Anuncios

Origen de las piñatas en México y su significado

CIUDAD DE MÉXICO, diciembre 2 (EL UNIVERSAL).- Las piñatas son una de las partes más esenciales en este mes. Y es que con la llegada de diciembre se acercan las posadas, y sin ellas no se puede cumplir dicha tradición mexicana.

Al recorrer los pasillos de los mercados en temporada navideña, se pueden observar estas artesanías que son un símbolo de unión familiar y mucha alegría previó a la Navidad.

En su interior podemos encontrar dulces típicos y frutas como: naranjas, mandarinas, tejocotes, cañas, entre otros.

Pero no solo en las posadas podemos ver esta creación hecha de cartón, periódico y engrudo, sino también en algunas fiestas infantiles.

¿Cuál es el origen de las piñatas en México?

De acuerdo con la página web del Gobierno de México, las piñatas tienen su origen en “el exconvento de San Agustín, en Acolman, Estado de México, donde hace más de 400 años la primera piñata vio la luz tal y como la conocemos hoy en día, aunque de diferentes tamaños y figuras". Sin embargo, la piñata tradicional deber tener forma de estrella con siete picos, ya que cada uno de ellos simboliza un pecado capital, y los dulces o frutas que sale al momento de romperse significan las bendiciones que reciben las personas que participan.

Aunque existe otra teoría. De acuerdo con Marco Polo, en su libro "Il millione", el origen de las piñatas se debía al año nuevo Chino, y su forma original representaban animales.

Esta tradición viajó a Italia y, por último, llegó a México, donde los frailes la utilizaron para evangelizar.

¿Cuál es el significado de las piñatas?

Aunque la piñata es utilizada como un juego para pasar un rato agradable con la familia y amigos, tiene un significado.

La piñata tradicional está hecha de barro y de siete picos, los cuales simbolizan los siete pecados capitales como la pereza, la gula, la envidia, la ira, la lujuria, la avaricia y la soberbia.

El palo que se utiliza para romperla representa la fuerza para luchar contra el mal, y los dulces y frutas, que caen al romperse representan los bienes obtenidos.