El presunto embarazo de Lyn May y los riesgos de concebir en la tercera edad

·5  min de lectura

-Doctor, ¿Cuáles son las probabilidades de lograr un embarazo después de los 60?

-Cero.

Este corto diálogo con un ginecobstetra nos hace abrir mucho los ojos y considerar que un embarazo para alguien en la tercera edad es casi un milagro. Sin embargo, Lyn May, actriz y vedette mexicana de dilatada trayectoria asegura estar embarazada a sus 68 años de edad y lo celebra junto a su actual pareja Markos D1, cantante de casi 30 años oriundo de California, Estados Unidos.

La vedette Lyn May y su pareja Marco D1 en una foto de 2021, cuando asistieron a un evento en el World Trade Center en la Ciudad de México. (Getty Images)
La vedette Lyn May y su pareja Marco D1 en una foto de 2021, cuando asistieron a un evento en el World Trade Center en la Ciudad de México. (Getty Images)

Las consecuencias que puede tener para una mujer gestar un bebé después de, la que se considera, su edad reproductiva, no son pocas.

Marisa López-Teijón, directora del Instituto Marqués de reproducción asistida en España señala en una nota de El Mundo que, si bien no hay limitaciones legales, ni se han establecido límites de edad, se desaconseja el embarazo después de los 50 años por varias razones. La primera de ellas es que, a una edad avanzada, se le dificulta a la mujer adaptarse físicamente a los cambios que supone el embarazo.

Asimismo, la experta afirma que no se trata de simples complicaciones, sino de problemas serios de salud que pueden afectar no solo a la madre sino también al bebé pues el útero también se ve influido por el envejecimiento, y a esto deben adicionarse problemas posparto como hemorragias y operaciones como histerectomías.

Además, en mujeres mayores hay más posibilidades de que surjan insuficiencias renales, diabetes gestacional y preeclampsia, que consiste en presión arterial alta y signos de daños en otro sistema de órganos, más frecuentemente el hígado y los riñones, según se explica en el sitio web de la Clínica Mayo.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Aunque una mujer esté en excelente condición física, no hay manera de garantizar que no tendrá problemas en un embarazo a edad avanzada. Por lo cual muchos profesionales de la medicina dedicados a tratamientos de fertilidad, prefieren no aceptar pacientes mayores de 45 años. Así lo afirma la médico Carmina Vidal, especialista en reproducción asistida del Instituto Valenciano de Infertilidad, consultada por el mismo medio y quien afirma que también la calidad de los óvulos se resiente con el paso del tiempo. Esto puede tener como consecuencia alteraciones como el Síndrome de Down y es que, según indica, después de los 44 años de edad, las posibilidades de problemas aumentan 95%.

¿La menopausia impide el embarazo?

Si pensabas que con la menopausia el embarazo era materia del pasado, te equivocas. Las mujeres que han pasado esa etapa de su vida pueden quedar embarazadas con asistencia, recibiendo óvulos fertilizados y complementos hormonales, pero los médicos se asegurarán de que el organismo de la mujer esté apto para recibirlos.

En una nota de BBC se explica que administrando terapia hormonal puede prepararse el útero, digamos, rejuveneciéndolo, para que el embrión pueda desarrollarse y una vez instalado, la terapia hormonal debe mantenerse, a diferencia de lo que ocurre en un embarazo de una mujer joven, cuyos ovarios producirán las hormonas necesarias para que transcurra con normalidad.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Sue Avery, experta en fertilidad en el Centro de Fertilidad de Birmingham y miembro de la Sociedad Británica de Fertilidad, coincide en que las mujeres mayores ameritan más cuidados porque tienen muchos riesgos de sufrir complicaciones, pero si se trata de un óvulo donado que proviene de una mujer joven y se lleva adelante una terapia hormonal adecuada, el embarazo puede ser como el de alguien más joven.

De hecho, según cuenta en The Times, esa fue la vía elegida por Erramatti Mangayamma, considerada la primeriza más anciana, al tener gemelas a sus 74 años de edad en 2019 gracias a la fecundación in vitro.

El cansancio: factor determinante

Por otra parte, una vez superado el desafío del embarazo, una mujer mayor de 50 años debe tener en cuenta las exigencias físicas que implica criar a un bebé, comenzando por las pocas horas de sueño que se tienen durante los primeros meses.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

En este sentido, Avery menciona que en el Reino Unido pocos especialistas ofrecen tratamientos de fertilidad a mujeres mayores de 50 por razones sociales, pues aunque no existe un límite legal, toman en cuenta el bienestar del niño. De hecho, en 2014, según se publica en AARP, organización sin fines de lucro dedicada a generar información para personas mayores de 50 años, una encuesta realizada a más de 2000 británicos arrojó que casi 75% consideraba inaceptable que las mujeres concibieran más tarde que en la edad natural para hacerlo.

Algunos aluden la resistencia que pueden tener los padres mayores para criar a sus niños, y otros piensan en cuánto tiempo vivirá una madre de esta edad para acompañar a sus hijos. Sin embargo, el hecho es que definitivamente hoy esto se considera una opción cada vez más demandada. En Estados Unidos, en 2015, los partos de mujeres entre 50 y 54 años de edad aumentaron más del 165% y en Inglaterra, la tasa de natalidad se duplicó para mujeres de 50 años o más entre el 2008 y el 2012.

Ser madre debe ser elección única de cada mujer y su familia, y si está en condiciones para serlo, y su decisión está soportada en bases médicas, las opiniones de los demás siempre sobran.

EN VIDEO | Imagina que nuestro cuerpo creciese 10 veces de golpe

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.