Se gastó 135 000 dólares para ser como Barbie y ahora dice que "no consigue trabajo por ser muy atractiva"

Una mujer que se gastó más de 135 000 dólares en cirugías dice que no puede encontrar un trabajo normal porque los hombres no se pueden comportar bien con una ‘chica sexy’ como ella.

La modelo húngara de 22 años, Barbara Luna Sipos, de Budapest, dice que su obsesión con el ‘look de Barbie’ comenzó cuando era niña y se enamoró del hermoso aspecto de su muñeca Barbie, y ahí empezó su sueño de convertirse un día en una muñeca humana de fantasía.

Barbara se enamoró de Barbie cuando era niña y quiso parecerse a la muñeca (Foto: Media Drum World / australscope).

“Siempre quise parecer un personaje de fantasía o una muñeca humana”, dijo Barbara. “Mi primer recuerdo de la infancia es jugar con muñecas Barbie y comencé mi ‘muñequización’ a los diecisiete años”.

Barbara se sometió a su primera cirugía estética, un aumento de pechos, cuando era adolescente y quedó maravillada al instante del resultado.

Desde entonces, se ha sometido a diez operaciones. En una aumentó la talla de su pecho de 90B a 90F. Ahora está más contenta que antes de las operaciones, aunque admite que nunca pensó que fuera fea, sino que antes no se sentía completa con su aspecto.

Barbara dejó de trabajar porque vuelve ‘locos’ a los hombres

Barbara tuvo que dejar de trabajar en el mercado laboral tradicional, porque le decían que era ‘demasiado sexy’ para trabajar en oficinas (Foto: Media Drum World / australscope).

Barbara, que ahora trabaja como modelo web, solía trabajar de recepcionista pero dice que tuvo que dejar su trabajo porque su aura y carisma volvía ‘locos’ a los hombres.

“Entonces me di cuenta de que ese tipo de trabajo no era para mí, porque vivo en una sociedad en la que una mujer muy atractiva no tiene muchas posibilidades de conservar un trabajo o ganarse un puesto mejor sin tener sexo con los hombres, algo que yo no quiero”, señaló.

“Eso se debe a que seguimos viviendo en una sociedad patriarcal, nos guste o no”.

Comentó que poco después de dejar su trabajo, en agosto de 2016, conoció a su exmarido y se embarcó en una relación corta pero intensa que duró apenas dos años, durante los cuales Barbara se sometió a varias cirugías estéticas por valor de 135 000 dólares.

Barbara dice que a su ex le gustaba el look de muñeca tanto como a ella y que le ayudó a pagar varias de las operaciones de cirugía estética a las que se sometió.

La lista de operaciones de cirugía plástica que se hizo Barbara, por valor de 135 000 dólares

Barbara dice que después de dos operaciones de pechos y dos operaciones de nariz, estaba cerca de ganarse el estatus de Barbie (Foto: Media Drum World / australscope).

Barbara se hizo dos aumentos de pechos, por unos 19.000 dólares, y dos rinoplastias, por unos 16.000 dólares.

También se sometió a varias operaciones pequeñas, entre otras, una modificación del mentón y una reducción de mandíbula y una operación de frente para parecerse a Barbie, cada una con un precio de 16.000 dólares.

También se hizo un lifting de cejas por 6.500 dólares, un lifting de labios por 3.000 dólares, tratamientos de relleno de labios por valor de 8.000 dólares, un trasero brasileño por solo 10.000 dólares e incluso una operación en la vulva por unos 7.000 dólares.

Ella estima que, todo junto, suma unos 134.800 dólares gastados en operaciones.

La asombrosa lista de cirugías ha hecho que esta chica de 22 años tenga un look muy similar al de Barbie. Las desventajas de su look de plástico es que a veces a la gente le cuesta tomarla en serio, pero Barbara espera que al compartir su historia pueda demostrarle al mundo que de tonta no tiene un pelo.

“Los hombres aman mi estilo”, dice. “Algunos hombres cerrados de mente, que no están seguros de sí mismos, no quieren salir conmigo, lo cual está bien”.

“Me gusta la gente abierta de mente y me gusta impresionarlos y demostrarles que no soy una tonta descerebrada, pero me resulta difícil lograr que la gente me tome en serio”.

A día de hoy, mantiene entretenidos a unos 6.000 seguidores de Instagram con las sensuales fotos publicadas en su cuenta @baedollbarbie.

Dice que no tiene pensado reducir el ritmo de operaciones: en un futuro cercano ya tiene programadas una tercera rinoplastia, una cirugía de extracción de costillas, e inyecciones para el aumento de glúteos.