cuando se le preguntó sobre el tema a Matt Damon, quien da vida a Leslie Groves en Oppenheimer, durante una charla con Vanity Fair para él la respuesta fue muy simple y evidente:

Esta es la primera vez que escucho sobre eso, en realidad. no había prestado atención a eso.

La gente puede ir a ver dos películas en un fin de semana. ¡Oppenheimer es una de ellas!

Pero, ¿qué pasa si su familia, que incluye a sus cuatro hijas, quiere ver la cinta de Margot Robbie y Ryan Gosling?

Tendré que preguntarles sobre eso. ¡Si ese es el caso, verán dos películas ese fin de semana!

Ver Video

Las expectativas para Oppenheimer son bastante altas, en especial porque se trata de todo un evento IMAX que Nolan filmó para hacerle justicia a uno de los personajes más complejos de la historia mundial. De igual forma, se dice que el director se superó a sí mismo en cuanto a la parte técnica, pues al parecer la recreación de la explosión de la bomba atómica será algo sin precedentes. De lado de Barbie, la mayor fuerza que tiene es que todos los involucrados aseguran que el guion es impecable y se espera que sea ligera y sin muchas pretensiones, pero con un gran mensaje feminista que seguramente será el tema principal de las críticas y los análisis cuando por fin llegue su estreno.

No te vayas sin leer: Christopher Nolan dice que Oppenheimer es el personaje más ambicioso con el que ha trabajado, por encima de Batman

Ver Video