Anuncios

La mujer que casi logra que atrapen a Jeffrey Dahmer habló a 30 años del caso

El relato de Nicole, una de las testigos de un asesinato de Jeffrey Dahmer
El relato de Nicole, una de las testigos de un asesinato de Jeffrey Dahmer

Una nueva producción de la plataforma Netflix es furor entre los usuarios. En busca de la generación de contenido de alto impacto, estrenó el 21 de septiembre la serie llamada Monster, que cuenta la trama, sumamente macabra, de Jeffrey Dahmer, un asesino que se manejó con total impunidad en los comienzos de los ‘90 en los Estados Unidos.

Con la complicidad de la Policía de ese país, que no siguió una serie de pistas que daban a entender su proceder, Dahmer asesinó sin freno ni piedad. Entre sus métodos, el “Caníbal de Milwaukee”, como lo apodaban, torturaba a sus víctimas a tal punto de decapitarlas y guardar partes de su cuerpo en una heladera de su casa.

En medio de una de las producciones de más shock mediático en Netflix, Nicole Childress brindó testimonios de cómo presenció la previa a un asesinato de Dahmer, quien arrastraba a un niño por un callejón. Ella, desde su ventana, observó el modus operandi del asesino.

Una víctima de Jeffrey Dahmer reveló cómo fue enfrentarse con el asesino: “Me subestimó”

“Tenía 17 años en ese momento, estaba mirando por la ventana. Vi a alguien que parecía estar desnudo. Era un niño”, relató Nicole a The Mirror. Por entonces transitaba la adolescencia y vivía junto a su prima Sandra Smith, de 18 años, y su tía Glenda Cleveland.

Se hizo un tatuaje polémico pero no se arrepiente: “No glorifico sus acciones despreciables”

Al presentarse en el lugar de los hechos, en un acto de suma valentía, Nicole graficó el momento en el cual pudo interceder ante el asesino e intentó comunicarse con la policía: “Me estaba sujetando con un agarre muy, muy fuerte, y estaba temblando de miedo”.

Jeffrey Dahmer mientras era interrogado en 1991
Jeffrey Dahmer mientras era interrogado en 1991 - Créditos: @https://www.britannica.com/

Con un semblante completamente aterrador y varias magulladuras en su cuerpo, Nicole le explicó al operador de la Policía cómo era el panorama y que necesitaban, de urgencia, su presencia. A la par de su relato, especificó que un hombre rubio se abalanzó sobre el niño para oscurecer aún más el relato: “Él venía hacia el niño, y termina agarrándolo por el brazo, tomándolo detrás de su espalda y tirando de él y forzándolo. El niño está tratando de escapar, pero no pudo, porque era muy débil”.

Fue a un bar y tuvo una actitud que dejó al dueño del lugar atónito: “Cuatro horas es demasiado”

Lo que era una situación impensada para Nicole, quien se encontraba cómodamente en su casa, terminó siendo una pesadilla en la lucha de rescatar a un pequeño totalmente vulnerable de las garras de un asesino. Según lo atestiguado, esta persona forcejeó con el asesino hasta la llegada de la Policía. En medio de la situación turbulenta, Dahmer quiso explicar que el niño era “un amigo que estaba ebrio” e inexplicablemente lo dejó huir sin hacerle caso a la chica.

A continuación de esta historia, Dahmer asesinó al niño y sumó un caso más a su oscuro expediente. En las semanas posteriores, sus otras víctimas fueron Matt Turner (20), Oliver Lacy (23), Jeremiah Weinberger (23) y Joseph Bradehoft (25).

El punto culmine fue cuando Tracy Edwards, por ese entonces de 32 años, logró escapar del departamento de Dahmer, dio aviso a la Policía y en el trascurrir de esa jornada el asesino fue atrapado. “Por lo que hice debería estar muerto”, confesó esta persona al brindar sus últimas palabras, mientras se encontraba inmovilizado en el suelo.