Cómo saber si tienes piel sensible

Pilar Tapia
·3  min de lectura

Mucho se habla (y se escucha) acerca de la sensibilidad cutánea, pero ¿cómo darnos cuenta de que tenemos piel sensible? La manera correcta es consultar con un dermatólogo. Sin embargo, si por el confinamiento no tienes acceso a un especialista en el cuidado de la piel, te damos algunos indicios que podrían indicarlo.

Foto: dimid_86/istock
Foto: dimid_86/istock

Para empezar, es importante saber a qué se le considera ‘piel sensible’... No se trata una enfermedad, sino que suele ser un síntoma de otra afección.

Es posible que ni siquiera sepas que tienes la piel sensible hasta que sufres de una mala reacción a un producto cosmético, como un jabón o un humectante, informan desde Healthline.

Signos de piel sensible

1. Los productos cosméticos y de skincare hacen que tu piel se enrojezca y te pique

Como era de esperar, los productos cosméticos son uno de los principales desencadenantes de la piel sensible, y también uno de los indicadores más claros de este tipo de piel.

"Sabrás que tiene al menos un cierto grado de sensibilidad si, después de aplicar un producto para el cuidado de la piel o un maquillaje, tu cutis comienza a picar, arder, enrojecer o simplemente sentirse incómoda. Una forma de evitar esto es realizar siempre una prueba de parche antes de invertir tu esperanza (y dinero) en un nuevo producto", explica en Mind Body Green el dermatólogo Alan Dattner.

2. Tu piel suele estar tensa, irritada o con picazón tras limpiarla

Para los tipos de piel sensible, el uso de un limpiador facial puede hacerle sentir tirante e incómoda, incluso con picazón e irritación.

Si este es tu caso debes prestar especial atención a elegir el limpiador correcto.

"Evita los astringentes a base de alcohol y los limpiadores espumosos", recomienda en el mismo portal la dermatóloga Purvisha Patel. Además, las personas con piel sensible también deben mantenerse alejadas de los exfoliantes faciales, que pueden causar más inflamación.

También te puede interesar: Coronavirus: aunque no salgas de casa debes usar protector solar

3. Los cambios en el medio ambiente afectan tu piel

Los cambios climáticos o la contaminación del aire también podrían repercutir en tu piel sensible. Si alguna vez experimentaste un brote de enrojecimiento mientras estabas de vacaciones en un clima tropical o tuviste una erupción cutánea al visitar un área con niveles más altos de contaminación del aire, es posible que tenga piel sensible.

4. Las fragancias no son tus aliadas

Sabemos qué bien huelen los productos para el cuidado de la piel y ni hablar de los perfumes, pero si tienes piel sensible reconocerás que por más rico que huelan, las secuelas que dejan en tu piel hacen que prefieras evitarlos.

Así es: los dermatólogos dicen que los perfumes son responsables del 30 al 45% de los casos de dermatitis alérgica de contacto.

También te puede interesar: Aprovecha tu confinamiento en casa para renovar tu cabello con estas recetas DIY

Resulta que la fragancia no es una sustancia química. Es un grupo de ingredientes que se combinan para crear el aroma. Las fragancias pueden estar compuestas por cualquiera de más de 3,000 ingredientes diferentes y, entre ellos, hay algunos que no son dañinos y otros que podrían ser alérgenos y sensibilizadores.

Si tienes dudas y antes de hacer cambios en tu rutina del cuidado de la piel, consulta con un dermatólogo.