Esmeralda Pimentel, la mujer perfecta que nos dio una lección con su cambio de look

·5  min de lectura
Esmeralda Pimentel (Getty Images)
Esmeralda Pimentel (Getty Images)

POR | Luis Moreno-. Instagram es para muchos una red social inclinada a la superficialidad. A fin de cuentas es una plataforma que apoya fundamentalmente en cuestiones de imagen. Hay, sin embargo, celebridades que le han dado un giro a las posibilidades de dicho espacio. Tal es el caso de la actriz Esmeralda Pimentel, que además de ser una de las celebridades del momento, se ha convertido en alguien que aboga por destruir cánones de la supuesta “perfección” para, en cambio, reivindicar un sentido más incluyente de la belleza.

Desde joven, Esmeralda fue parte de la industria dedicada a sostener los estándares tradicionales de la estética. Con apenas 18 años fue finalista de Nuestra Belleza Jalisco, lo cual le llevó al magno concurso de Nuestra Belleza 2007, en donde fue segunda finalista. Esto impulsó su carrera hacia el terreno artístico: como modelo y actriz destacó por su envidiable aspecto físico, aunque al poco tiempo también demostró ser talentosa y tener un buen corazón.

Esmeralda Pimentel en el fashion show de México en 2018 (Getty Images)
Esmeralda Pimentel en el fashion show de México en 2018 (Getty Images)

Desde entonces ha intercalado su trabajo como actriz con una faceta filantrópica. La última de ellas tiene que ver con el debate de repensar el concepto de belleza, poniendo en la mesa nuevas narrativas e impulsando nuevas voces y personas que muestren que la perfección como tal no existe, y que más bien cada persona es diferente y digna de ser aceptada.

Uno podría pensar que alguien tan privilegiada como ella podía limitarse a explotar lo que la naturaleza le dio. No obstante, ella ha ido a más y a través de un ejercicio de crear conciencia se ha puesto en los zapatos de los demás, discutiendo las dinámicas que pretendían absorberla a ella misma. En vez de seguir la corriente y beneficiarse, prefirió apuntar a otro horizonte y ser congruente con sus ideales de justicia.

A diferencia de otras figuras del mundo del espectáculo que se esfuerzan por lucir impecables en sus fotos de Instagram, recurriendo incluso a fotógrafos profesionales y a programas de edición para no dejar ni un solo detalle a la especulación, Esmeralda Pimentel predica con el ejemplo y a menudo sube imágenes de su cuerpo en la que no teme mostrar sus ojeras, estrías y una serie de imperfecciones que el medio artístico insiste en ocultar, cuando más bien son cuestiones normales que la sociedad debería asumir como parte de la vida.

Su cruzada no se queda tan solo en el plano de las publicaciones en Instagram.

Esmeralda también forma parte del movimiento “México, hablemos de belleza” dedicado precisamente a repensar los conceptos relativos a lo que resulta o no atractivo de las personas. En compañía de otros representantes del gremio artístico y cultural como Manolo Caro, Karla Martínez, Bárbara Arredondo, Karla Wasabichi y Jocelyn Corona, “México, hablemos de belleza” invita a pensar en nuevas narrativas y a celebrar la diversidad en tiempos donde la discriminación llega ya no solo en términos raciales, económicos y de género, sino también en cuestiones corporales.

El esfuerzo de Esmeralda es loable toda vez que se encuentra en uno de los mejores momentos en su carrera. Su protagónico en “Ahí te encargo” producida por Netflix ha levantado la atención del público hasta posicionar a la película como una de las más vistas en el servicio de streaming en el último trimestre del año. Ahí, Esmeralda interpreta a una mujer empoderada que persigue sus sueños más allá de las imposiciones sociales que existen sobre la vida matrimonial.

Por si fuera poco, mañana Esmeralda hace su cuarta incursión en el teatro con su primer monólogo: "Los vuelos solitarios", en donde hace el papel de Silvestre, una mujer que nuevamente rompe con cualquier concepción de feminidad. Aunque la obra tendrá, al menos por ahora, tan solo dos funciones, Esmeralda sorprendió a todos al cortar su largo cabello hasta dejar un aspecto andrógino que levantó críticas entre las voces más conservadoras ante las que ella ha hecho oídos sordos.

View this post on Instagram

Me enamoré de ti, Silvestre, desde la primera lectura en la soledad de mi casa. Y como en el amor nunca me he quedado a medias, te lo entregué todo. Mi pelo, mis sueños, mis fisuras, mis carcajadas, mi corazón, mi magia y a hasta mi canto. 😂 Silvestre, protagonista de “LOS VUELOS SOLITARIOS” es un personaje entrañable porque es incapaz de mentir, no sabe, no puede, no le sale; y, porque además , nadie le enseñó a expresar sus emociones mejor que a un costal de papas. En medio de una marcha contra el gobierno y en una sociedad en la que se siente cada vez más desplazada, Silvestre hace una crítica profunda a la simulación y a las falsas preocupaciones sociales, políticas, ecológicas desde su humor ácido e irreverente. Pero sobre todo, Silvestre, se atreve a indagar en los secretos de su pasado y el de sus padres, para apropiarse de su historia y recuperar la capacidad de CREER en cosas que no existen para confrontar lo indescifrable. Dirección del maestro de maestros, mi admirado @vazquezadrian75 Y bajo la producción de mis ángeles guardianes @magnificoent y @herecomesmx Única presentación en el TEATRO DE LA CIUDAD ESPERANZA IRIS (sueño hecho realidad pisar este escenario) el 14 de Octubre, y 🔸VÍA ONLINE/STREAMING 🔸única función el 17 de Octubre. Boletos a la venta en mi bio. “Si planeas estar aquí por un rato, mi valiente y amada Silvestre, más te vale inventarte una buena historia.” Quién se atreve?

A post shared by Esmeralda Pimentel (@esmepimentel) on

"Hay gente que me dice ¿cómo te cortaste el pelo de manera tan radical para dos funciones? Pero para mí tiene todo el valor del mundo, creo que estamos justo en el momento en el que nos damos cuenta de cómo se va la vida tan rápido, cómo todo cambia, entonces una función o dos significa todo para mí, en ese sentido vale la pena cortarme el pelo y vulnerarme y conocer quién soy yo", aseguró la actriz según recoge el diario El Universal.

En la obra, dirigida por Adrián Vázquez, Esmeralda interpretará a varias facetas como parte del personaje, un reto histriónico que contrasta con lo austero de su vestuario que se limita a la utilización de pantalones, camisetas sin mangas y botas. Ello, sumado al corte de cabello al borde de la usanza militar, pondrá en foco en sus capacidades actorales, un minimalismo que representa uno de los grandes retos de su carrera.

Esmeralda Pimentel (Getty Images)
Esmeralda Pimentel (Getty Images)

Con ese trabajo, más los esfuerzos realizados desde el activismo, queda claro que Esmeralda es uno de los personajes de mayor valentía dentro del medio artístico mexicano. Ya antes había estado metida en Hábitat México y la organización Caritas, enfocadas a la ayuda de personas desfavorecidas. Ahora, al replantear y borrar estereotipos arraigados al mundo de las celebridades, Esmeralda se erige como algo más que una actriz. Se trata ya de una líder que derriba mitologías sobre la imagen, alguien que muestra que fuera de la perfección existen otros tipos de apariencias y que ellas también tienen derecho a mostrarse.

MÁS HISTORIAS QUE TE PUEDEN INTERESAR:

"Súbete a mi moto" decepcionará hasta a los fans de Menudo

Danna García revela su episodio más triste: el acoso sexual que sufrió de un director de Hollywood

La furiosa reacción del exMenudo René Farrait contra "Súbete a mi moto": "Me dan ganas de vomitar"

EN VIDEO: Tom Cruise filma nueva Misión: Imposible en Roma