El Valencia entra en la 22-23 con todo por decidir

·3  min de lectura

Valencia, 30 jun (EFE).- El Valencia abre formalmente este 1 de julio el ejercicio 2022-2023 con todo por decidir en el capítulo deportivo, ya que únicamente ha cerrado la contratación del técnico Gennaro Gattuso y el fichaje del delantero Hugo Duro.

Con independencia de los condicionantes derivados del “fair play” financiero, a nivel deportivo solo las salidas por finalización de contrato y las correspondientes a las cesiones de la campaña que ahora acaba son una realidad.

El balón continúa en el tejado de las salidas de los hombres con más mercado del club de Mestalla, en especial Carlos Soler, Gonçalo Guedes y también José Luis Gayà.

Aunque todas las especulaciones apuestan por su marcha, en especial la de Soler y Guedes, nada es definitivo en este momento, de la misma forma que hombres como Jesper Cillessen o Maxi Gómez podrían no tener asegurado un puesto en el equipo para el ejercicio que ahora se estrena.

De entre los cedidos, Omar Alderete se despidió formalmente del Valencia hace varias semanas, Ilaix Moriba y Bryan Gil podrían interesar, pero sus condiciones son prohibitivas y otros jugadores como Hélder Costa o Eray Cömert no encajan en el proyecto que ahora se abre.

Mucho más complicado es el tema de las entradas, condicionado por la concreción de las despedidas y por el amplio abanico de posibilidades que ofrece el mercado, aunque por el momento nada se haya convertido en realidad.

Las posibilidades de renovación de hombres como Hugo Guillamón o Giorgi Mamardashvili son condicionantes a la hora de confeccionar la próxima plantilla, pero las incógnitas son todas a día de hoy y las realidades ninguna, con el también condicionante de la cercanía del agente Jorge Mendes al club.

Esta próxima semana, el equipo abre el telón de la campaña con el inicio de los entrenamientos a cuarenta días del comienzo de la Liga, fijado formalmente para el 14 de agosto en Mestalla ante el recién ascendido Girona.

Cuando empiece a rodar el balón restarán más de dos semanas para el cierre del mercado, fijado para el 1 de septiembre y, con toda probabilidad y tal y como ha ocurrido en las últimas campañas, más de un fichaje todavía no habrá aterrizado de en Valencia.

No hay que olvidar que aunque el pasado año Alderete ya estuvo disponible en el primer encuentro de Liga, futbolistas como Dimitri Foulquier, Hugo Duro o Hélder Costa no estrenaron la camiseta del Valencia hasta el mes de septiembre, los dos primeros para convertirse en habituales en las alineaciones del técnico José Bordalás.

Otra de las cuestiones sin resolver es la del papel que los hombres más jóvenes van a jugar en el primer equipo de un club que hasta ahora se ha llenado la boca de proclamar que el futuro estaba en su cantera, algo que dependerá no solo de las necesidades de la entidad, sino también de lo que aprecie Gattuso en los primeros entrenamientos y partidos de pretemporada.

Koba Lein, Jesús Vázquez (uno de los tres laterales izquierdos del equipo en estos momentos junto a Gayá y Toni Lato), Mosquera, Iranzo, Tárrega, Yellou o Mario son jugadores cuyo futuro continua en el aire, así como el de alguno que pueda retornar tras cesión como Manu Vallejo.

Con el puzzle por componer y sin expectativas de que se componga en las semanas inmediatas, se abre un ejercicio marcado por la necesidad de que el equipo rinda mejor que en las tres últimas campañas y con el temor de que solo dé de sí para evitar una clasificación peor que el noveno puesto del último campeonato.

Alfonso Gil

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.