Anuncios

Camino al Oscar: Oppenheimer, la película de Christopher Nolan, arrasó en los Bafta y Emma Stone confirmó su favoritismo

La actriz Emma Stone posa con su premio por su actuación en Pobres craituras
La actriz Emma Stone posa con su premio por su actuación en Pobres craituras - Créditos: @Vianney Le Caer

Se considera a los premios Bafta como los más importantes del cine en Europa, algo así como el Oscar de Inglaterra. La ceremonia de este domingo se realizó en el Royal Festival Hall de Londres. Como es costumbre, en esta ceremonia clave en el camino a los premios de la Academia de Hollywood, el listado de famosos que asistieron fue tan amplio como impactante e incluyó en su tránsito por la alfombra roja al Príncipe Guillermo, Cillian Murphy, Lily Collins y Naomi Campbell, entre tantos otros.

El director inglés Jonathan Glazer y el productor canadiense James Wilson muestran el premio a la prensa por el film La zona de interés
El director inglés Jonathan Glazer y el productor canadiense James Wilson muestran el premio a la prensa por el film La zona de interés - Créditos: @Ian West

De antemano, las películas que partían como favoritas según el jurado de la Academia Británica de las Artes Cinematográficas y de la Televisión eran Oppenheimer, de Christopher Nolan, con 13 candidaturas y cosechando un rotundo éxito de público en el Reino Unido. Con 11 nominaciones, le seguía de cerca Pobres criaturas, la película de Yorgos Lanthimos, que competía en rubros como mejor película y actriz, de la mano de Emma Stone. Y en un tercer escalón aparecían Los asesinos de la luna y La zona de interés, con 9 nominaciones cada una.

Como sucedió con otras entregas, Barbie, que en el primer borrador había empatado a Oppenheimer y Los asesinos de la luna con 15 candidaturas, se tuvo que conformar con 5 sin figurar en los rubros de mejor film ni mejor director. De todos modos, las sorpresas no quedaban en eso ya que tampoco figuró en el listado final Martin Scorsese, en la categoría de director; ni Lily Gladstone, por actriz principal.

Christopher Nolan, a la izquierda, junto a sus dos productores de Oppenheimer, la película que cumplió con lo que se esperaba de ella en la premiación
Christopher Nolan, a la izquierda, junto a sus dos productores de Oppenheimer, la película que cumplió con lo que se esperaba de ella en la premiación - Créditos: @Vianney Le Caer

Finalmente, Oppenheimer, la imponente obra de Christopher Nolan, fue la que lideró la 77a. edición con siete galardones. Acaparó el de película, dirección, a sus actores Cillian Murphy y Robert Downey Jr., además de tres distinciones técnicas: fotografía, edición y música. De este modo, se llevó más de las mitad de las nominaciones por la cual competía. En su mayoría son categorías en las que se presumía su triunfo. No apabulló en el cómputo general pero materializó más de la mitad de sus candidaturas (13).

El Bafta para Emma Stone encabezó la cosecha de Pobres criaturas, film que también acaparó el de apartados técnicos como diseño de producción, efectos visuales, vestuario y maquillaje. En el mapa de lo hispanoparlante, La sociedad de la nieve, el film sobre el accidente de los jugadores de rugby uruguayos en la Cordillera de los Andes que competía como mejor película de habla no inglesa, se quedó con las manos vacías. El esperado premio fue para La zona de interés, que también se llevó el de mejor película británica y el de sonido.

La actriz Da'Vine Joy Randolph con su premio por mejor actriz de reparto a partir de su trabajo en Los que se quedan
La actriz Da'Vine Joy Randolph con su premio por mejor actriz de reparto a partir de su trabajo en Los que se quedan - Créditos: @JUSTIN TALLIS

Anatomía de una caída se llevó el Bafta al guion original, mientras que American Fiction salió victoriosa en la categoría de guion adaptado. En animación, el prestigioso galardón fue para El chico y la garza, la película del maestro Miyazaki. En tanto, en documental, la victoria fue para otra propuesta que partía como favorita: 20 días en Mariúpol.

La gala fue presentada por el actor David Tennant y contó con la actuación musical de Sophie Ellis-Bextor, quien cantó su clásico “Murder on the dance floor”. La joven Mia McKenna-Bruce, actriz de How to Have Sex, logró el trofeo a la estrella ascendente, otorgado por voto popular, mientras que Da’Vine Joy Randolph se llevó el de actriz de reparto por su participación en la película Los que se quedan, de Alexander Payne.