Rusia dice que sus fuerzas tienen el control total de la región ucraniana de Luhansk

·3  min de lectura

Por Tom Balmforth, Max Hunder y Simon Lewis

KIEV/KOSTYANTYNIVKA, 3 jul (Reuters) - Rusia dijo el domingo que sus fuerzas controlan la región oriental de Luhansk tras capturar el último reducto de resistencia de Lisichansk luego de intensos combates, aunque Ucrania no confirmó la afirmación.

El control de Luhansk, un objetivo clave para Rusia, llegaría tras semanas de lentos avances, cambiaría el enfoque del campo de batalla a la vecina región de Donetsk, donde Ucrania todavía controla un territorio sustancial.

Rusia ha concentrado su campaña militar en el Dombás, que incluye Luhansk y Donetsk. Los milicianos separatistas respaldados por Moscú han luchado allí desde la primera intervención militar de Rusia en Ucrania en 2014.

El ministro de Defensa ruso, Serguéi Shoigu, informó al presidente Vladimir Putin que Luhansk había sido "liberada", dijo el Ministerio de Defensa, después de que Rusia dijera anteriormente que sus fuerzas habían capturado aldeas alrededor de Lisichansk y rodeado la ciudad.

El ministro dijo que el Ejército ruso y sus aliados en la zona habían "obtenido el control total de la ciudad de Lisichansk".

Yuriy Sak, asesor del ministro de Defensa ucraniano, declaró por teléfono a Reuters que "no puede confirmar que Lisichansk esté bajo el control total de Rusia". El servicio de prensa del Ministerio de Defensa ucraniano no respondió a una petición de comentarios.

Representantes ucranianos, que dicen que las referencias a la "liberación" del territorio son propaganda de guerra rusa, habían informado de intensas descargas de artillería sobre zonas residenciales.

"Es probable que las fuerzas ucranianas hayan llevado a cabo una retirada deliberada de Lisichansk, lo que provocó la toma de la ciudad por parte de Rusia el 2 de julio", escribieron en una nota informativa los analistas del Instituto para el Estudio de la Guerra, un grupo de expertos con sede en Washington.

El grupo basó su evaluación en imágenes que mostraban a soldados rusos caminando despreocupadamente por los barrios del norte y el este de Lisichansk, y que sugerían que quedaban pocas o ninguna fuerza ucraniana.

Al oeste de Lisichansk, la ciudad de Sloviansk fue alcanzada el domingo por potentes bombardeos con lanzacohetes múltiples y muchas personas murieron y resultaron heridas, según el alcalde de la ciudad, Vadim Lyakh.

Miles de civiles han muerto y ciudades han sido arrasadas desde la invasión y Kiev acusa a Rusia de atacar deliberadamente a los civiles, algo que Moscú niega.

Rusia afirma que lo que denomina su "operación militar especial" en Ucrania tiene como objetivo proteger a los rusoparlantes de los nacionalistas. Ucrania y sus aliados afirman que se trata de un pretexto sin fundamento para su flagrante agresión que pretende apoderarse de territorio.

El Ministerio de Defensa de Rusia también dijo el domingo que se había atacado la infraestructura militar de Járkov, la segunda ciudad más grande de Ucrania en el noreste del país, donde las fuerzas locales han estado construyendo fortificaciones de hormigón después de los bombardeos nocturnos, dijo un reportero de Reuters.

Ucrania afirma que decenas de civiles han resultado heridos o muertos en la región en las últimas semanas.

A unos 70 kilómetros de Járkov, en el lado ruso de la frontera, Rusia informó de explosiones el domingo en Belgorod que, según dijo, dejaron al menos tres muertos y destruyeron casas.

(Reporte adicional de las oficinas de Reuters y Leah Millis en Járkov; escrito por Lincoln Feast y Aidan Lewis. Editado en español por Javier Leira)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.