Carmen Campuzano quiere recuperar el rostro que la llevó a ser una de las modelos más famosas de México

Por José Rivero-. La adicción a las drogas y al alcohol llevó a Carmen Campuzano a perder el éxito como modelo, la cercanía con sus hijas, sus ahorros y su belleza. No obstante, a sus 48 años busca reconstruir su vida, y ahora quiere recuperar el rostro que la llevó a ser una de las modelos más famosas de México.

Carmen Campuzano en el 2018/Mezcalent

Una nueva esperanza

La nueva oportunidad que se le presentó podrá verse en televisión el próximo lunes 29 de abril. Así es, la DJ será parte de la nueva temporada del programa ‘Botched’, de la cadena E! Entertainment, en el cual las personas acuden en busca de un arreglo a malformaciones generadas por cirugías pasadas.

El avance del programa de los cirujanos Paul Nassif y Terry Dubrow muestra a Carmen contando que tuvo un grave accidente y que le injertaron un implante en la nariz. Se desconoce aún el diagnóstico, pero se puede ver que el médico no tiene grandes esperanzas por su caso.

Las tragedias


En el avance del show, solo mencionan que Carmen tuvo un accidente, pero en realidad esa fue una de las tragedias de su vida. Tuvo varias…

Carmen Campuzano era una de las top models mexicanas cuya belleza la llevó a posar en tres ocasiones para la revista Vogue de ese país. Pero de la gloria pasó al infierno, cuando la cocaína llegó a su vida en medio de problemas emocionales y traiciones de pareja.

Asimismo, una enfermedad bacteriana llamada leptospirosis dañó su organismo, pero hubo quienes no lo creyeron. De todas formas, ella ha asegurado que sí fue verdad la existencia de la bacteria y que jamás jugaría con cuestiones de su salud. Trató el problema con medicamentos, pero es consciente de que el consumo de cocaína también dañó su nariz.


El accidente

En 2002, intoxicada, Carmen cayó de un taxi en movimiento en la zona del Ajusco, al sur de Ciudad de México. Sin embargo, ella no recuerda nada. Solo sabe que los paramédicos la recogieron en la carretera y recién fue consciente cuando despertó en el hospital.

Cayó en coma y tuvo fracturas de columna, cuello, cadera y pelvis. Su caso se convirtió en un circo mediático y los programas de espectáculos de Televisa (‘La Oreja’) y TV Azteca (‘Ventaneando’) peleaban por entrevistarla, pese a su frágil estado de salud.

Por varios años los medios siguieron de cerca sus recaídas e ingresos a centros de rehabilitación apoyada por su expareja, el actor Andrés García.

“Estuve a un paso de convertirme en una pepenadora de la calle. Le pedí a Dios echar reversa, fue muy doloroso para mí, perdí todo literalmente todo, lo único que me quedaba era la salud entre comillas y dije ‘no quiero volver a vivir esto'”, dijo en 2017 a ‘Ventaneando’.

Una nueva vida

Carmen tiene casi 6 años sobria, y además de ocasionales apariciones como modelo, se convirtió en Dj para centros nocturnos de la comunidad gay, donde es conocida como “Dj Campu”.


También, brinda conferencias sobre adicciones y la prevención del suicidio, donde comparte su testimonio de cómo ha sido resurgir de las cenizas y luchar día a día para no recaer en las drogas. Le gusta describirse como “mágica, etérea e inalcanzable” y compartir su testimonio de supervivencia, porque es consciente que tuvo muy de cerca la muerte.