Ostiones y sake mexicano: un maridaje fresco y divertido

·4  min de lectura

¿Qué pides para maridar cuando comes ostiones, pescados o mariscos? ¿Vino blanco? ¿Cervecita? Seguro, ambos funcionan muy bien pero te tenemos una nueva opción: ¡sake! Mejor, ¡sake mexicano! Déjanos explicarte por qué los ostiones y el sake mexicano maridan tan bien.

El maridaje de ostiones y sake mexicano

Los ostiones y el sake tienen cualidades sorprendentemente similares en textura y sabor. Ambos son sabores muy sutiles, sedosos y con notas de mar y de umami. De hecho, el sabor umami del sake viene del hongo koji con el que se fermenta; mientras que los ostiones son ricos naturalmente en umami gracias a sus niveles altos de glutamatos. Si ambos elementos aportan saborcito umami, el resultado de este maridaje es adictivo y delicioso (después de todo, umami significa delicioso o sabroso).

Matthieu Guerpillon, embajador de Nami, el primer sake hecho en México, dice que el sake premium Junmai, que posee más notas frescas y frutales, es la mejor opción para maridar ostiones. “La fineza de Nami sake, que tiene un arroz con pulimento alto de 55%, aporta al ostión una pureza excepcional que respeta la profundidad del carácter de los ostiones —dijo—.  El perfil de un sake como Nami, que es muy equilibrado y elegante, al mismo tiempo ofrece una sensación de dulzor en boca, y esto es lo que permite uno de los mejores maridajes con los ostiones naturales. El ligero sabor de yodo, frutos secos y nueces que típicamente encontramos en los ostiones, combina muy bien con la parte cerealosa de Nami, lo que permite equilibrar la textura del ostión y sus sabores”.

Ostiones y sake en La Mari.

Nami, el primer sake mexicano hecho en Sinaloa

Nami fue creado en México, pero diseñado por Yamada-San, un toji (mestro sakero) con más de 30 años de experiencia en Japón. Él enseñó a los maestros sakeros mexicanos la técnica tradicional: sólo 4 ingredientes (arroz, levadura, koji y agua), arroz de la máxima calidad (el que usan se llama yamadanishki), pulido fino (mientras más fino es el pulido del arroz, mejor calidad tendrá el sake), fermentación durante 30-40 días con el hongo koji y, lo más importante, cuidar que todas las personas que entran al cuarto durante la fermentación estén de buen humor para que no arruinen las energías. 

Hay tres variedades: Junmai Junmai Ginjo y Junmai Daiginjo, uno más fino que el otro. Lo mejor es que su sutileza, su aroma frutal y su acidez fina, maridan perfecto con muchas cosas, como mariscos, almejas, ostiones, pescados y comida japonesa. 

ostiones y sake mexicano
ostiones y sake mexicano

Ostiones y sake en Marea

Shells & Sake en CDMX

Si quieres probar este maridaje —y juzgar por tu propia cuenta—, lánzate al festival Shells & Sake, una serie de happy hours en algunos de los mejores restaurantes de mariscos de la Ciudad de México. Lo único que tienes que hacer es pedir una orden de ostiones y recibirás una copa de Nam como cortesía. Tienes sábado 10 y domingo 11 de septiembre para disfrutar del festival. Los restaurantes participantes son:

MAREA (Sinaloa 248, Col. Roma), de la chef Lula Martín del Campo, un restaurante que enaltece el mar, el maíz y el mezcal a través de una propuesta que fusiona tradición, visión contemporánea y sustentabilidad.

Campobaja (Colima 124-E, Col. Roma), donde encuentras producto de mar de la máxima frescura y preparaciones sencillas pero suficientes para brindar unos de los mejores platillos de mar de la ciudad.

La Mari (Monte Athos 395, Col. Lomas de Chapultepec, III Secc), del chef David Hussong, donde se sirve comida estilo Baja, con el toque mexicano y unos cuantos acentos asiáticos.

Puntarena Virreyes (Pedregal 24, Col. Lomas-Virreyes), del chef Federico Rigoletti y con una propuesta que resalta la frescura y el sabor de los productos del mar. En sus recetas se disfruta la influencia de las tradiciones gastronómicas de México, Japón, y el Mediterráneo.

Bocavela (Colina de las nieves 93, Boulevares, Naucalpan), un nuevo restaurante de alta cocina mar y tierra en Satélite.

Roca (Monte Athos 310, Col. Lomas de Chapultepec), comida mexicana del Pacifico en una terraza deliciosa de las Lomas.

Très (Monte Athos 395, Col. Lomas de Chapultepec), donde lo tradicional, lo fresco y lo casual de las costas se encuentran, con platillos clásicos franceses y del Mediterráneo.

Lánzate a probar este maridaje de ostiones y sake mexicano. ¡Kanpai!