Presidente mexicano promete justicia en asesinato de francés

Associated Press
·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO (AP) — El presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador prometió el lunes justicia por el asesinato del ciudadano francés Baptiste Jacques Daniel Lormand, empresario y propietario de un restaurante cuyo cadáver fue localizado durante el fin de semana junto al de uno de sus socios.

López Obrador aseguró que ya se esta trabajando para hacer una investigación a fondo y recordó que hay que tener confianza de que se avanzará como se ha hecho en otros casos.

“No hay impunidad para nadie”, subrayó el presidente.

Mencionó el multihomicidio de nueve mexicanoestadounidenses hace un año en la frontera norte del país donde “ya se tiene detenidos a prácticamente todos y a los jefes de los que participaron en el asesinato de mujeres y niños en Sonora, en Bavispe”.

Las autoridades indicaron que Baptiste Jacques Daniel Lormand, que tenía doble nacionalidad francesa y mexicana, salió a finales de la semana pasada a vender vinos o licores con un socio mexicano. Iban en dos vehículos por la parte rural del sur de la ciudad y, aparentemente, los dos se toparon con sospechosos que los robaron y mataron. Sus cadáveres fueron localizados el sábado en un terreno baldío.

“Hay investigaciones que apuntan a que les querían robar la mercancía que ellos estaban ofreciendo en venta”, dijo el domingo el secretario de Seguridad de la capital, Omar García Harfuch.

El lunes por la tarde, García Harfuch anunció a través de su cuenta de Twitter de la detención de “la primera persona posiblemente relacionada con la muerte de un ciudadano franco-mexicano", un arresto con el que, según dijo, “se confirma” la hipótesis del robo.

Las autoridades han insistido en negar toda conexión de este caso con otros dos problemas que afectan a muchos empresarios de la capital —los secuestros y las extorsiones— situaciones en las que los atacantes suelen identificarse como miembros de un cártel para intimidar a las víctimas.

No obstante, el jefe de la policía admitió que ha habido casos en el sur de la ciudad, donde personas que intentaban comprar o vender productos que se ofrecían por internet ha sido atacadas.

“Hemos identificado un modus operandi que consiste en la simulación de la compra-venta de bienes ofrecidos al público", dijo García Harfuch. "Al momento de concertar la cita presencial para llevar a cabo la transacción, los vendedores de la misma son objeto de agresiones y en algunos casos han sido privados de la vida”.

El embajador francés, Jean-Pierre Asvazadourian, dijo a través de su cuenta de Twitter que “como toda nuestra comunidad, estoy muy conmocionado por el homicidio de nuestro compatriota”.

Lormand dirigía un restaurante en el barrio de Polanco, un área acomodada de la ciudad que está casi en el otro extremo de donde se encontraron los cadáveres.

Ulises Lara, portavoz de la fiscalía de Ciudad de México, sugirió que la pandemia ha golpeado tanto los negocios que puede que Lormand optara por vender vinos y licores caros o que tuviera que distribuirlos en persona.

“La situación económica ha cambiado sustantivamente a partir de la pandemia, y en muchos casos se han suplido actividades y se han dejado de utilizar otro tipo de instrumentos como los envíos”, explicó Lara.

Lo que no queda claro es por qué los asaltantes mataron a las dos personas si solo querían robarles la mercancía.

“Mas allá de su causa inmediata, esta tragedia tiene un motor estructural: la impunidad”, escribió en el diario El Universal el analista Alejandro Hope. “En Mexico, sale baratísimo matar. La probabilidad de que en asesino sea castigado es bajísima”.