Se reanuda el juicio contra Cristina Kirchner tras el rechazo de su recusación al fiscal y a los jueces

·2  min de lectura
Cristina Kirchner y su abogado Beraldi, claves en las definiciones judiciales; resta que declaren unos 90 testigos, entre ellos Alberto Fernández, Sergio Massa y otros exjefes de gabinete
Cristina Kirchner y su abogado, Alberto Beraldi, claves en las definiciones judiciales

Con los obstáculos despejados, el tribunal oral que juzga a Cristina Kirchner continuará mañana escuchando el alegato del fiscal Diego Luciani con acusaciones contra la vicepresidenta y exfuncionarios de su gobierno por direccionar la obra publica en beneficio de Lázaro Báez.

Los jueces rechazaron la recusación del fiscal Luciani y de los magistrados Rodrigo Giménez Uriburu y Jorge Gorini. Se descuenta que habrá planteos de los abogados defensores y que apelarán el rechazo de la recusación ante la Cámara de Casación. Sin embargo, esas apelaciones no frenarán el juicio que entra en la etapa final de alegatos del fiscal.

Un segundo arrepentido aportó documentación que complementa las acusaciones de “Shakira” contra Milagro Sala

La fiscalía tiene previsto alegar mañana, el viernes y el lunes para cerrar su intervención. Por la manera en que viene exponiendo las evidencias, las pruebas exhibidas, los modos y el énfasis de la acusación del fiscal, lo más probable es que termine pidiendo una condena para la vicepresidenta y el resto de los imputados .

Cristina Kirchner está acusada de los delitos de asociación ilícita y fraude al Estado, por los cuales se expone a que la fiscalía pida una condena de entre cinco y 16 años de prisión, tal la escala revista en el Código Penal para el concurso de ambos delitos.

Cristina Kirchner intentó la semana pasada sacar del juicio al fiscal Luciani y a los jueces Giménez Uriburu y Gorini. Sobre la base de una publicación de Página 12 con la foto de Luciani y Giménez Uriburu en el mismo equipo de fútbol, llamado Liverpool, que disputó un torneo amateur en la quinta de Mauricio Macri, dijo que había amistad íntima entre ellos. Alegó además que el macrismo encaró un persecución judicial contra ella, por lo que todo cerraba para pensar en una confabulación. Con respecto a Gorini, dijo que había visitó el ministerio de Seguridad durante la gestión de Patricia Bullrich.

Los jueces rechazaron las recusaciones. Dijeron que ya había vencido en 2019 la oportunidad procesal para hacerlas y que no correspondía considerar que se trataban de datos nuevos, sino que la información que esgrimían para recusar era pública y accesible. La recusación de Gorini fue rechazada porque entendieron que el juez explicó las razones funcionales de su visita. Sobre Luciani y Giménez Uriburu, dijeron que las reglas no las contemplan y que además se usó la foto para construir un relato mediático que no se corresponde con el vínculo entre ambos magistrados.

Oil Combustibles: López y De Sousa se enfrentan a los empresarios que querían quedarse con la petrolera

Las defensas pueden recurrir esta decisión ante la Cámara de Casación Penal (Sala IV, integrada por los jueces Mariano Borinsky, Gustavo Hornos y Javier Carbajo), pero esa medida no interrumpe las audiencias.