Anuncios

Mexicana Universal le apuesta a la salud mental y emocional

CIUDAD DE MÉXICO, enero 20 (EL UNIVERSAL).- El cuidar la parte emocional de las concursantes de Mexicana Universal, es un aspecto fundamental para su directora Lupita Jones, por lo que asegura que ya trabaja en un proyecto que abordará este aspecto dentro de la preparación de sus representantes ante Miss Universo.

"Porque ha crecido mucho la presión que reciben las chicas, comparado hace 30 años cuando yo participé, el nivel de presión que enfrentan ellas a través de las redes sociales y la expectativa que se genera alrededor de cada reina es muy fuerte, emocionalmente es muy desgastante y las puede hacer pedazos, espero que este proyecto cambie la percepción de lo que es una reina de belleza y todo lo que debe haber atrás para que llegue con la fortaleza para enfrentar eso", comentó Lupita Jones.

Para Jones también es importante promover entre la gente la empatía y el respeto hacia los demás, porque el anonimato de las redes sociales le dan la posibilidad a la gente de ser negativo con los otros; por eso en el proyecto que presentará en próximas semanas vienen contemplado el desarrollo de herramientas de salud mental y emocional, que ayuden a las concursantes a mantenerse centradas.

"Aunque hayamos nacido con las redes sociales siempre te duele leer un comentario negativo, sobre todo cuando estás haciendo tu mayor esfuerzo, cuando estás dando el corazón en algo que realmente te apasiona; por eso es importante que como reinas de belleza tengamos ese tipo de preparación, porque te hace saber que eres muy valiosa sin importar lo que digan las personas, sobre todo las que no te conocen y no saben de tu esfuerzo, de tu sacrificio para estar donde estás ahora, porque vales mucho más que una corona", dijo Irma Miranda, Mexicana Universal 2022 y quien representó a México en la edición 71 de Miss Universo hace unos días.

Aunque para Irma no fue alentador quedar eliminada cuando se eligieron las 16 finalistas, gracias a la preparación que recibió y que fue como una prueba para este nuevo proyecto de Jones, pudo entender que aunque no ganó la codiciada corona, está consciente de su valía, que esta fue una gran oportunidad para sus proyectos futuros y que su vida debe seguir.

Respecto a su experiencia en Miss Universo, Irma comentó que no vio gran diferencia en la organización del certamen, ahora que el concurso pertenece a la tailandesa Anne Jakrajutatip a través del conglomerado JKN Global Group; pero explicó que esta visión es subjetiva ya ella nunca había estado en una concentración de Miss Universo.

"Tal vez ya tienen un perfil más definido y al final no quiere decir que uno lo haya hecho mal, simplemente otras lo hicieron mejor o cumplían más con las características que querían", dijo Irma.

Lupita comentó que en este año no hubo una diferencia palpable, porque cuando esta empresa adquirió Miss Universo el proceso para la nueva edición ya iba muy avanzado, además la nueva administración apenas está aprendiendo de qué se trata el concurso, por lo que más adelante es muy posible que se hagan algunas modificaciones.

Las nuevas reglas de Miss Universo

Sobre las nuevas reglas de Miss Universo, donde se aceptarán aspirantes que sean casadas o con hijos, Irma comentó que no cree que haga gran diferencia en la organización en sí, pero lo será

para las mujeres en estas condiciones que decidan participar, porque ser reina de belleza es un trabajo de tiempo completo y Lupita Jones estuvo de acuerdo.

"Aquí la responsabilidad de la decisión es de la persona que decida participar, muchas mujeres por su trabajo tienen que poner en la balanza el tema familiar por el profesional, aquí es lo mismo, yo pregunté a la organización cuando se plantearon estos cambios, si dejarían que la ganadora llevara a su esposo o sus hijos, respondieron que no porque este es un trabajo, donde se está contratando sólo a ella, el hecho de que se acepten mujeres casadas, con hijos y demás, no cambia la dinámica de trabajo que una Miss Universo tiene que hacer", explicó Jones.

Pero la directora de Mexicana Universal aplaude esta inclusión, porque piensa que una condición de vida no debe limitar a una mujer para optar por otras oportunidades, pero deben tener en claro que la organización no se va a adaptar a su situación, sino que ellas deben adaptarse a la organización.

Sobre el permitir a mujeres trans concursen, Lupita comentó que sí se encuentra estipulado en el contrato de Miss Universo, pero en el caso de México hay ciertas cuestiones legales que aún no se cumplen con lo que pide ese documento, lo que no permiten que Mexicana Universal abra sus puertas a las chicas con esta condición.

Con la petición de Miss USA, actual Miss Universo, de elevar la edad de las participantes, donde los 28 años de edad no sea el límite, ella no se opone pero sí considera que sería dispareja la competencia, porque hay que tomar en cuenta que la edad mínima para concursar son 18 años y unos años más sí hacen la diferencia respecto a las experiencias de vida y que sí les da ventaja a las chicas de más edad en su desempeño en su papel como reina de belleza.

"Irma me contaba que había niñas que estaban con la nostalgia de su casa, ahora imaginen vivir un año en Nueva York, deben tener la madurez emocional para enfrentar ese reto, por eso yo creo que ahí estaría un poco disparejo, lo que podrían hacer es elevar la edad mínima para que sea una competencia más pareja", señaló Jones.

Sobre el comentario que Anne Jakrajutatip hizo antes de ser dueña de Miss Universo, sobre que no estaba de acuerdo que no hubiera una finalista asiática cuando Andrea Meza ganó, incluso que no hubiera cierta empatía con México, Lupita Jones consideró que esa fue una percepción que se hizo desde fuera de la organización, por alguien que en ese momento era sólo un fan, que fue desde el desconocimiento de lo que es el certamen interiormente.

"Ya como organización debes tener la cabeza fría y siendo Miss Universo de la naturaleza que es, no puedes mostrar ni discriminación, ni predilección por ninguna, a todas se les da el mismo trato y eso se debe mantener".

Pero hay algo en que Anne ya ha marcado la diferencia dentro de Miss Universo, ella estuvo presente en la reunión que los directores nacionales tuvieron previo a la edición 71 de Miss Universo, algo que nunca sucedió en la era Donald Trump, anterior dueño del concurso; esto para ella es una buena señal ya que demuestra que está comprometida en darle un nuevo impulso a esta organización.

Finalmente, Jones se dijo muy orgullosa del papel que hizo Irma en Miss Universo, porque logró emocionar y tuvo una gran presencia en el escenario, la gente reaccionó muy favorablemente a ella y el apoyo hacía México se dejó sentir.

"El objetivo era llegar a Miss Universo, era representar a México, pisar el escenario, era disfrutar representar a todos los mexicanos, mostrar que los sueños y las segundas oportunidades sí existen. Obviamente me hubiera encantado hacer mis pasarelas, quedar en el top 16, pero disfruté tanto todas las oportunidades que tuve de estar en ese escenario, de hablar y expresarme, que me siento satisfecha con lo que hice", finalizó Irma Miranda.